ESTE LUNES COMIENZA LA VISTA

El juicio de Ballena Blanca contra el blanqueo de capitales “podría quedar en nada”

El banquillo de la  Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Málaga ya está listo para que el lunes lo ocupen los 19 acusados de la

Foto: El juicio de Ballena Blanca contra el blanqueo de capitales “podría quedar en nada”
El juicio de Ballena Blanca contra el blanqueo de capitales “podría quedar en nada”

El banquillo de la  Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Málaga ya está listo para que el lunes lo ocupen los 19 acusados de la trama de Ballena Blanca, una de las mayores operaciones realizadas en Europa contra un entramado de empresas que se creó para blanquear dinero negro obtenido de manera ilegal a través de adquisiciones inmobiliarias. El abogado Fernando del Valle y otras 18 personas vinculadas a su bufete se sentarán en el banquillo cada semana, lunes y miércoles, durante seis meses, acusadas de blanquear 12 millones de euros, parte del cual procede del narcotráfico.

 

La Operación Ballena Blanca se destapó en marzo de 2005 con la detención de medio centenar de personas de varias nacionalidades por su presunta implicación en una red que supuestamente había blanqueado en Marbella más de 250 millones de euros, y a la que se intervinieron recursos por 350 millones y más de 250 fincas. Lo cierto es que, de todas las imputaciones que realizaron, la mayoría fueron sobreseídas y sólo han quedado 19 imputados con penas que oscilan de los tres años de reclusión a los 15 años de prisión para el principal implicado Fernando del Valle.

 

En el banquillo se sentarán diferentes imputados vinculados al despacho de abogados marbellí de Fernando del Valle. La Fiscalía Anticorrupción acusa a este letrado y a sus empleados y clientes de formar un entramado de empresas pantalla para blanquear dinero obtenido de manera ilegal y ocultar a los dueños reales de ese patrimonio. El Ministerio Público estima que el dinero supuestamente blanqueado y puesto a buen recaudo en paraísos fiscales asciende a 12 millones de euros. Entre los clientes de Del Valle se encuentra el narcotraficante franco-argelino Sophiane Hambli, que se sentará en el banquillo. Del Valle se enfrenta a una petición fiscal de 15 años de prisión y 37 millones de euros de multa.

 

Llorca, el desaparecido

 

Pero no estarán todos. José Manuel Llorca, el eslabón perdido entre Ballena Blanca y el agujero financiero del Caso Fórum, no se sentará en el banquillo porque se encuentra en paradero desconocido. El empresario, buscado por la Audiencia Nacional por blanqueo de dinero y que se esconde fuera del país, ha vuelto locos a los investigadores debido a los nombres de pila y apellidos que ha empleado para inscribir sociedades y empresas en España.

 

En concreto, la sociedad que se investiga en Ballena Blanca es la de Pharus SL. Según los agentes de la investigación, “hubo que desglosar una maraña de sociedades para llegar a una conclusión: “Se desprende de los informes citados que la entidad Pharus SL realiza actividades inmobiliarias altamente sospechosas de blanqueo de capitales con la entidad Grupo Unido de Proyectos y Operaciones, participada al 100% por Forum Filatélico”. El empresario finés Aki Kujala, uno de los principal imputado en la operación Ballena Blanca, que ya ha cumplido ocho meses en prisión, sí tendrá que ir a juicio para defenderse de los tres años de prisión que la fiscalía ha pedido para el por blanqueo de capitales.

 

El abogado de Correa, el mismo que el de Kujala

 

Este imputado ha despertado cierta expectación. Su abogado José Antonio Choclán, el mismo letrado que defiende a Francisco Correa, pedirá la absolución. Según el informe de la defensa a la que ha tenido acceso El Confidencial, el abogado alega que “el único material incriminatorio que soporta la imputación es un atestado policial, con valor de mera denuncia, del que se ha demostrado que parte de presupuestos manifiestamente erróneos e insuficientemente investigados”.

 

Según el letrado, la imputación únicamente se asienta “en una indebida inversión de la carga de la prueba, pues no existe dato objetivo alguno que permita obtener con fundamento racional la imputación del Sr. Kujala más allá de meras elucubraciones, sospechas o conjeturas. No ha existido ninguna actividad judicial de instrucción con relación a mi representado. Ninguna diligencia se ha acordado judicialmente que tenga por objeto corroborar los presupuestos erróneos del informe policial”.

