La Comunidad

En Titania Compañía Editorial, S.L., como editora de los medios y canales de comunicación que pone a su disposición, creemos en la libertad de expresión y en la aportación de los lectores para crear y enriquecer los temas de actualidad que tratamos. Por ello, ponemos a su disposición La Comunidad, plataforma adicional y supletoria, a la cual podrá acceder, previo registro, para comentar u opinar sobre temas de actualidad, así como el canal de comunicación directo con el la entidad editora a través del foro interno. La Comunidad quiere ser punto de encuentro donde poder compartir información y opinión.

Titania Compañía Editorial es la propietaria y titular de la plataforma denominada La Comunidad ostentando sobre ella todos los derechos de propiedad industrial e intelectual. A través del acceso a La Comunidad, la entidad le confiere una licencia de uso no exclusiva, intransferible, no sublicenciable durante el plazo en que se encuentre operativa la cuenta, sobre toda la información y contenidos disponibles. Por tanto, en ningún caso, se entenderá que el hecho de permitirle el acceso a La Comunidad implica una renuncia, transmisión, licencia o cesión, total ni parcial, de dichos derechos, por parte de la entidad editorial.

Por su parte, como usuario registrado, confiere respecto de la información y contenidos que publique en La Comunidad, una licencia no exclusiva, transferible y sublicenciable, durante el plazo en que se encuentre operativa su cuenta de usuario. En todo caso, la eliminación de su cuenta personal como usuario, no llevará aparejada la eliminación de los contenidos e información relacionada en el presente, en el caso de que la misma se encuentre reproducida, salvo los contenidos que, siendo perjudiciales, bien para los medios y canales de comunicación titularidad de la entidad, bien para terceros, hayan producido un daño como consecuencia de un abuso o un acto no permitido.

Las presentes condiciones regulan el acceso, navegación y uso de La Comunidad accesible a través de los distintos medios y canales de comunicación. Del mismo modo, se regulan las responsabilidades derivadas de la utilización de sus contenidos así como la política que rige en materia de privacidad y seguridad de la información personal.

La Comunidad va dirigida exclusivamente a lectores mayores de catorce años, por lo que para solicitar el alta como usuario de la misma, debe además de cumplir con el requisito precedente, tener plena capacidad y ser consciente que, en el momento de la aceptación, declara haber leído las presentes condiciones, estando plenamente de acuerdo con todas y cada una de las mismas.

La entidad editora, una vez que complete, de forma veraz, los campos al efecto -siendo todos ellos obligatorios- y acepte expresamente las presentes condiciones, efectuará un filtrado de dicha información, remitiéndole correo electrónico confirmando su alta. En todo caso, Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de admisión y concesión de acceso a la misma.

Se entenderá que se encuentra aceptada la solicitud de acceso y, por tanto, el otorgamiento como usuario registrado de La Comunidad, una vez efectuado el filtro de admisión, junto con la activación de la cuenta de usuario a través del enlace inserto en comunicación electrónica -correo electrónico- remitido a la dirección electrónica suministrada como persona solicitante. Dicho acceso será activado y gestionado desde la constancia efectiva de la aceptación.

Titania Compañía Editorial se reserva el derecho de aceptar o rechazar cualquier solicitud de acceso a La Comunidad, en base a los siguientes extremos, a saber:

  • Compruebe que sus datos facilitados son contrarios a la verdad y/o inexactos.
  • Considere que la solicitud formulada, bien no se ajusta a los términos recogidos en las condiciones de registro, bien dañe o pueda dañar la imagen corporativa de la entidad o de los medios o canales de comunicación o fuese contraria a los propósitos perseguidos por la misma.
  • Aquellas circunstancias que sean contrarias a las presentes condiciones o la normativa legal aplicable en el momento en que se produce la solicitud y aceptación.
  • La comprobación de información de nuevas altas que pudieren tener relación o sospechas con usuarios cuyas cuentas han sido suspendidas al incumplir las normas de participación.
  • Cualesquiera otra circunstancia que, a criterio de la entidad editora, pueda suponer la no aceptación de la solicitud de registro y/o acceso.

Para promover y mantener ese ambiente de intercambio útil y libre de opiniones, hemos establecido un conjunto de normas sencillas que tienen como objetivo garantizar el desarrollo adecuado de esos debates. Su no cumplimiento supondrá la eliminación del comentario, o incluso la expulsión de La Comunidad en caso de actitudes reiteradas que desoigan avisos previos.

  1. No admitimos insultos, amenazas, menosprecios ni, en general, comportamientos que tiendan a menoscabar la dignidad de las personas, ya sean otros usuarios, periodistas del medio o canal de comunicación o protagonistas de los contenidos. Tampoco permitimos publicaciones que puedan contravenir la ley o falten gravemente a la verdad probada (o no) judicialmente, como calumnias, injurias o promuevan actitudes violentas, racistas o instiguen al odio contra alguna comunidad.
  2. No admitimos publicaciones reiteradas de enlaces a sitios concretos de forma interesada. Consideramos que no aportan nada al resto de los lectores y son prácticas que consideramos spam, ya que el espacio de los comentarios no puede servir como promoción de blogs personales u otros proyectos. Sí aceptamos cualquier clase de enlace que amplíe, puntualice o enriquezca la información sobre la que se debate, y que resulte por tanto útil para todos los lectores.
  3. No admitimos la publicación de datos personales (números de teléfono, direcciones postales, direcciones de correo u otros relacionados.) Entendemos que es información que puede provocar problemas a quien la publica o a terceros (no podemos saber a quién pertenecen esos datos).
  4. No admitimos que una misma persona tenga varias cuentas activas en esta comunidad. En caso de detectarlo, procederemos a deshabilitar todas.
  5. Nos reservamos el derecho de suspender la actividad de cualquier cuenta si consideramos que su actividad tiende a resultar molesta para el resto de usuarios y no permite el normal desarrollo de la conversación. Eso incluye el abuso de mayúsculas o comentarios ajenos al tema propuesto en cada contenido.

Por lo demás, pedimos a nuestros usuarios que se comporten con los demás con el mismo respeto con el que quieren ser tratados igualmente. De esa manera La Comunidad seguirá siendo un espacio interesante en el que debatir y aprender. Agradecemos de antemano a todos nuestros lectores su esfuerzo y su aportación.

En el caso que, como usuario y miembro La Comunidad, reproduzca a través de su perfil y de las secciones anexas al mismo, informaciones, personales o empresariales, opiniones y comentarios, propios o de terceros, es responsable de la veracidad de las mismas, siendo único responsable frente a terceros de las consecuencias que de aquellas puedan derivarse, en especial, en el ámbito personal -intimidad, honor, imagen, privacidad, confidencialidad, etc.- como en el ámbito empresarial -competencia, propiedad intelectual e industrial, etc.-

Como usuario registrado de La Comunidad, otorga a Titania Compañía Editorial la cesión de los derechos de explotación -reproducción, distribución, comunicación pública, transformación- sobre las informaciones u opiniones que suministre y autorización, en su caso, para la publicación y/o reproducción de sus datos personales vinculados a dicha información u opinión. Asimismo, la publicación de contenidos, información u opinión que sea visible a través de su cuenta, supone que otorga consentimiento para que aquella pueda ser reproducida por otros usuarios registrados de La Comunidad. Dicho consentimiento, no implica que terceros pudieren utilizar la información suministrada fuera de la propia comunidad y con fines comerciales o mercantiles, si bien la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida de la información, por parte de terceros. El usuario se compromete a ser respetuoso con la propiedad intelectual, intimidad, honor e imagen al publicar imágenes o documentos de terceros en La Comunidad.

