segunda victoria del murciano

Alejandro Valverde puede con Peter Sagan en un final espectacular

Por segundo día consecutivo, Valverde y Sagan se midieron en el sprint. Esta vez no fue por el segundo puesto, sino por el primero. Y no ganó el campeón del mundo, sino el español

Foto: Alejandro Valverde ganó la etapa con final en Almadés, su segundo triunfo en la Vuelta. (EFE)
Alejandro Valverde ganó la etapa con final en Almadés, su segundo triunfo en la Vuelta. (EFE)

A Alejandro Valverde y Peter Sagan les separan diez años, pero sus duelos podrían haber pasado a la historia del ciclismo. Lo ha evitado que ambos han tenido objetivos diferentes a lo largo de su carreras y no se han medido tanto como cabría esperar en ciclistas de sus características. Valverde ha priorizado muchas veces luchar por la general de las grandes vueltas y apenas ha pisado carreras donde el eslovaco ha ido construyendo su palmarés. En esta Vuelta a España ya han protagonizado dos mano a mano.

El viernes, los dos pelearon por la segunda plaza, pues Tony Gallopin había llegado unos segundos antes y se llevó la victoria de etapa. Sagan superó a Valverde en la meta de Pozo Alcón. Este sábado, el duelo fue aún más espectacular, con el ciclista de Movistar remontando en los metros finales al eslovaco para lograr su segunda victoria de etapa, tras el logrado en la segunda jornada.

El final era ideal para Valverde. En cuesta, con un grupo reducido con la mayoría de 'sprinters' ya descolgados. Pero aguantaba Sagan, que se colocó en cabeza a poco más de 100 metros del final tras superar a Iván García Cortina, el primero en lanzar el sprint. Valverse tardó en arrancar, pero cuando lo hizo superó al campeón del mundo y ganó con claridad.

"Para ganar a (Peter) Sagan aquí hay que estar muy fuerte", declaró Valverde tras cruzar la meta. "Sabía que esta meta era dura, pero no esperaba que tan dura. Ha habido un momento que me he quedado encerrado, pero luego he visto que podría remontar". El ciclista del Movistar dijo que su objetivo no era pelear por la victoria, sino evitar perder tiempo debido a la dureza de los últimos kilómetros. Cuesta creerlo, pues este tipo de finales, como el del viernes, se adaptan muy bien a sus características.

Sagan y Valverde en el final de etapa en Almadén. (EFE)
Sagan y Valverde en el final de etapa en Almadén. (EFE)

Hacía seis años que no ganaba dos etapas en una gran vuelta. Por él no parecen pasar los años. "Más viejo de años sí, pero de forma física y mental no", dijo tras su victoria. Si cuando ganó en la segunda etapa dijo que su trabajo en la Vuelta ya estaba hecho al 80 %, con este triunfo ya puede darlo por hecho. Valverde no ha ocultado que está pensando en el Mundial de Innsbruck, quizá su última oportunidad para vestirse con el maillot arcoíris.

El recorrido es el más duro desde hace mucho tiempo, bueno para un ciclista como él. Y en teoría malo para un corredor como Peter Sagan, pero el del Bora, ganador en los tres últimos años, va a dar guerra. Ha venido a la Vuelta para recuperar su mejor forma. Y con el paso de los días se le ha visto ir a más. "Aunque aún no me siento a tope, siento que mi forma está mejorando todos los días", dijo.

Ciclismo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios