EL MENSAJE DEL PSOE DE QUE RAJOY IMPONDRÍA LOS MISMOS RECORTES QUE SUS 'BARONES' NO CALÓ

El PP también arrasa en las comunidades autónomas donde ha metido la 'tijera'

El tsunami electoral se ha llevado por delante al PSOE incluso en las comunidades autónomas donde el PP ha puesto en marcha duros planes de ajuste. El

Foto: El PP también arrasa en las comunidades autónomas donde ha metido la 'tijera'
El PP también arrasa en las comunidades autónomas donde ha metido la 'tijera'
Autor
Tags
    Tiempo de lectura4 min

    El tsunami electoral se ha llevado por delante al PSOE incluso en las comunidades autónomas donde el PP ha puesto en marcha duros planes de ajuste. El candidato socialista, Alfredo Pérez Rubalcaba, confiaba en que calara hondo en el electorado el miedo a que Mariano Rajoy aplicara desde La Moncloa los mismos recortes que sus barones ya han impuesto donde gobiernan. Pero ese mensaje, al que el ex vicepresidente y ex ministro del Interior se aferró como a un clavo ardiendo durante la campaña, se ha demostrado inútil para movilizar a los votantes de izquierda desencantados, que se han refugiado en la abstención o han dado su confianza a IU, UPyD y, en menor medida, al propio PP.

    Castilla-La Mancha es, tal vez, el mejor ejemplo de que la estrategia de Rubalcaba ha sido un rotundo fracaso. El equipo de campaña del candidato socialista repitió hasta la saciedad que los recortes impuestos por la presidenta regional, María Dolores de Cospedal, tras su triunfo en las elecciones autonómicas del pasado 22 de mayo no eran sino la antesala del tijeretazo que Rajoy daría al gasto social si llegaba a La Moncloa, lo que, según el PSOE, pondría en grave peligro el Estado del bienestar. Pero el escrutinio del domingo prueba no sólo que más de cuatro millones de antiguos votantes socialistas han hecho oídos sordos a esa consigna, sino que la inmensa mayoría ha votado en clave nacional, no autonómica.

    Pese a que Cospedal anunció tras el verano que recortaría un 20% los presupuestos de Castilla-La Mancha para 2012, suprimiría 500 liberados sindicales e impondría más horas lectivas al personal docente, entre otras medidas de ajuste, el PP logró el domingo su mejor resultado en unas elecciones generales, doblando casi (55,8%) el porcentaje de votos alcanzado por el PSOE. Los populares se hicieron en mayo, por primera vez en 24 años, con el Ejecutivo autonómico, y ahora han obtenido 14 diputados, por sólo siete los socialistas.

    Extremadura, Madrid...

    Un escenario muy similar al de Extremadura, donde el PSOE también ha sufrido un aparatoso revolcón electoral a pesar de que el presidente regional, el popular José Antonio Monago, anunció poco después de su llegada al poder un recorte del gasto de entre el 10% y el 20%. El empate a cinco escaños que los dos principales partidos mantenían desde el año 2000 se rompió el domingo en favor del PP (6-4), que sacó una ventaja de casi 100.000 votos a su más directo rival. Ni siquiera IU, que con su abstención facilitó la investidura de Monago tras los comicios de mayo, ha pagado la factura de su traición: la formación que lidera Cayo Lara ha obtenido ahora en Extremadura 17.000 votos más que entonces, mientras que el PSOE ha perdido 120.000 apoyos.  

    En la Comunidad de Madrid, donde los recortes en Educación de la presidenta regional, Esperanza Aguirre, han puesto en pie de guerra a los sindicatos de enseñanza, el triunfo del PP ha sido aún más arrollador. Es cierto que los populares han perdido algo más de 30.000 votos respecto a las elecciones generales de 2008, pero si entonces sacaron solo 10 puntos de ventaja al PSOE, ahora esa diferencia casi se ha duplicado: 50,8% frente al 26% de los socialistas, que han perdido cinco escaños. Por si fuera poco, el PP ha ganado en 177 de los 179 municipios de la región.

    Y lo que vale para el PP a escala nacional sirve también para CiU en Cataluña. Los nacionalistas catalanes no solo parecen no haber sufrido el desgaste de su primer año en el Ejecutivo autonómico, sino que han salido indemnes, a juzgar por los resultados del domingo, de los drásticos recortes en sanidad que han puesto en marcha desde la Generalitat. Pese al profundo malestar social provocado por esos ajustes, CiU ha logrado por primera vez en la historia el triunfo en unas elecciones generales, desbancando al PSC. La formación encabezada por Josep Antoni Duran Lleida ha pasado de 10 a 16 diputados, mientras que los socialistas de Carme Chacón se han dejado nada menos que 11 escaños.    

    España
    Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
    7 comentarios
    Por FechaMejor Valorados
    Mostrar más comentarios