el portugués ya tiene un acuerdo con el united

La pesadilla de Pep Guardiola se hará realidad: tener de vecino a Mourinho

Mientras es oficial que el técnico catalán dirigirá al City la próxima temporada, en Portugal ya se da por hecho que el luso lo hará en el United, por lo que ambos convivirán en la ciudad de Manchester
Foto: Guardiola y Mourinho, en el Bernabéu (Reuters).
Guardiola y Mourinho, en el Bernabéu (Reuters).

"En realidad, todos los que aseguran haber adelantado la noticia del fichaje de Guardiola por el Mancherter City sólo han acertado, pues en Navidades Txiki Begiristain temía que Pep se echara atrás a última hora", asegura un amigo del técnico catalán, quien también confirma que tanto Manchester United como Chelsea intentaron convencerle de que cambiara de idea. La misma fuente desvela que una de las preocupaciones de Guardiola a la hora de decidirse por los 'citizens' era encontrarse con Mourinho, no sólo en la misma competición, algo inevitable si quería tener una experiencia Premier, sino incluso en la misma ciudad.

Y es que una cosa es tener al portugués en el banquillo de al lado durante dos, tres, cuatro o incluso cinco partidos por temporada, si tienes la mala suerte de que su equipo te toque en Copa y Champions, y otra muy distinta tenerlo de vecino durante todo el año. Después de verse obligado a hacer oficial su marcha del Bayern de Múnich, quien a su vez no tardó en anunciar la llegada del italiano Carlo Ancelotti, a Guardiola también le apremiaron para rubricar su acuerdo con el City por tres temporadas y unas cantidades que le convertirán en el mejor pagado de la Premier, con una ficha que, según se ha publicado en los medios ingleses, supera los 20 millones de euros anuales.  

"Firmé un contrato de tres años con el Manchester United y quiero seguir aquí hasta el final. Si no hubiese estado dispuesto a hacer eso, no creo que hubiera comenzado mi trabajo hace un año y medio". Al igual que Manuel Pellegrini en el City, Louis van Gaal tiene contrato con el United hasta 2017, aunque a diferencia del chileno, el holandés se resiste a creer que su club le busca sustituto. Así, mientras Pellegrini ha aceptado de (aparente) buen grado que el año que viene no seguirá en el banquillo del City a pesar de que aún tiene opciones de ganar hasta cuatro títulos esta temporada, Van Gaal ha estado al borde de la destitución en varias ocasiones e, incluso, tras perder ante el Southampton se aseguró que había presentado la dimisión, algo que desmintió, pues su intención es seguir. No lo hará.     

Van Gaal, durante un partido del Manchester United. (Reuters)
Van Gaal, durante un partido del Manchester United. (Reuters)

Jorge Mendes ha hecho su trabajo

En Portugal, fuentes bien informadas aseguran que Mourinho ya tiene cerrado un acuerdo con el Manchester United. Su agente, Jorge Mendes, también hace y deshace en el club de Old Trafford, de ahí que se haya encargado de postularle como el mejor sustituto para Van Gaal. La única duda es si Mou tendría que precipitar su llegada esta misma temporada en caso de que la continuidad del holandés fuera insotenible, o lo haría ya en junio, con mayor margen de maniobra. Al igual que ocurrió en el Real Madrid, donde Florentino Pérez vio en Mourinho al antídoto del Barça de Guardiola, en el United suspiraban por Pep, pero paradójicamente acabarán apostando por su antagónico.  

A la salida de un evento celebrado en el estadio de Wembley por la candidatura de Gianni Infantino a la presidencia de la FIFA, un periodista le lanzó la siguiente pregunta a Mourinho: "José, ahora que Pep irá al Manchester City, ¿pelearás por el trabajo en el United?", a lo que el portugués no respondió, sino que se limitó a mover la cabeza. "Es mi antiguo capitán, por lo que estoy muy contento de verlo de nuevo", dijo Van Gaal tras la victoria de su equipo ante el Stoke (3-0). "Además, yo hablo español, lo que es muy práctico para él", añadió el holandés, que no se da por despedido y dando a entender que le dará tiempo a verse con Guardiola en Manchester. 

 

El Cruyff que necesita la Premier 

Como escribió el técnico gallego Raúl Caneda en 'La Voz de Galicia', "Guardiola será el Cruyff que tanto necesita el fútbol inglés. El agitador necesario en medio de la opulencia sin éxito. Seguramente, al igual que Cruyff, recibirá la crítica feroz de quien siente que su rol y sus tópicos son desplazados. Con toda probabilidad, al igual que Cruyff, acumulará victorias y títulos para su club. Escucharemos las críticas como aullidos de supervivencia mientras disfrutamos del juego. Sin duda, desde este verano, algo se va a mover en la Premier".

Y se moverá aún más porque en el banquillo vecino al de Pep se sentará Mourinho, un agitador nato, "el puto amo", como le definió Guardiola cuando ambos eran rivales en la Liga. La temporada que viene lo serán en la Premier, un terreno que el portugués conoce muy bien tras su doble andadura en el Chelsea, pero que está por descubrir para Pep. Y por ahí empezará a buen seguro la guerra psicológica de Mou, sabedor de que Pep no sólo no tendrá los mimbres que tenía en el Barça, sino que además deberá ir a contracorriente futbolísticamente hablando.

Fútbol

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios

ºC

ºC