La entidad editorial mantiene entre sus principios rectores la protección de la información personal de los usuarios, cumpliendo íntegramente la normativa española de protección de datos de carácter personal y disponiendo de las medidas de seguridad acordes con el tratamiento de la información -recopilación de información, acceso, conexiones, calidad, secreto, confidencialidad.- Puede obtener más información a través del enlace permanente Política de Privacidad, visible durante la navegación, tanto en la Web como en La Comunidad.

Con carácter general, Titania Compañía Editorial, S.L. es el responsable del fichero creado para gestionar las solicitudes de acceso y los contenidos que pudiere utilizar a través de la misma. Todos los servicios y contenidos que se encuentran disponibles en La Comunidad, para los cuales solicitamos sus datos de carácter personal, serán tratados única y exclusivamente para prestarles correctamente aquellos -información de interés para el usuario, actualización de perfil, comentarios, remisión de diferentes boletines y acceso/uso de La Comunidad.-

Se le informa que, en cualquier momento, puede ejercitar, tanto el derecho de revocación al consentimiento prestado para el acceso y utilización de La Comunidad, a través de petición al efecto. De igual forma, podrá ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición, que les son reconocidos. A tal efecto, deberá remitirnos comunicación personal individualizada a la dirección de correo electrónico info [@] elconfidencial.com haciendo constar sus datos personales de nombre, apellidos y número del documento acreditativo de identidad; el derecho que desee ejercitar y el motivo de dicho ejercicio; aportando copia de documento acreditativo de identidad -DNI, pasaporte, y otros reconocidos legalmente.

Podrá utilizarse su dirección de correo electrónico para el envío de comunicaciones electrónicas, en base a la Directiva 2000/31/CE y, de conformidad con la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, referida a los distintos boletines electrónicos que se edita. Asimismo, se facilitan mecanismos, sencillos y gratuitos, para desistir del consentimiento otorgado para la finalidad del envío de comunicaciones electrónicas, cumpliendo íntegramente con la normativa europea y nacional sobre la materia referida. Dicho desistimiento podrá efectuarlo a través de su perfil.

La finalidad en el tratamiento de datos de carácter personal que se recogen a través de La Comunidad es gestionar el alta y acceso a la misma, así como la remisión de los diversos medios de edición digitales a los que pudiere tener acceso mediante su alta y consentimiento como usuario de La Comunidad. Así mismo, proporcionarle información sobre actividades de la entidad -eventos- o de aquellas entidades con las que se suscriba un acuerdo a tal fin a través de medios de comunicación a distancia, efectuando, de igual modo, actuaciones estadísticas y/o históricas.

De conformidad con el Real Decreto Ley 13/2012 y su afectación en el artículo 22.2 de la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico, la presente Página Web recaba cookies de navegación -pequeños archivos que contienen una serie de caracteres que se envían a su explorador desde el servidor de un sitio web.- Acepta que se recaben cookies para el inicio de acceso de sesión en La Comunidad y para recordar la información relacionada al acceso. En caso que no consintiera el tratamiento de dicha información puede modificar la configuración de su explorador a tal efecto.

Los datos de carácter personal recabados y tratados forman parte del fichero denominado "USARIOS WEB DE TITANIA" dado de alta en la Agencia Española de Protección de Datos, bajo número de inscripción 2060040405. Dispone de más información acerca del tratamiento de datos personales e información en los enlaces Aviso Legal, Política de Privacidad y Política de Cookies.

Titania Compañía Editorial puede:

  • Eliminar sin previo aviso cualquier comentario que suponga una vulneración de las normas de La Comunidad.
  • Bloquear a cualquier usuario por considerar que ha incumplido de forma reiterada las normas de La Comunidad, sin haber atendido apercibimientos previos.
  • Conservar todos los comentarios realizados por cualquier usuario, aunque éste pida que se eliminen. En esos casos, podrá hacer invisibles dichos comentarios, de forma que se mantengan en su base de datos, pero no puedan ser vistos por otros usuarios.

El usuario puede

  • Reclamar a la entidad editora la revisión de la moderación de un comentario propio o ajeno, a través de un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com
  • Solicitar la reconsideración del bloqueo de su cuenta tras haber incumplido las normas de participación, mediante un correo a moderador[ @ ]elconfidencial.com. La entidad editora examinará el caso y dará una respuesta a la mayor brevedad.
  • Editar la información introducida en su perfil, salvo su nombre de usuario. Por motivos técnicos, esto resulta imposible.
  • Solicitar la suspensión de su cuenta. Sin embargo, eso no supondrá su borrado de base de datos, sino su ocultación al resto de usuarios.
  • Solicitar que sus comentarios queden invisibles al resto de usuarios. No serán borrados, pero de esa forma quedan inaccesibles a cualquier usuario.
  • Gestionar libremente sus suscripciones a los boletines enviados, incluida la dirección de correo en la que los recibe.

La entidad editorial excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización que de La Comunidad pudiere efectuar o que puedan deberse a la falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información que proporcione a otros usuarios acerca de sí mismo y, en particular, aunque no de forma exclusiva, por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudiere deberse a la suplantación de la personalidad de un tercero efectuada en su nombre en cualquier clase de comunicación realizada a través de La Comunidad.

Si se tuviere constancia, propia o de tercero, de la mala utilización de los contenidos puestos a su disposición, se reserva el derecho a cerrar su cuenta, previa comprobación de los hechos puestos en conocimiento, así como la posibilidad de informar a las autoridades competentes -administrativas y jurisdiccionales- en caso de que pudiere ser constitutivo de delito o ilícito en cualquier ámbito jurisdiccional.

Titania Compañía Editorial, a través de La Comunidad, no se hace responsable de las siguientes actuaciones:

  • El mal uso que pueda realizar.
  • La continuidad de los contenidos.
  • Los contenidos y servicios prestados por terceros a los que pudiere tener acceso desde las direcciones o contenidos insertos en La Comunidad.
  • Los daños o perjuicios que causare cualquier persona, bien a si misma o a terceras, que infringiera las condiciones, normas e instrucciones establecidas para el acceso y utilización de los contenidos insertos, principalmente, las derivadas de opiniones, comentarios y actuaciones tendentes a desacreditar y/o vulnerar derechos constitucionales.
  • Cualquier acción y/o actuación que pudiere realizar en relación con la vulneración de derechos de terceros, especialmente, en relación a la imagen, propiedad intelectual o industrial.
  • La custodia de las contraseñas que permitan el acceso a los diferentes contenidos que precisan de identificación y autenticación.

Se podrá acceder a contenidos suministrados por otros usuarios de La Comunidad, es decir, reproducidos en Páginas Web o webs externas. Por lo tanto, la entidad editora no se hará responsable de la utilización indebida y/o no permitida establecida por aquellos terceros en referencia a los contenidos sobre los que pueda tener acceso.

Titania Compañía Editorial pone a su disposición los siguientes medios de comunicación para inter-actuar con los medios o canales de comunicación o para realizar cualquier reclamación, sugerencia, duda o consulta: Foro interno o el mail moderador[ @ ]elconfidencial.com.

Titania Compañía Editorial puede suspender de forma temporal y/o definitiva en el caso de que incumpliere alguna de los términos y condiciones presentes y/o así se lo requiera la autoridad administrativa y/o judicial correspondiente. Así mismo, la entidad se reserva el derecho de suspender, sin necesidad de comunicación alguna, como titular de la cuenta de usuario, además de ponerlo en conocimiento de las autoridades administrativas y/o jurisdiccionales ante acontecimientos que pudieren ser constitutivos de delito o actuación ilícita.

Las presentes condiciones tienen la vigencia que dura su exposición. Se aconseja que, cada vez que acceda, lea con detenimiento las mismas. A tal efecto, dispondrá de un enlace con las mismas.

La entidad editora podrá optar por interrumpir, suspender o terminar unilateralmente el acceso, con independencia de lo dispuesto en las presentes condiciones. Dichas situaciones no alterarán la vigencia de las prohibiciones de uso de los contenidos expuestos a lo largo del presente clausulado.

En la medida que fuere posible, avisaremos de dichas circunstancias -suspensión, interrupción o término de acceso a los contenidos- mediante la inclusión de la información referida a través de los medios de comunicación que considere oportunos para su mayor difusión.

En el caso de que cualquier disposición o disposiciones contenidas en las presentes condiciones fueran consideradas nulas o inaplicables, en su totalidad o en parte, por cualquier Juzgado, Tribunal u órgano administrativo competente, dicha nulidad o inaplicación no afectará al resto de condiciones aplicables en virtud de los servicios y/o contenidos dispuestos en los canales o medios de comunicación a los que pudiere acceder.

Todas las condiciones insertadas se rigen por la normativa española. Todos los conflictos, controversias o situaciones derivadas de las presentes condiciones se someterán a los Juzgados y Tribunales de la Villa de Madrid, renunciando expresamente las partes a su fuero.

EL 56% DE LOS JUZGADOS SOPORTA UN NIVEL DE ASUNTOS SUPERIOR AL LEGALMENTE ESTABLECIDO

¿Cuánto trabajan los jueces? La guerra con Gallardón se recrudece por la sobrecarga

Los jueces de toda España han declarado la guerra al ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, entre otras cosas porque se sienten saturados de trabajo y temen
Foto: ¿Cuánto trabajan los jueces? La guerra con Gallardón se recrudece por la sobrecarga
¿Cuánto trabajan los jueces? La guerra con Gallardón se recrudece por la sobrecarga
Autor
Tags
    Tiempo de lectura5 min

    Los jueces de toda España han declarado la guerra al ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, entre otras cosas porque se sienten saturados de trabajo y temen que vaya en aumento, teniendo en cuenta que se van a eliminar cerca de mil jueces sustitutos que ayudaban en los juzgados más sobrecargados. El 56% de los órganos judiciales reciben un número de asuntos superiores a lo establecido por el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ). Fuentes del órgano recuerdan que esto significa también que al 44% de los juzgados y tribunales entra un número de asuntos igual o inferior a lo establecido.

    Los juzgados de Primera Instancia, de lo Mercantil y de lo Social de Andalucía, Cataluña, Madrid y Valencia son los que más nivel de trabajo soportan anualmente, a diferencia de los juzgados de Violencia de Género, Menores e Instrucción de algunas localidades de Extramadura y Castilla y León que no cubren los indicadores, según estas mismas fuentes. Hay tribunales, como pueden ser la Audiencia Nacional o el Tribunal Supremo, donde el nivel de asuntos es inferior a otros. Sin embargo, para este tipo de órganos, explican fuentes jurídicas, hay que tener en cuenta la complejidad y la especialización que requiere cada una de las causas.

    Los detractores de las reivindicaciones de los jueces alegan que por ley sólo se les obliga a trabajar cuatro horas de vistas públicas diarias, normalmente por las mañanas. 

    Por eso, el volumen de trabajo en todos los juzgados españoles se produce en las primeras horas del día, que es cuando el público está citado para acudir, como testigos, imputados, acusados o peritos. El resto del tiempo que trabajan es voluntario. Los jueces que han salido a la calle a protestar por la reforma de la Ley Orgánica del Poder Judicial, en la que se les van a recortar una serie de beneficios, aseguran que trabajan mañana, tarde y noche, e incluso festivos. Normalmente, las tardes son empleadas por los miembros de la carrera judicial para redactar y deliberar, pero que lo hagan todos o no es un dato que no se puede controlar.

    Es por esta razón por la que no se les puede comparar con el resto de funcionarios del Estado. No tienen horario, para bien o para mal. De ahí que exijan al ministro que no les recorte de 18 a 9 los días que tienen designados por ley para asuntos particulares. El propio CGPJ informó en contra del anteproyecto al entender que la razón de ser de los seis permisos anuales de tres días "se anuda a la especificidad propia de la actividad jurisdiccional, que, no debe olvidarse, supone el ejercicio efectivo y continuo poder del Estado" y "no deben ser objeto de una mera equiparación con el régimen jurídico previsto para los funcionarios públicos". El problema es que no se puede controlar de ninguna manera cuántas horas trabaja cada juez porque a todas luces disfrutan de una autonomía que sólo les obliga a acudir cuatro horas al día para celebrar vistas.

    El cruce de acusaciones entre el Ministerio y la carrera judicial se va intensificando por días. Para Ruiz-Gallardón, los jueces sólo se quejan porque les han quitado la paga extraordinaria y les han reducido los días de asuntos propios. Y pone un dato encima de la mesa. Los togados no estarán tan sobrecargados cuando más de medio millar "tienen otra dedicación complementaria" por las tardes. Según el CGPJ son exactamente 437 jueces, de 5.142 que hay en activo, a quienes se les ha concedido en 2012 la compatibilidad para actividades docentes para las tardes, a lo que hay que añadir otros 41 que la han pedido para preparar oposiciones.

    Aun así, el Departamento de Justicia es consciente de que algunos juzgados sufren una sobrecarga de asuntos que en ocasiones ha llegado a alcanzar casi el mil por ciento, como ha ocurrido en los juzgados mercantiles de Madrid y Barcelona. Para paliarlo, se han aprobado este año refuerzos en 173 juzgados de toda España y todavía han dejado algunos sin cubrir por falta de presupuesto.

    Justicia ha hecho una polémica prueba. Ofrece 1.000 euros de salario extra al juez que se encargue de asumir su propia sobrecarga. Este suplemento es un arma de doble filo porque, de haber jueces que lo acepten, significaría, según interepretan algunas voces dentro del mundo de la judicatura, que sí son capaces de hacer frente al volumen de actividad que desarrolla su juzgado.

    Los jueces denuncian que la Justicia se va a colapsar si Ruiz-Gallardón sigue adoptando estas medidas. Cerca de mil jueces sustitutos, sin plaza fija, serán remplazados por los propios titulares que ya están trabajando y asumirán sus causas. Actualmente, están ejerciendo suplencias 1.431 personas, que cobran por cada día trabajado y con un sistema muy estricto de incompatibilidades con otros trabajos, lo que significa casi el 28% de toda la carrera judicial. Una vez que todos ellos se queden sin trabajo, y hasta que el Ministerio restablezca las oposiciones, su tarea la van a tener que asumir los ya titulares. Eso sí, al titular de un juzgado sobrecargado se le dará una retribución por la nueva carga asumida. Antes de que acabe el año, Justicia pretende que la reforma de la LOPJ sea aprobada (ahora está pendiente de la votación del Senado) sin ninguna modificación y se inicie 2013 con todos los cambios acordados. Y si se sigue la hoja de ruta, la carrera judicial estrenará el año con huelga

    #30
    26 Si,yo,claro que si.Folios,informes,peritajes y proyectos de Leyes y mucho mas.

    Y mis colegas:Hay muchas profesiones duras y sacrificadas, velando contra el mas minimo error de calculo...

    Somos los tecnicos de ingenierias varias, cabezas de turco,purgando y expiando los designios de los politicos,delante la &034;imparcial &034; balanza de la justicia.
    Ampliar comentario
    #29
    30 ambierto

    Tiene usted toda la razón. Si la justicia sólo fuera justicia, podría ser más rápida. Lo que pasa es que es &034;legalidad&034; y se complica mucho.

    Habría que establecer otros medios para acelerar más los procesos. Se deberían incluir figuras como el &034;mediador&034; o algo así. De lo contrario esto explotará.

