El día que el Real Madrid enojó a Sergio Ramos ofreciéndole 6 millones de ficha
  1. Deportes
  2. Fútbol
EL sevillano PENSÓ EN ABANDONAR EL BERNABÉU

El día que el Real Madrid enojó a Sergio Ramos ofreciéndole 6 millones de ficha

Finaliza contrato en 2017 y hay pendiente una renovación con mejora de ficha incluida, que en la actualidad es inferior a sus 'compañeros' defensas del once ideal de la FIFA

placeholder Foto:

Hace dos años el Real Madrid navegaba por una temporada quetenía buena pinta pero que concluiría sin premio final: en Liga subcampeones, como en Copa, y en Champions eliminados en semifinales por el Borussia. Antes de este desenlace, ya se oteaba que iban a ser losúltimos partidos en el banquillo para José Mourinho y el club estaba cerca de tomar un nuevo rumbo. Respirando la incertidumbre de este escenario,Sergio Ramos y el Madrid se sentaron para hablar de la renovación -o mejora- de un contrato que finalizaba en un lejano junio de 2017 y que reflejaba una ficha de 5,5 millones de euros. La primera propuesta del club blanco le pareció poco menos que ridícula al futbolista, tanto que ordenó a los suyos buscar habichuelas fuera de España, por potentes clubes en Alemania y Francia.

La mejora salarial ofrecida fue de medio millón de euros para que el sevillano pasara a cobrar 6 millones anuales. Con cierta indignación, mandó preguntar a su entorno si clubes como el Bayern de Munich o el París Saint-Germain estaban dispuestos a hacerse con sus servicios. El Real Madrid, un tiempo después, movió ficha y elevó su propuesta lo suficiente como para que Ramos frenara su intención de cambiar de aires, hasta los 9 millones de euros. Se plasmó hace poco más de unañoaunque no se hizo público y, ahora, el calendario marca un nuevo movimiento de fichas.

Sergio Ramos es uno de los héroes de la Décima, también se erigió protagonista en el Mundialito de Clubes y fue seleccionado dentro del equipo de titulares del ‘Once Ideal de la FIFA’. Su caché, durante 2014, aumentó considerablemente.Quizás como para situarlo a la altura de sus compañeros defensivos que le acompañaron en la mencionada gala de la FIFA –David Luiz, Lahm y Thiago- con salarios superiores a los 10 millones de euros. Aunque este aspecto financiero no es su mayor preocupación.

Y no todo es dinero

Este lunes, El Confidencial ponía su punto de atención en que la cuestión no era simplemente económica y existen otros focos en cuestiones personales que preocupan al de Camas:el respeto, un tratoque haga desaparecer reproches en corrillos como este: “Muy bien tu amigo, ya ha conseguido que nos elimine el Atleti” (espetó Florentino Pérez a José Mercé tras la despedida en Copa de este año).

En diciembre, cuando se le preguntó a Sergio Ramos por su contrato de renovación, contestó lo siguiente: “No estoy preocupado por mi renovación. Nunca me he movido por el dinero. Mi felicidad y la de los míos está por encima de cualquier cosa”. Y bajo esa premisa de la “felicidad” –sin olvidar el asunto económico- se mueve la negociación. Y quienes le rodean apuntan que su “felicidad” la encuentra viviendo en casa, no fuera de España. Club y futbolista están casi obligados a entenderse porque, ¿qué significaría para el madridismo que Florentino dejase escapar (gratis) a Ramos en 2017 si su rendimiento continúa siendo el mismo?

La filosofía del club que preside Florentino Pérez es, si un jugador interesa, tratar el tema de la renovación dos años antes de que concluya su contrato, como es el caso del segundo capitán merengue, que este lunes ha cumplido los 29 años. Sergio Ramos aterrizó en el Santiago Bernabéu en 2005 tras pagar al Sevilla 27 millones y cobrando ‘sólo’ 1 millón de euros, siendo por aquel entonces de los sueldos más bajos de la plantilla. Dos años después se incrementó la cifra hasta los 2,5 millones y en 2011 nuevamente se dobló el salario hasta los 5,5 millones.

Sergio Ramos Real Madrid Santiago Bernabéu Florentino Pérez
El redactor recomienda