 

Relaciones peligrosas con Llorca

 

La relación del señor Kujala con el señor Llorca, según José Antonio Choclan, se entabla con ocasión de la venta de las parcelas en Huertas del Fraile, fincas que había adquirido Aki Kujala de la sociedad Olivo de Nagüeles. “Esta propiedad era del  Sr. Protani, como pago del precio de las participaciones sociales que el señor Kujala tenía en la sociedad Absolute Marbella. Ninguna relación más puede establecerse entre el Sr. Kujala y El Sr. Llorca, esto es, una única operación de venta de terrenos, perfectamente documentada y justificada. Es de resaltar que mi representado no mantuvo ningún trato directo con el Sr. Llorca sino a través de Lucía Valcárcel quien representaba a la sociedad compradora”.

 

Choclán, que se mantendrá firme en su defensa, alegará en todo momento que “la Unidad de Inteligencia para el Blanqueo de Capitales de la Oficina Nacional de Investigación no ha podido establecer ninguna relación entre Aki Kujala y su esposa con las personas físicas enumeradas en el pliego de acusaciones”. El empresario Kujala pasó ocho meses de prisión preventiva en Alahurín de la Torre.

 

El poeta que escribía desde la cárcel

 

El juicio del Caso Ballena Blanca podría quedarse en “nada”, según expertos juristas como Horacio Oliva o José Antonio Choclán, que defienden a los principales imputados,  por falta de fundamentación y pruebas. Lo cierto es que, del cerca del medio centenar de imputaciones, solo han quedado diecinueve. Uno de los casos que fueron sobreseídos fue el del francés Pierre René Elbaz, de 70 años, encarcelado en la misma celda de Aki Kujala y desde donde escribió más de 300 folios una novela aun sin publicar del Caso Ballena Blanca. Cinco meses en el modulo cinco de Alahurín el Grande dieron mucho de sí. El juez Julián Cabrera decidió el sobreseimiento de la causa.

 

El francés Elbaz, socio ahora del abogado chileno Fernando del Valle,  era dueño de una de las urbanizaciones intervenidas por la Policía. Del Valle y Elbaz aparecen en la cúspide de tres compañías que operaban en La Alcaidesa y sus cercanías. Se trata de Carmel Capital, SL, Sea Golf Maintenance y Sea Golf Apartments. El empresario, afincado en Sotogrande ya había salido a la palestra en otras ocasiones por lograr la mediación de Juan Guerra para desbloquear un proyecto urbanístico en Barbate, gobernado entonces por un alcalde socialista. Al final, Juan Guerra no fue juzgado, pero el caso provocó que a partir de entonces sí se considerase delito una actuación como la suya. A raíz de ello fue cuando se modificó el Código Penal para incluir como nuevo delito el de “tráfico de influencias”.

 

Un entramado de sociedades

 

Ballena Blanca podría definirse como una operación que abarca los dos meridianos: del polo Norte al polo Sur. Según la Fiscalía, Del Valle diseñó un entramado internacional de sociedades con conexiones en Turquía, Finlandia, Argelia, Suecia, Irán, Francia y Marruecos y el propio imputado tenía participación en 194 sociedades extranjeras, la mayoría de ellas en Delaware (EEUU) y el resto en paraísos fiscales como Gibraltar, Isla de Man, Panamá e Islas Vírgenes Británicas.

 

El escrito de acusación mantiene que algunas de esas sociedades supuestamente se emplearon para el blanqueo de fondos económicos de origen ilícito por parte de varios de los procesados, clientes del despacho de Del Valle, entre los que figuran individuos relacionados con grupos criminales organizados.

 

En la actuación policial se practicaron registros domiciliarios en Alicante, Sotogrande (Cádiz), y en Estepona, Marbella y Mijas (Málaga) y se intervinieron judicialmente fincas en la Costa del Sol y más de cuarenta vehículos de alta gama. La investigación del caso ha contado con la colaboración de jueces y fiscales de otros países, entre ellos Francia, Holanda, Rusia, Alemania, Reino Unido, Estados Unidos y Canadá.

España
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios