IVÁN CHAVES REGISTRÓ 21 REUNIONES CON LA JUNTA EN SOLO TRES MESES

El hijo de Chaves intermedió para empresas ante la Junta siendo su padre presidente

Se llama Iván Chaves Iborra, tiene 36 años y es hijo del vicepresidente tercero del Gobierno y ex presidente de la Junta de Andalucía Manuel Chaves.
Foto: El hijo de Chaves intermedió para empresas ante la Junta siendo su padre presidente
El hijo de Chaves intermedió para empresas ante la Junta siendo su padre presidente

Se llama Iván Chaves Iborra, tiene 36 años y es hijo del vicepresidente tercero del Gobierno y ex presidente de la Junta de Andalucía Manuel Chaves. Su especialidad, por la que es ampliamente conocido en toda la Comunidad, especialmente en Sevilla, es utilizar la red de contactos que le aporta su apellido para conseguir contratos de instituciones públicas para sus clientes, que le pagan comisiones de hasta el 45%, tal y como ha comprobado este diario de la amplia documentación recabada al respecto.

Dentro de la contabilidad interna de las empresas de Iván Chaves, a la que ha tenido acceso El Confidencial, hay un documento especialmente significativo que, según fuentes muy próximas al hijo de Manuel Chaves, “fue elaborado por el propio Iván en su ordenador”. Se trata de una hoja de cálculo de Excel denominada “Datos Liquid PdS 07”, es decir, la liquidación del hijo del entonces presidente andaluz con la empresa jerezana Publicaciones del Sur, que edita decenas de periódicos de pago y gratuitos en toda Andalucía.

A lo largo de 2007, mientras Manuel Chaves presidía la Junta de Andalucía, su hijo Iván contabilizó una veintena de reuniones que incluyeron a su propio padre, a consejeros y altos cargos del Gobierno andaluz y representantes de cajas de ahorros. Junto a cada reunión de su agenda, Iván Chaves anota cantidades de dinero y el incremento conseguido respecto al año anterior, 2006.

Personas que forman parte del entorno profesional de Iván Chaves explicaron a El Confidencial, tras analizar el documento, que “es evidente que la primera columna “Fact 2006” refleja lo facturado antes de comenzar sus gestiones, mientras que la segunda, “Fact. 2007”, se refiere a lo comprometido o lo que él pensaba ingresar a partir de sus gestiones, y las dos últimas reflejan las diferencias, a partir de las cuales él podía cobrar su comisión. Iván gustaba de anotarlo todo y constantemente hacía previsiones de facturación”.

En el documento aparecen los nombres de consejeros de la Junta de Andalucía, como Concha Gutiérrez del Castillo (entonces consejera de Obras Públicas, actualmente senadora socialista) o Sergio Moreno (consejero de Turismo, Comercio y Deporte, ahora director general de la Agencia de Puertos de Andalucía), a cuya reunión acompaña una anotación de 180.000 euros.

La agenda de Iván Chaves (ICH en la hoja de cálculo) también incluyó otros altos cargos de la Junta y subordinados de su padre, como Manuel Sánchez Jurado, que era el consejero delegado de la empresa pública de Desarrollo Agrario y Pesquero (DAP), José María Rodríguez, titular de la viceconsejería de Cultura, o el propio Enrique Cervera, el entonces viceconsejero de Presidencia y portavoz del Gobierno de Manuel Chaves, que ha negado la existencia de esa reunión.

Cervera es actualmente el director de comunicación de Manuel Chaves en la vicepresidencia tercera del Gobierno central. Es más, una de las anotaciones refleja, dentro de Presidencia, “reunión con MCH”, que responde a las iniciales de Manuel Chaves, y, al lado, 90.000 euros, que es la cantidad que abonó la Junta al grupo PdS por la suscripción a varios de sus periódicos. En esa fecha el consejero de Presidencia era Gaspar Zarrías, que actualmente ocupa la secretaría de Estado de Cooperación Territorial, a las órdenes de Manuel Chaves.


