Comer nueces y palomitas de maíz es muy bueno para el intestino

Contrariamente a lo que indica la creencia popular y el habitual consejo de los médicos, comer semillas, nueces, maíz y palomitas no provoca la enfermedad intestinal

Autor
Tags
    Tiempo de lectura2 min

    Contrariamente a lo que indica la creencia popular y el habitual consejo de los médicos, comer semillas, nueces, maíz y palomitas no provoca la enfermedad intestinal diverticulosis ni sus dolorosas complicaciones, indicaron el martes investigadores. De hecho, las nueces y las palomitas de maíz brindarían cierta protección de las complicaciones de esta dolencia y quienes evitan las nueces estarían privándose de valiosos nutrientes, señaló el equipo de la doctora Lisa Strate, de la Escuela de Medicina de la University of Washington en Seattle.

    Sus hallazgos provienen de una observación a más de 47.000 profesionales médicos que fueron seguidos por una serie de problemas de salud durante 18 años, desde 1986. La diverticulosis consiste en el desarrollo de pequeñas bolsas en el colon. En Estados Unidos, alrededor del 10% de la población de más de 40 años padece la condición y a los 60 años casi la mitad de las personas del país se ve afectada, según el Instituto Nacional de Diabetes y Enfermedades Digestivas y Renales.

    Muchos de los pacientes no presentan síntomas, pero entre el 10 y el 25% de aquellos con diverticulosis puede tener ataques de diverticulitis causados por la inflamación en los sacos o bolsas. El equipo de la University of Washington dijo, en un informe publicado esta semana por la Journal of the American Medical Association, que no hay evidencia científica de que comer semillas, nueces, maíz o palomitas de maíz aumente el riesgo de desarrollar diverticulosis. No obstante, los autores señalaron que un sondeo reciente entre cirujanos colorrectales reveló que casi la mitad de los expertos sentía que sus pacientes debían evitar esos alimentos.

    Los investigadores manifestaron que descubrieron 801 casos nuevos de diverticulitis y 383 nuevos casos de sangrado diverticular entre los hombres durante el curso del estudio. Los hombres que comían nueces dos veces por semana o más tenían un 20% menos de riesgo de padecer diverticulitis que aquellos que consumían nueces menos de una vez por mes. En tanto, los hombres que comían la mayor cantidad de palomitas de maíz presentaban un 28% menos de riesgo de diverticulitis, reveló el equipo. Los resultados muestran que "el consumo de nueces, maíz y palomitas no aumentó el riesgo de diverticulosis o (sus) complicaciones", concluyó el informe.

     

    Alma, Corazón, Vida
    Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
    0 comentarios
    Por FechaMejor Valorados
    Mostrar más comentarios