    Con lo fácil que lo tenía el &034;Tribunal de las aguas&034; o Sancho Panza en su papel de juez. En una mañana vaciaban los juzgados de Madriz.
    Ampliar comentario
    #28
    9 benicadell

    Me parece que ha olvidado usted a los &034;controladores&034;. También se dijeron mil cosas contra ellos intentando conseguir que la gente les tuviera envidia y desprecio.
    Da la impresión de que nos encontramos en un proceso de &034;proletarización&034; de la sociedad. Van cayendo los dioses. Quienes han actuado con arreglo a las exigencias clásicas, se han sacrificado y han logrado un reconocimiento y una remuneración parece que están perdiendo el &034;aura&034; social que de ello emanaba.
    Que haya jueces cómodos o sinvergüenzas, bueno, de todo hay en la viña del señor. Pero leer un expediente y objetivizarlo en forma de sentencia no es moco de pavo. Eso se sabe cuando se realiza un trabajo en el que uno se mueve entre el análisis y la síntesis. Detrás de estas políticas se esconde una profunda desafección que se va a generar apatía. La escala de valores se está modificando. Los huevos van a ser triunfo y no la razón.
    Ampliar comentario
    #27
    Un juicio cambiario presentado en septiembre de 2009, ganado en octubre de 2010 y esperando desde entonces el resultado de la apelación...26 puñeteros meses esperando una apelación...así va el juzgado! En 3 años el denunciado pueden alegar que el dinero se ha usado para la actividad diaria de la empresa, y por tanto, adiós pago, invitándote a denunciar por vía penal...otros 3 o 4 años...es vomitivo...un juicio que duró 5 minutos de reloj, donde la parte contraria no dijo absolutamente nada, simplemente, que no habían podido pagar...y mientras tanto nuestra empresa cerró porque no pudimos hacer frente a la mercancía vendida y no pagada...as que ro so es el sistema!
    Ampliar comentario
    #26
    24 Pues a ver cuando toca a la nuestra. El jodido ignorante lo seras tu que no te enteras.
    Ampliar comentario
    #25
    ¿El el post está subvencionado por Gallardón?
    ¿De donde saca el autor que los jueces están obligados a trabajar 4h?. De la LOPJ, de los reglamentos internos o circulares del Consejo General del poder Judicial, de la ley de demarción y planta? Las medias verdades pueden ser equivalentes a mentiras.
    El único privilegio de los jueces es que no son &034;funcionarios&034;, no, no lo son, son &034;poder judicial&034;, uno de los tres poderes del Estado, si fuesen funcionarios tendrían superior jerárquico y no lo tienen, ni lo pueden tener pues perderían su independencia [se que es un tema polémico].
    Aquí el personal se limita a contar su experiencia particular y la eleva a categoría universal, sin tener la más remota idea de lo que es estudiarse un caso para dictar sentencia. ¿Algún &034;comentarista&034; es capaz de leerse 5000 folios en menos de una semana y llevar tres casos simultaneamente?. En este país tenemos la tercera &034;ratio&034; más baja de jueces por número de habitantes. Los cálculos más optimistas afirman que en este país faltan 1500 jueces.
    Maleantes y vagos los hay en todas las profesiones.
    Ampliar comentario
    #24
    No cabe duda de que Espana entera va camino del Matadero:

