Se busca empresa española para hacerle un traje (y trineo) a Ander Mirambell
  1. Deportes
  2. Otros deportes
ACABA DE EMPEZAR SU OTRA VIDA FUERA DE LA PISTA

Se busca empresa española para hacerle un traje (y trineo) a Ander Mirambell

El piloto barcelonés tiene entre ceja y ceja lograr que el talento nacional haga realidad su sueño: competir con material made in Spain. Las zapatillas, de momento, ya las tiene

“Me haría mucha ilusión competir con toda la equipación de marcas españolas”. Es una mezcla de intrepidez, aventura, riesgo y pasión. Ander Mirambell no se conforma con abrir una vía de exploración en un deporte tan exótico como es el skeleton, también pretende crear una estructura en España para que su disciplina no desaparezca el día que cuelgue el trineo. Comenzó ‘engañando’ a la marca de zapatillas Munich, con sede en Barcelona, y -sin prisa- ahora está en busca y captura de intrépidas firmas (o universidades) que se atrevan a confeccionarle un traje, un casco y un trineo. Después de un puñado de pruebas con las Munich en sus pies ya hay una selección nacional que ha pedido a Ander el contacto de la firma españolapara que les suministre zapatillas de cara al año que viene… Esteéxito espera que sólo sea el principio, algo que también desea el CSD, quese involucraría en esta iniciativa.

“¿Queréis competir con Adidas?”, fue el planteamiento que Mirambell hizo a la empresa barcelonesa para que le acompañase en la temporada que concluyó el anterior fin de semana. Ha pasado de unas zapatillas de atletismo a las que pegó un rallador de queso, a otras que ahora ser la envidia de unos cuantos: “Ander, eres el piloto más elegante de todos”, escuchó recientemente. Los diseños creativos de Munich han llamado la atención de sus rivales. Tanto que ya le han hecho un encargo desde un equipo nacional para que les proporcione 19 pares de deportivas. ¿Aceptará? El mercado es reducido, pero sabiendo que cada par de Adidas –con el monopolio- cuesta unos 250 euros… La propuesta de esta nueva aventura ahí está. Por cierto, el miércoles pasado Ander firmóun acuerdo por cuatro años para seguir vinculado con Munich.

Desafortunadamente para Ander, las zapatillas no constituyen el elemento más diferenciador entre los contendientes, este privilegio es para el trineo. “En 2011 llegué a quedar en la Copa del Mundo decimocuarto, pero desde que cambié de trineo no he obtenido un resultado tan bueno. Y esta temporada he tenido muchos problemas así que voy a comprar otro. El de estos años lo fabrica un austriaco pero dentro de una actividad que para él es secundaria, no viaja a los circuitos y la evolución llega a través de las propuestas de una universidad de Suiza.Viendo los resultados, para el próximo año voy a utilizar uno de una marca inglesa llamada Bromley, me falta elegir el modelo.Me costará entre 8.000 y 10.000 euros. Con este trineo la teoría dice que puedo estar luchando entre el puesto número 15 y el 20”, comenta a El Confidencial, añadiendo que dependiendo de la versión deberá “modificar el estilo de pilotaje”.

En este caso, a Ander también le gustaría poder encontrar la manera de que alguna empresa y/o universidad española se involucrara en la fabricación del primer trineo español de la historia para skeleton. “Me da rabia acudir a especialistas extranjeros teniendo tanto talento en España. Sólo hay que unir las piezas adecuadas para que, como en el caso de Munich, el puzle se complete con éxito”, señala el atleta olímpico. No obstante, es consciente de la dificultad que supone emprender un proyecto que puede ser semejante al ya existente en coches de competición, como la Fórmula Student, en el que estudiantes conforman una auténtica escudería –con departamento de márketing incluido- para diseñar un monoplaza y competir frente a otras universidades a nivel europeo. “Un trineo es infinitamente más sencillo y más barato”, responde Ander cuando se le establece esta comparación.

También el traje es un componente que debe comprarlo fuera de las fronteras nacionales, en este caso a una firma canadiense que también nutre con su tecnología a otros rivales de Mirambell, además de ciclistas como Bradley Wiggins. Dicha empresa acude cada uno o dos años a un túnel de viento para tratar de mejorar los materiales.

El particular casco que se utiliza es de la marca germana UVEX y su fabricación es compleja porque debe pasar la certificación de impacto pertinente y, en cuanto al último elemento que un piloto de skeleton necesita para practicar su deporte, los guantes, es lo de menos. “No existen guantes específicos para mi deporte. Normalmente utilizamos unos de golf o de fútbol americano parael agarre”.

Una vez que la temporada en la pista se ha acabado para Ander, es hora de iniciar su ‘otra’ vida, la que le permite subsistir el resto del año. Sin descuidar la preparación física y alimentando su “ilusión” -la de “competir con toda la equipación de marcas españolas”-, el catalán realizará su trabajo dentro de la LFP, siendo uno de los que hacen posible el proyecto LFP World Challenge, donde el hermano mayor –el fútbol- ayuda a otras disciplinas deportivas.

“El año pasado tuve una experiencia maravillosa, por ejemplo, acompañando en Tailandia a Carolina Marín, cuando se proclamó campeona del Mundo. Muchas veces me he quejado del espacio que ocupa el fútbol en los medios en comparación con el resto, pero este programa me hizo cambiar rápidamente de opinión”, reconoce este fan del Espanyol. En el caso de la jugadora de bádminton, la LFP se encargó de sufragar todas sus necesidades básicas, al tiempo que estaba acompañada por el Almería, club que hizo promoción de la Liga en aquel país. El Villarreal acompañó a las Guerreras de waterpolo en Shanghai, a la postre campeonas de Europa, y a las chicas de hockey hierba fue el Atlético de Madrid en la Universidad de Stanford, San Francisco. “Nunca habían visto tanto material para ellas”, señala con cierta emoción Ander.

Este es Ander Mirambell y estas son sus misiones… piloto de skeleton medio año y tejedor de ilusiones españolas la otra mitad.

Ander Mirambell Consejo Superior de Deportes (CSD)