EL consumo excesivo eleva sus riesgos

¿Debemos dejar de tomar ibuprofeno y sustituirlo por paracetamol?

Los efectos secundarios del ibuprofeno han sido señalados en multitud de investigaciones, pero los resultados de los últimos estudios son alarmantes

Foto: Distintas sociedades médicas han alertado sobre el uso excesivo de estos fármacos. (Corbis)
Distintas sociedades médicas han alertado sobre el uso excesivo de estos fármacos. (Corbis)

Los efectos secundarios del ibuprofeno, uno de los analgésicos más consumidos, han sido señalados en multitud de estudios, pero los resultados de las últimas investigaciones son cada vez más alarmantes. Una de las más recientes, publicada en The Lancet, concluye que, además de aumentar las posibilidades de sufrir complicaciones gastrointestinales, el ibuprofeno triplica el riesgo de padecer problemas cardiacos si se consume en exceso.

De entre todos los medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (AINE), el ibuprofeno es uno de los más populares y quizá también del que más se abusa. Si bien en las dosis recomendadas apenas supone riesgos para la salud, consumirlo en cantidades excesivas eleva el riesgo de sufrir ataques al corazón, derrame cerebral o daños en el intestino delgado. Desde distintas sociedades médicas hasta la ONU han alertado sobre el uso “excesivo” que se está haciendo de estos fármacos entre la población de los países industrializados.

El Consejo de Investigación Médica del Reino Unido recomienda reducir la prescripción de estos fármacos a casos en los que sólo sean absolutamente necesariosUna creciente tendencia también señalada en otro estudio financiado por el Consejo de Investigación Médica del Reino Unido, y publicado igualmente en The Lancet, en el que se anima a reducir la prescripción de estos fármacos a casos en los que sólo sean absolutamente necesarios y recomiendan buscar tratamientos alternativos cuando sea posible. Especialmente, si existen antecedentes familiares en lo relativo a patologías cardiovasculares o si el paciente presenta otros factores de riesgo, como la presión arterial alta o el colesterol elevado.

Consumo abusivo y prolongado

Con más de medio siglo en el mercado, el ibuprofeno se ha generalizado hasta el punto de convertirse prácticamente en imprescindible en nuestro día a día, ya sea para combatir el dolor de cabeza, los tirones musculares, la artritis o los dolores menstruales. Un consumo abusivo que, según estas últimas investigaciones, estaría detrás del empeoramiento de sus efectos secundarios. Y es que una de cada mil personas que consumen dosis elevadas de este fármaco sufre un ataque al corazón mortal, según los resultados de este estudio. En las personas mayores, las úlceras también son un efecto secundario común.

Consumir ibuprofeno en cantidades excesivas eleva el riesgo de sufrir ataques al corazón, derrame cerebral o daños en el intestino delgadoOtro estudio publicado por el National Center for Biotechnology Information apuntaba al ibuprofeno como uno de los medicamentos de riesgo que podían producir problemas intestinales graves. En este sentido, el director del Centro de Investigación Celíaca del Hospital General de Massachusetts, Alessio Fasano, ha señalado en alguno de sus artículos que el consumo “prolongado y con dosis excesivas” de fármacos AINE está detrás de la enfermedad celíaca.

Comprimidos de ibuprofeno de 200 mg. (Wikimedia Commons)
Comprimidos de ibuprofeno de 200 mg. (Wikimedia Commons)

Las alternativas al ibuprofeno, como es el caso del paracetamol, han sido tachadas de menos eficaces, que como todo medicamento también tienen sus efectos secundarios. El paracetamol, por ejemplo, puede causar daños hepáticos si se consume en dosis superiores a las recomendadas. Por tanto, la mejor forma de prevenir es evitar la sobremedicación y consultar con el médico o farmacéutico antes de consumir un AINE, pues sus riesgos son mayores si consume con otros medicamentos, tales como los anticoagulantes, o si se sufren patologías como el asma. Asimismo, en caso de contar otros factores de riesgo asociados a las enfermedades cardiovasculares (fumar, presión arterial alta o colesterol elevado) es recomendable pedir una evaluación médica para determinar los riesgos del consumo de este tipo de fármacos en base al historial clínico personal y familiar.

La cantidad es crucial a la hora de reducir los riesgos, por lo que varias marcas comerciales no han aprobado las dosis superiores a 400 o 600 miligramos. Y es que, según las conclusiones del estudio, el consumo de dosis superiores a los 2.400 miligramos diarios de ibuprofeno duplicaría los riesgos de sufrir un ataque al corazón. Por otra parte, se relatan otros riesgos, como la presión arterial alta y los posibles daños al hígado o a los riñones, aunque sin ofrecer demasiados datos sobre estos últimos.

Alma, Corazón, Vida
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
8 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios

ºC

ºC