    Matadero Espana SA
    Ampliar comentario
    #23
    5000 jueces pusieron 10 millones de sentencias en 2011. Y eso solo es una parte de su trabajo.
    Quisiera veros a vosotros, ignorantes.
    Ampliar comentario
    #22
    Funcionarios que se resisten a perder sus priviegios. Igual que el personal sanitario, enseñantes, empleados de empresas públicas como TVs, metros, trenes, etc. aterrorizados por tener que cumplir horarios y no poder seguir tocandose los webs en las horas de trabajo si pasan a la gestión privada.
    Ampliar comentario
    #21
    Los jueces en España [por lo general por si alguno se salvase] son unos señoritos acostumbrados a vivir bien y a jugar a ser políticos sin pasar por las urnas.
    En este país, la justicia solo sirve para los delincuentes, si te han robado no te preocupes que verás al tio con 40 causas pendientes y que vuelve a quedarse en la calle.
    Pero como te toque a tí, tengas nómina y seas clase media, vas dado, te puede denunciar hasta el ladrón de tu casa y salir ganando.
    Caso real, una juez de Madrid. Se le presenta un caso donde una empresa presenta unas facturas falsas [porque no ha pagado a hacienda] y exige cobrar el IVA. La juez dice que no se va a leer la documentación que es muy larga y que dará la razón a quién más la convenza. Se pasa el juicio partiéndose de risa. Se la dice que mire que es una factura falsa, que está inflada y tiene El NOMBRE DE OTRO CLIENTE. Falla a los DOS días y da la razón a los de la factura falsa.
    Ampliar comentario
    #20
    Miren, un caso rea: Una comunidad de vecinos lleva dos años en el juzgado con abogado reclamando el pago de un vecino que se pasa por el arco de su entrepierna las cuotas de dicha comunidad. Miles de euros de deuda, y aquí esperando que la justicia de este país dictamine una forma para cobrarle antes de que se muera de viejo o nosotros de mierda de deudas. ESTA ES LA VERDADERA JUSTICIA REAL, y es un caso fácil, se supone.
    Ampliar comentario
    #19
    las empresas se van, ... tenemos personal cualificado, ahorro en trasporte por estar en Europa, buenas infraestructuras, y mano de obra 3 veces mas barata, aparte del clima, ... solo tenemos el perjuicio de la falta de seguridad jurídica, con unos políticos incoherentes, adictos a nuestro dinero publico para conseguir mas poder, sin importarles destrozar todo el país, las industrias se montaron en el País Vaso y en Cataluña, por su vecindad con Europa, y sus infraestructuras, primero decayó el país Vasco, con la tensión creada por ETA, hoy esa tensión se ha pasado a Cataluña, que con la falta de seguridad jurídica, y una deuda impagable, nos lleva a la ruina, pues la bomba de los parados estallara mañana o pasado mañana, los suicidios por desahucio, son el combustible, ...

    http://diariodelostrabajadores.over-blog.es/article-30163786.html
    Ampliar comentario
    #18
    18

    una mejora de la justicia pasa por la informatizacion total, que es lo que no propone Gallardón... el ministro quiere manipular a los ciudadanos con que los jueces son una clase privilegiada, pues si lo son lo que hay que hacer es cambiar eso SIN NECESIDAD DE IMPONER TASAS QUE VIOLAN EL DERECHO CONSTITUCIONAL DE LOS ESPAÑOLES A LA TUTELA LEGAL EFECTIVA...
    Ampliar comentario
    #17
    Los jueces tienen menos razones de las que parece. Los jueces en general trabajan muy poco y muy mal. Sin embargo, los jueces y los funcionarios de justicia se encargan de retocar los procedimientos para que parezca que atienden muchos mas casos de los que en realidad atienden. Durante los ultimos 30 años nunca han reconocido su torpeza y siempre han echado la culpa a la &034; escasez de medios&034;. Con esta reforma se van a quedar sin currelo. Van a tener menos pleitos que un abogado en Botswuana.Se lo saben y se han puesto la venda antes de recibir la herida. Dicho todo esto, debo decir que hay algunos, poquisimos, que se lo curran, pero son tan pocos que no pintan nada.
    Ampliar comentario
    #16
    si los jueces son muy vagos y todo lo que quiera Gallardon pero LAS TASAS CONCULCAN LOS DERECHOS DE LOS CIUDADANOS A LA TUTELA LEGAL EFECTIVA... son dos temas absolutamente distintos que Gallardón mezcla para finalmente ceder ante los jueces [que la hará] a la vez que perjudica a los ciudadanos españoles dejandonos las tasas abusivas que mantienen a la casta politica [no a la justicia]...

    Gallardón que yo no soy tonto ....
    Ampliar comentario