España se acostumbra a perder
  1. Deportes
  2. Fútbol
DOMINIo ROJO ANTE FRANCIA PERO SIN PELIGRO

España se acostumbra a perder

España cayó frente a Francia en Saint Denis. Un gol de Remy liquidó a una Roja, con De Gea en el once, que todavía necesita tiempo para rehabilitarse... y goles

placeholder Foto:

Nueva derrota para empezar el curso. El golpe recibido en Brasil sigue fresco en la memoria de una Selección que sin tres de sus grandes activos de la última década (Xavi, Xabi y Villa) poco ha cambiado respecto a los últimos partidos. Toque y más toque sin llegar a ningún sitio. La pelota fue más española que francesa, pero sin profundidad alguna. Mucho sobeteo, pero poca verticalidad y capacidad de sorpresa.

Primer examen tras el fallo del Mundial, y más de lo mismo. Nueva derrota ymejor imagen, pero sin crear sensación de peligro durante los noventa minutos, salvo en una de Silva a siete minutos del final. Al menos en esta ocasión la Selección dio la cara, peleó y corrió más de lo hecho en Brasil. España inició el choque ante Francia sin Casillas y con cuatro de los titulares en el Mundial en el once. Carvajal, San José y Raúl García se estrenaban y lo hicieron cumpliendo, pero sus ganas y energía no fueron suficientes para que la campeona de Europa enderezara el rumbo perdido en Salvador de Bahía y que todavía no ha sido capaz de recuperar.

Del Bosque decidió repartir minutos pensando en el partido oficial del lunes ante Macedonia. Casillas y alguno más como Silva o Pedro iniciaron el partido en el banquillo por aquello de los puntos en juego del próximo partido. El técnico decidió meter más músculo, rodear a Diego Costa de los que le hicieron feliz en el Atlético. Para ello colocó en el once a Raúl García y Koke. Los dos rojiblancos y el resto buscaban al de Lagarto. Lo hacían por tierra y, en especial, por aire, pero el ahora hombre de Mourinho no carbura cuando viste de rojo. Su juego se vuelve previsible y una y otra vez chocaba contra Sakho y Varane. Nada pudo hacer ante los centrales franceses y, de esa manera, los ataques morían una y otra vez sin crear sensación de peligro.

Francia se presentó en Saint-Denis como un calco de lo visto en el Mundial. Sissoko por Cabaye como único cambio. Más fuerza si cabe, teniendo como escuderos a Pogba y Matuidi. Esa sobredosis de potencia llevó a los galos a dominar de inicio, pero bastaron un par de carreras de Carvajal, otras de Ramosy un par de robos de Cesc y Koke para que la pelota pasara a ser española transcurrido el primer cuarto de hora. El de la Juve es una fuerza de la naturaleza y en diferentes fases del partido, incluida una en el minuto 90, se imponía a los españoles por potencia y presencia. Tremendo el francés.

A partir de ese instante, coincidiendo con la primera llegada de Carvajal (el mejor de los de rojo junto a De Gea), el control fue de los de Del Bosque, pero lo cierto es que se podían haber pasado tres días dominando que Lloris no se habría enterado de ese control.Cero profundidad y, por tanto, cero oportunidades. Un par de avisos de Cesc y poco más, aunque también hay que decir que De Gea tan sólo tuvo que lucirse en un par de ocasiones.

Francia se sentía cómoda, tranquila, como esperando esa oportunidad que antes o después iba a llegar. Así cerró la primera parte, con un par de combinaciones entre Valbuena y Benzema como argumento ofensivo. El madridista sigue con su selección su versión blanca actual, es decir, disperso.

El control en la segunda mitad ya no perteneció tanto a España. Los de Del Bosque iban perdiendo fuelle y el poder francés se iba poco a poco imponiendo. Sin lujos, pero llevando más peligro que los Koke, Cesc y Cazorla. El color azul que iba tomando el partido tampoco se traducía en ocasiones. Llegaban más, pero Benzema parecía peleado con el fuera de juego.

El partido pintaba a gafas, a cero a cero, pero en el minuto 73 una falta no pitada sobre Cazorla, una indecisión de la defensa con un jugador menos en ese momento por lesión del asturiano y una perfecta combinación entre Pogba,Benzema y Valbuena fue rubricada con un estupendo remate del recién entrado Rémy. De Gea nada pudo hacer más que mirar cómo entraba el balón. Mazazo.

España no acusó el golpe. Entre el gol y los cambios, la imagen fue a peor salvo en los últimos cinco minutos, en los que un chispeante Silvallevó más peligro hacia Lloris que en los 85 minutos anteriores. Nueva España, nueva decepción.

Ficha técnica

1 - Francia: Lloris; Debuchy, Varane, Sakho, Évra (Digne, m.69); Sissoko (Schneiderlin, m.79), Pogba, Matuidi (Cabaye, m.69); Valbuena (Cabella, m.75), Benzema, Griezmann (Rémy, m.58)

0 - España: De Gea; Carvajal, San José, Ramos, Azpilicueta; Fàbregas (Pedro, m.69), Busquets (Iturraspe, m.46), Koke; Cazorla (Isco, m.78), Diego Costa (Alcácer, m.69), Raúl García (David Silva, m.58)

Goles: 1-0, m.73: Rémy

Árbitro: Alain Bieri (SUI)

Incidencias: Encuentro amistoso disputado en el Estadio de Francia de Saint-Denis ante unos 80.000 espectadores. Antes del partido se rindió homenaje a los vencedores de la Eurocopa de 1984, en la que derrotaron en la final a España, muchos de los cuales estuvieron en el campo.

Señor con maletín

Detrás de toda gran historia hay otra que merece ser contada

Conoce en profundidad las 20 exclusivas que han convertido a El Confidencial en el periódico más influyente.
Saber más
Vicente del Bosque Iker Casillas Selección Española de Fútbol Eurocopa 2016 Noticias de Francia
El redactor recomienda