SU ANTECESORA GASTÓ 185.000€ EN 2011 EN ESTE CONCEPTO

La Defensora del Pueblo, la primera en dar ejemplo: ni dietas ni gastos de protocolo

La nueva Defensora del Pueblo, Soledad Becerril, ha suprimido todas las dietas para altos cargos y funcionarios de la institución que representa. Así consta en el

Foto: La Defensora del Pueblo, la primera en dar ejemplo: ni dietas ni gastos de protocolo
La Defensora del Pueblo, la primera en dar ejemplo: ni dietas ni gastos de protocolo

La nueva Defensora del Pueblo, Soledad Becerril, ha suprimido todas las dietas para altos cargos y funcionarios de la institución que representa. Así consta en el proyecto de presupuestos aprobado el pasado lunes por la Mesa del Congreso y del Senado, y en que el organismo aplica una nueva reducción presupuestaria del 3,25% con respecto al año pasado. En total 471.600 euros de ahorro. Becerril cumple así con la promesa de austeridad a la que la Defensora se comprometió nada más tomar posesión de su cargo, el pasado mes de julio.

“No se puede decir que mis antecesores no hayan sido unas personas austeras, pero siempre se puede hacer un poquito más”, dijo entonces Becerril, en una de sus primeras entrevistas como Defensora del Pueblo. Dicho y hecho, la ex alcaldesa de Sevilla ha recortado sensiblemente la partida de indemnizaciones por razón de servicio suprimiendo por completo las dietas para altos cargos y funcionarios y reduciendo los gatos previstos en locomoción, donde la rebaja es una consecuencia directa de la medida que ya adoptó hace unos meses de reducir a la mitad, de seis a tres, el número de vehículos oficiales adscritos a la institución. En total, la partida ha sufrido un recorte de un 19,46%.

Se disminuyen también los conceptos de material de oficina, repuestos para maquinaria y utillaje, atenciones protocolarias, reuniones, conferencias y cursos, estudios y trabajos técnicos, y se elimina la dotación para el seguro anual del coche de incidencias al haberse suprimido.

La institución gastó, solo en dietas, un total de 83.628 euros en el 2011, tal y como se deduce del balance de sumas y saldos del citado organismo al que ha tenido acceso este diario. La Defensora del Pueblo solo mantendrá los gastos de comida de conductores y escoltas, para lo que ha presupuestado 20.000 euros, y las comidas de altos cargos y funcionarios que se produzcan solo en aquellos viajes que sean oficiales. A esta excepción se destinan otros 31.000 euros.

La partida de locomoción, por otro lado, ascendió el año pasado a 96.380 euros. En 2013, el presupuesto reduce esta cantidad a 61.500 euros. Otros 32.000 euros están presupuestados para el alojamiento en esos mismos viajes oficiales.

La propia Becerril reconoce, en la presentación de los presupuestos, que su institución “asume que la situación económica obliga a todas las instancias públicas a comprometerse en un esfuerzo común de austeridad”. Por ello, confía en hacer frente a los problemas que puedan derivarse de este recorte “aumentando la dedicación de su personal y mediante la adopción de nuevas iniciativas de gestión que buscarán incrementar la eficacia”. Desde que comenzó la crisis, desde el año 2009, la institución ha sumado cuatro ejercicios de recortes presupuestarios que han reducido sus cuentas en un 12,19%.

Sin gastos de protocolo

Becerril también ha cumplido con su promesa de reducir a cero los gastos protocolarios porque, como dijo en julio en una entrevista a ABC, “se puede invitar a un café, pero nada más”. Solo en 2011, la partida de “atenciones protocolarias y representativas” sumó la nada desdeñable cifra de 101.760 euros.

En otras partidas, sin embargo, las intenciones de Becerril no se han podido cumplir tal y como ella había manifestado. La Defensora anunció también en julio que “los estudios y trabajos técnicos se harán dentro de la casa, salvo que sea algo muy, muy especializado y la partida de 170.000 euros casi va a desaparecer”. Lo cierto es que esta partida tendrá una dotación de 136.500 euros, de los que 10.000 están presupuestados para “traducciones de quejas” y otros 12.000, para “informes encargados a profesionales o entidades”.

El presupuesto también incluye, por último, la indemnización por cese que le corresponde a la ex titular de la institución, María Luisa Cava de Llano, que recibirá en el 2013 un total de 82.000 euros, el 80% de su antiguo sueldo, en 13 pagas. Tiene derecho a esa indemnización durante los dos próximos años. 

España
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
16 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios