LAS EXPERIMENTAMOS PERO NO SABEMOS DEFINIRLAS

'Baku-shan': ser guapa... de espaldas. Así se dibujan las palabras intraducibles

Algunas sensaciones solo se pueden describir en otro idioma. Esta artista ha recopilado algunas de estas palabras intraducibles y las ha convertido en preciosas ilustraciones

Foto: Gurfa significa en árabe la cantidad de agua que puedes tener en las manos.
"Gurfa" significa en árabe "la cantidad de agua que puedes tener en las manos".

¿Alguna vez has tenido la sensación de no poder nombrar lo que sientes? Es comprensible, ya que hay varias situaciones y sensaciones que no han sido bautizadas en español. Son expresiones intraducibles a otros idiomas pero que representan aspectos muy concretos que todos conocemos. Por ejemplo, el cruel sentimiento de placer derivado de ver la desgracia de alguien, tiene nombre alemán: “schadenfreude”. Otra es “cafuné”, que en portugués significa “pasar delicadamente los dedos por el pelo de otra persona”. No acariciar, sino pasear los dedos por los mechones ajenos con cara de cachorrito. Esa sensación tan cursi tiene un nombre. Incluso hay una palabra que describe el incómodo momento de verse horrible después de un corte de pelo: la japonesa “age-otori”.

Las ilustraciones en proceso de creación (Marija Tiurina)
Las ilustraciones en proceso de creación (Marija Tiurina)

Algunas de estas palabras ya habían llegado a nuestro conocimiento, pero la artista afincada en Londres Marija Tiurina las ha plasmado en ilustraciones para que no solo tengan nombre, también un rostro. "Mucha gente las entiende, pero que poca es capaz de definirlas”, explica en su página web respecto a esta colección que ha creado para neonmob. “He escogido 14 palabras que me han parecido encantadoras y divertidas”.

Kyoikumama (japonés)

“Una madre que presiona sin cesar a su hijo hacia el logro académico”. Así define Marija la primera ilustración, en la que muestra a un niño encadenado en su mesa estudio. Es una palabra peyorativa que designa a una figura estereotipada en Japón.

Luftmensch (yidis)

En su ilustración, Marija explica que “Se refiere a alguien que es un poco soñador y literalmente significa ‘air person’ (persona de aire)”. El yidis es un idioma perteneciente a las comunidades judías, una lengua milenaria que se desarrolló en Europa Central y del Este a partir del siglo X.

Baku-shan (japonés)

"Baku-shan" podríamos definirlo como “es guapa de cara… a la pared”, ya que la artista lo explica en su ilustración como “Una chica guapa, siempre y cuando sea vista desde atrás”.

L’appel Du Vide (francés)

Lo que debe de sentir Spiderman, tal y como ha plasmado Marija. Con los pies del superhéroe al borde de un rascacielos, la autora traduce literalmente esta frase de origen francés como “La llamada del vacío” y explica que se usa “para describir la necesidad instintiva de saltar desde sitios elevados”.

Tretar (Sueco)

Sí, existe incluso una palabra que significa “llenar por tercera vez una taza de café”. Así lo explica la artista, que escribe que “tar” significa en sueco “una taza de café” y “patar”, volver a llenar dicha taza. Una palabra nueva para definir lo que nos hace falta los lunes por la mañana.

Schadenfreude (alemán)

Los malos sentimientos también han sido bautizados. Esta cruel palabra alemana, concretamente, se usa para definir "el sentimiento de placer derivado de ver la desgracia de otro”.

Gurfa (árabe)

Es por la mañana, abres el grifo del baño con los ojos medio cerrados y, con la mano a modo de cuenco, te lavas la cara con agua. ¿Qué tiene esto que ver? Pues que esa pequeña cantidad de agua que eres capaz de coger con las manos también tiene su propia designación: “gurfa”, proveniente del árabe.

Palegg (noruego)

Hasta ahora, los alimentos se dividían en grupos tales como lácteos, carnes, legumbres o verduras. Pero con estas nuevas palabras, se nos descubre uno nuevo. La denominación noruega “palegg” hace referencia a “cualquier cosa que se puede poner en una rebanada de pan”, desde queso hasta tomate pasando por pavo o huevo.

Tingo (pascuense)

El pascuense o rapanui es el idioma hablado por el pueblo Rapa Nui en la Isla de Pascua, en Chile, y tiene una de estas palabras que no podemos definir en todos los idiomas. “Tingo” significa algo tan concreto como “el acto llevarse los objetos que uno desea de la casa de un amigo pidiéndolos prestados poco a poco”.

Torschlusspanik (alemán)

Otra palabra alemana que define uno de los miedos adultos: el de “perder oportunidades a medida de crecemos”. Has perdido tiempo y, si no actúas ya, puedes perder más. Literalmente, se traduciría como “pánico a la puerta que se cierra”. Es un término que se refiere a un fenómeno de la época medieval, a la ansiedad que experimentaban los campesinos cuando las puertas de la ciudad se cerraban por la llegada del enemigo y tenían que llegar a tiempo.

Duende (español)

Única palabra española de la lista. Como explica Marija, “duende” se refiere “al misterioso poder que una pieza de arte tiene para emocionar profundamente a una persona”. Según la RAE, es un “encanto misterioso e inefable, como el duende del cante flamenco”.

Age-otori (japonés)

Salir llorando de una peluquería después de haber pasado por las manos del peluquero tiene un motivo: "age-otori". Esta palabra japonesa significa “estar más feo después de un corte de pelo”. Y aunque es una denominación extraña, es una situación más que común.

Cafuné (portugués)

Del portugués hablado en Brasil, “cafuné” es una de las palabras más bonitas de esta lista. Como plasma la artista, se trata de “el acto de pasar tiernamente los dedos por el pelo de otra persona”. Una acción más suave y delicada que “acariciar”.

Schlimazl (yidis)

Si ya llevas 5 días en que has perdido el autobús por la mañana o que empieza a llover justo cuando sales de casa, igual es que eres una schlimazl. No, no es un insulto. Esta última palabra designa a “una persona con una mala suerte crónica”. ¿Quién no ha pasado por una época así?

Cultura

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios