¿Faltas a tu empleo por enfermedad? Así deberías de comunicárselo a tus jefes
  1. Alma, Corazón, Vida
LOS LUNES, LOS DÍAS CON MAYOR AUSENCIA

¿Faltas a tu empleo por enfermedad? Así deberías de comunicárselo a tus jefes

Quién más, quien menos se ha levantado indispuesto para ir a trabajar, siendo uno de los momentos más comprometidos para el empleado comunicárselo a sus superiores

Foto: ¿Faltas a tu empleo por enfermedad? Así deberías de comunicárselo a tus jefes. (Pixabay)
¿Faltas a tu empleo por enfermedad? Así deberías de comunicárselo a tus jefes. (Pixabay)

Suena el despertador y te levantas con la intención de afrontar un día más de trabajo, pero nada más abrir los ojos te das cuenta de que algo no va bien. Te encuentras febril, muy congestionado y con flojera en todo el cuerpo. Te duchas con la intención de ir a la oficina, pero te das cuenta de que no te encuentras en condiciones de acudir a trabajar: es el momento de llamar a tu superior para avisar de lo que te ocurre... algo que no siempre es sencillo.

En ocasiones, pagan justos por pecadores y el hecho de algún aprovechado quiera sacar tajada de la buena fe de sus jefes, inventándose alguna enfermedad que nunca existió, provoca que exista un mayor recelo a la hora de aceptar que alguien se encuentra indispuesto. Así, Zippia ha elaborado un informe en el que se ofrecen consejos para el trabajador enfermo a la hora de comunicar a sus superiores que ha caído enfermo y que no puede ir al trabajo.

Foto: Una entrevistadora y la candidata a un puesto, durante una entrevista de trabajo. (iStock)

En primer lugar, lo primero que hay que tener en cuenta es cómo comunicarlo. Uno de los consejos primordiales es avisar con la mayor premura posible, no solo cuando te levantes para ir a trabajar, sino incluso prevenir el día de antes si ya notas síntomas. Evidentemente, si no acudes a tu puesto de trabajo pueden pasar dos cosas: o que el trabajo recaiga en otro compañero o que se quede sin hacer, por lo que no está de más que te ofrezcas a recuperar el trabajo perdido o a teletrabajar.

En segundo lugar, y dando por hecho que estés enfermo de verdad, es importante ser convincente en tu explicación de los motivos de tu ausencia. Que tu enfermedad sea contagiosa, que te impida desarrollar la jornada laboral con normalidad o si los síntomas son incómodos para tus compañeros (vómitos, diarrea, estornudos...) pueden ayudarte a la hora de comunicarlo. Pero, bajo ningún concepto, utilices como excusa una enfermedad artificial: la más común, la resaca.

En tercer lugar, es importante saber que no deberías de exagerar una enfermedad. Si tienes pequeñas molestias o tu dolencia no te impide acudir al centro de trabajo, no deberías de magnificar lo que te ocurre para convertir tu jornada laboral en tiempo de ocio. De hecho, es bastante habitual 'cazar' al mentiroso, que suele 'inventar' una enfermedad después de un fin de semana o unirlo a un periodo de vacaciones. Y, en caso de hacerlo, debes asumir las posibles consecuencias.

(EFE)
(EFE)

¿Qué día de la semana se falta más?

Pero Zippia ha ido un paso más allá y ha utilizado este artículo para analizar qué día es el 'preferido' por los trabajadores para ponerse enfermo. Para ello, ha analizado el tráfico del artículo para comprobar cuándo es más buscado y los resultados son claros: el día en el que más se buscan los consejos para no acudir a trabajar es el lunes, con más de un 20% de personas, mientras que el viernes es el menos utilizado. Al fin y al cabo, la semana ya se ha completado.

Además, los datos analizados ofrecen otro patrón habitual: es especialmente buscado durante las festividades. O, dicho de otra manera, los días después de Navidad, de Pascua y del Día de la Madre son los tres en los que más gente se pone enferma. ¿Casualidad o engaño? En ocasiones, las mentiras de los aprovechados que quieren sacar beneficio del sistema terminan por perjudicar al que verdaderamente está enfermo. Pero la picaresca está a la orden del día...

Empleo Trabajo Enfermedades
El redactor recomienda