lo descubrió el año pasado

El cantante de Black Sabbath, Ozzy Osbourne, desvela que sufre párkinson

2019 no fue el año de Ozzy Osbourne. El cantante de la banda británica de heavy metal Black Sabbath se enfrentó el pasado año a graves

Foto: Ozzy Osbourne. (Reuters)
Ozzy Osbourne. (Reuters)
Autor
Tiempo de lectura2 min

2019 no fue el año de Ozzy Osbourne. El cantante de la banda británica de heavy metal Black Sabbath se enfrentó el pasado año a graves problemas de salud que le obligaron, entre otras cosas, a suspender ya a finales de enero un concierto que tenía programado en Barcelona además del resto de su gira por Europa. Entonces Osbourne fue diagnosticado con una grave infección respiratoria que podía rápidamente convertirse en una neumonía por las exigencias de los conciertos.

Pero los problemas no quedaron ahí. El artista, que ahora ha calificado a 2019 como el año "más doloroso y miserable" de su vida sufrió en febrero una aparatosa caída por la que se tuvo que someter a dos operaciones y que le sirvió para dar con su diagnostico actual: una variante "moderada de parkinson". Así lo ha contado él mismo este martes en el programa de televisión Good Mornig America, al que ha acudido acompañado de su mujer y representante, Sharon.

"Ha sido terriblemente desafiante para todos nosotros. Di mi último concierto en Nochevieja, luego tuve una fuerte caída y tuve que someterme a una cirugía de cuello que me aturdió los nervios", ha indicado el el rockero. "Es PRKN 2, que es una forma de párkinson. Hay varios tipos diferentes y no es una sentencia de muerte", ha añadido su mujer, que ha aclarado que afecta a los nervios. "Hay días buenos, otros no tan buenos y después uno verdaderamente malo", ha indicado Sharon Osbourne tratando de rebajar la tensión del momento.

Osbourne ha desvelado que está tomando medicamentos para el parkinson y tomando unas pastillas para los nervios. "No soy bueno guardando secretos. Ya no puedo seguir con ello porque es como si me estuviera quedando sin excusas, sabes?", ha confesado a la presentadora para después añadir que tras salir del quirófano notaba el brazo entumecido y las piernas frías. "No sé si era el parkinson o qué, ya sabes, pero ese es el problema. Porque cortaron nervios cuando me intervinieron. Yo nunca había escuchado hablar del dolor de los nervios y es una sensación extraña", ha añadido el Black Sabbath.

Además, el músico y compositor también ha querido dedicar unas palabras a sus fans en la entrevista. "Son mi aire, ya sabes", le ha dicho a la presentadora de GMA. "Me siento mejor. He reconocido el hecho de que tengo parkinson y solo espero que aguanten y estén ahí, porque les necesito", ha añadido.

Cultura

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios