La decadencia de Occidente: indios, filipinos y egipcios leen más que nosotros
  1. Alma, Corazón, Vida
CAMBIAMOS LOS LIBROS POR LA TELEVISIÓN

La decadencia de Occidente: indios, filipinos y egipcios leen más que nosotros

Poco más de cinco horas y media. Este es el tiempo que los españoles dedican a leer cada semana, casi una hora menos que la media mundial

Foto: El tiempo que los españoles dedican semanalmente a la lectura está por debajo de la media mundial. (Corbis)
El tiempo que los españoles dedican semanalmente a la lectura está por debajo de la media mundial. (Corbis)

Poco más de tres cuartos de hora al día. Este es el tiempo que los españoles dedican de media diaria a leer, excluyendo del cómputo la lectura sobre las pantallas y la realiza por obligaciones laborales o formativas. La media mundial se sitúa en 56 minutos diarios, lo que supone casi una hora más por semana, según los datos de la encuesta World Culture Score Indexsobre hábitos culturales realizada por Nop World en una treintena de países.

Ni las poblaciones de Europa ni de Norteamérica son las más dadas a dedicar parte de su tiempo libre a la lectura, pues sólo cuatro países de estas regiones están por encima de la media: República Checa (siete horas y 24 minutos), Rusia (7:06), Suecia (6:54) y Francia (6:54). El desarrollo económico no parece estar ligado al cultural, más bien al contrario. EEUU no aparece hasta el puesto número 22 de la lista, empatando con Alemania en número de horas semanales dedicadas de media a la lectura (5:42), mientras que Italia ocupa el puesto 24 y Reino Unido el 26.

World Culture Score Index.Por el contrario, son los países económicamente menos desarrollados los que cuentan con una población más ávida por la lectura. En este sentido destacan los egipcios, que dedican siete horas y media a la semana, una más que la media, al igual que los filipinos. Los tailandeses, con casi nueve horas y media, se encuentran en el segundo puesto de la clasificación, sólo por detrás de los indios (diez horas y 42 minutos).

Los estímulos intelectuales provienen de la televisión

La encuesta revela una clara división entre occidentales y orientales, siendo estos segundos los que más leen, y con bastante diferencia. China, por ejemplo, se encuentra en tercer lugar (ocho horas), sólo por detrás de India y Tailandia. Asimismo, Arabia Saudí y Hong Kong están también por encima de la media.

Andalucía, que lideró el ranking de consumo televisivo en febrero, es la comunidad que peores resultados arroja en el informe PISA

La encuesta, que además de contabilizar las horas semanales de lectura, incluye las dedicadas a navegar por internet o escuchar la radio, pone de manifiesto que los países en los que menos se lee, como Estados Unidos o Reino Unido, son también los que más contenidos audiovisuales consumen. Los estímulos intelectuales de la población occidental provienen mayoritariamente de la televisión, cuya programación no destaca precisamente por primar los contenidos culturales y formativos.

La sobredosis televisiva que se ingiere en España se sitúa por encima de las cuatro horas diarias, mientras que en EEUU supera las 4,5. De esta forma, el entretenimiento y la evasión protagonizados por los nuevos modelos televisivos (y educativos)se imponen por goleada a la información y la reflexión crítica que aporta la lectura.

Serias dificultades para comprender los textos

Las negativas consecuencias del escaso hábito de lectura, en contraposición al consumo televisivo, se reflejan en una serie de problemáticas que los informes PISA o PIACC han señalado de forma continuada. Así, el rendimiento de los alumnos españoles sigue por debajo de la mediade los 34 países de la OCDE en comprensión lectora.

Unas competencias que entre los mayores son todavía más escasas, pues los adultos españoles son los penúltimos en compresión lectora según los resultados del Programa Internacional para la Evaluación de la Competencia de los Adultos. Es decir, sólo el 5% de los españoles alcanzan los niveles 4 y 5 en comprensión lectora, cuando la media de la OCDE es del 12%.

A juzgar por las cinco horas y 48 minutos que los españoles dedican a leer cada semana, los problemas que se reflejan en estos informes para entender textos complejos, como puede ser un programa electoral o un contrato bancario, difícilmente se van a corregir. Menos aún, si observamos las tendencias actuales de consumo televisivo, que no paran de crecer. Durante el pasado mes de febrero, la media nacional se situó en los 267 minutos diarios.

Por comunidades autónomas, Andalucía fue la que lideró el ranking, con una media de 4 horas y 49 minutos de media por persona y día. Unos datos reveladores, ya que los escolares de esta comunidad autónoma son también los que peores resultados obtuvieron en el último informe PISA.

Reino Unido Hong Kong República Checa Tailandia Desigualdad
El redactor recomienda