UGT defiende la devolución de su patrimonio histórico como la "reparación de una injusticia"

La Unión General de Trabajadores calificó el martes el Decreto-Ley 3/2005, que se aprueba la devolución de los bienes del sindicato incautados por el Régimen de

Foto: UGT defiende la devolución de su patrimonio histórico como la reparación de una injusticia
UGT defiende la devolución de su patrimonio histórico como la "reparación de una injusticia"
Autor
Tags
    Tiempo de lectura3 min

    La Unión General de Trabajadores calificó el martes el Decreto-Ley 3/2005, que se aprueba la devolución de los bienes del sindicato incautados por el Régimen de Franco, como "un acto de estricta justicia que repara así aquel gravísimo atropello histórico". UGT respondió mediante un comunicado a las críticas vertidas por CCOO ante la aprobación del citado Real Decreto, que se produjo el pasado 3 de noviembre. El secretario general de CCOO, José María Fidalgo, exigió el martes al Ejecutivo que retire la medida alegando que el procedimiento ha sido "deliberadamente oscurantista".

    "La Unión General de Trabajadores, como otras organizaciones políticas y sindicales que defendieron la legalidad de la República, fue víctima durante la Guerra Civil y los años posteriores de un brutal proceso de incautación de la totalidad de sus bienes", señaló el comunicado emitido por UGT.

    En este periodo, UGT era titular de más de 1.100 inmuebles y solares en España, así como de cuentas corrientes y otros bienes, acumulados desde la fundación del sindicato en 1888, que fueron confiscados por el Régimen.

    En 1986, se promulgó la Ley 4 sobre patrimonio Sindical, que estableció que todos los bienes y derechos que fueron incautados por el régimen anterior serían reintegrados a los Sindicatos que acreditaran ser sus legítimos sucesores. Así, se devolvieron 492 inmuebles y entre 1999 y 2001 otros 39 bienes.

    No obstante, según UGT, el texto era "restrictivo" e impidió la plena reparación de los bienes, por lo que queda pendiente de devolución varios cientos de inmuebles, cuentas financieras, patrimonio cultural y documental.

    Por otra parte, recuerda que durante la crisis de IGS y de la Cooperativa de Viviendas PSV, entre 1993 y 1994, el sindicato puso todo su patrimonio como garantía para hacer posible la construcción y la entrega de las viviendas comprometidas.

    Entonces, el Instituto de Crédito Oficial (ICO) concedió tres créditos por un importe de 64,3 millones de euros, (10.700 millones de pesetas) que UGT garantizó con los ingresos derivados de la restitución o compensación de su patrimonio histórico.

    Todo ello ha permitido que UGT cumpliera el compromiso con los cooperativistas de promoción de más de 12.000 viviendas, por lo que considera que la noticia de la restitución de los bienes históricos es "muy positiva" y constituye un acto de "estricta justicia".

    Críticas de CCOO

    La Comisión Ejecutiva Confederal de CCOO aprobó el martes, por unanimidad, una resolución -de cinco puntos- sobre el Real Decreto Ley de modificación de la Ley del Patrimonio sindical acumulado de 8 de enero de 1996.

    En ella, tal y como explicó en rueda de prensa Fidalgo, se asegura en su punto primero que el procedimiento de aprobación del Real Decreto fue "no conforme a los mínimos hábitos democráticos de los que el Gobierno tiene a gala presumir".

    Por ello, CCCO considera necesario denunciar tanto el "sigilo" con que se llevó a cabo la gestación, sin informar a quien por ley viene obligado a hacerlo -la Comisión Consultiva Nacional de Patrimonio Sindical-, como el momento elegido para su aprobación.

    Al respecto, Fidalgo recordó que en estos momentos tanto su sindicato como UGT están negociando con el Gobierno y con la patronal CEOE-CEPYME una reforma del mercado laboral y del sistema de protección social.

    Por esta razón, en la declaración se advierte de que la "sorpresiva e injustificada" decisión del Gobierno, en medio de un proceso de negociación en que el Gobierno es parte "principalísima", "contamina" el proceso y extiende "un velo de duda sobre la imprescindible legitimación social que dichos procesos requieren".

    Esto no conllevará, sin embargo, que CCOO abandone las mesas de negociación en las que

    España
    Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
    3 comentarios
    Por FechaMejor Valorados
    Mostrar más comentarios