Enrique Cervera afirmó a El Confidencial que “jamás he mantenido una reunión de trabajo con Iván Chaves”, pero no obstante reconoció que “frecuentaba Presidencia porque era el hijo del presidente, pero eran visitas de carácter personal. Conmigo, con toda seguridad, no se ha reunido, solo hablaba con él cuando me lo encontraba y me preguntaba más él a mí sobre mi trabajo como portavoz que yo a él, porque a mi sus actividades profesionales no me importaban en absoluto”.

Iván Chaves, según su documentación, también accedió a presidentes de cajas andaluzas, como Antonio Pulido (Cajasol) y Antonio María Claret (Caja Granada). La tabla comparativa refleja 485.992 euros en 2006 por 1.017.121 en 2007, tras las gestiones del hijo del entonces presidente andaluz.

“Las cifras no son reales”

El documento lleva por título “Números Proyecto PdS” e incluye en una de las reuniones a “Mallou”. José Antonio Mallou es el consejero delegado de la empresa editora Publicaciones del Sur. Éste ha negado a El Confidencial que Iván Chaves trabajara para su empresa. Además, insiste en que las cifras no son exactas: los 370.000 de Cajasol son 144.737 y los 150.000 de Turismo Andaluz son 124.824, por ejemplo (aporta la documentación que lo demuestra).

Mallou deja abierta la puerta a que “alguien del consejo de administración le dijera ‘Iván, mírame esto’, o igual son cálculos de ingresos que hizo para una central de medios” (Chaves ha trabajado para Mediasur, que vende espacios publicitarios). Mallou insiste en que “ni Iván Chaves ni sus empresas me han facturado nada”. No obstante, Chaves anotó en su contabilidad interna una previsión de ingreso de 10.000 euros proveniente de PdS. Además, el hijo del vicepresidente tercero del Gobierno trabaja para DAL Auditores, que audita las cuentas del grupo PdS en Sevilla y ambos han sido vistos juntos en citas de trabajo. Mallou asegura que sólo ha coincidido con Iván “en cinco o seis saraos”.

Por su parte, Juan Ojeda, entonces vicepresidente segundo de Cajasur, reconoce que se reunió más de una vez con Iván Chaves y con José Antonio Mallou en las fechas que refleja el cuadro. “Iván actuaba como asesor económico de Mallou. En esas reuniones recuerdo que tratamos una deuda que la caja mantenía con Publicaciones del Sur y yo creo que el papel de Iván era gestionar el cobro de esa deuda”. Salvador Blanco, entonces vicepresidente primero de Cajasur, corrobora esta versión.

Las fuentes del entorno profesional de Iván Chaves a las que ha tenido acceso El Confidencial explicaron que el hijo del presidente “igual hacía gestiones para conseguir contratos que para conseguir que una Consejería abonara pagos pendientes de cobro. Recibía con enorme frecuencia llamadas para hacer este tipo de operaciones. No siempre firmaba contratos, sino que aceptaba encargos de palabra y después facturaba o no las comisiones. Era una suerte de conseguidor que abría puertas en la Administración”.

Por el contrario, Manuel Gutiérrez, entonces consejero delegado de Turismo Andaluz, desmiente haber tenido cualquier tipo de relación comercial con Iván Chaves en su etapa al frente de la empresa pública: “Lo conozco, claro, pero la reunión de la que habla no ha existido”, asegura. Otros, como el mencionado Sergio Moreno, se han negado a dar su versión de los hechos a El Confidencial, al igual que Iván Chaves, que es quien podría explicar estas cifras y el motivo de haber elaborado un listado tan prolijo en detalles sobre reuniones, interlocutores y cantidades.

Andalucía
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
231 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios

ÚLTIMOS VÍDEOS

Rudolph Valentino... 'The Married Virgin'... 'The Secret'..
La mejor escena de Bitelchus
Bitelchus (Trailer español)

ºC

ºC