Aborto a los 16: las jóvenes deberán 'informar' a sus padres pero no pedirles permiso

¿Puede o no puede una joven de 16 años abortar sin que sus padres lo autoricen? ¿No podrán hacer nada los padres que estén en contra

¿Puede o no puede una joven de 16 años abortar sin que sus padres lo autoricen? ¿No podrán hacer nada los padres que estén en contra de que su hija menor de edad aborte? ¿Quién decide que con 16 años una joven es madura? ¿Todas las jóvenes de 16 años son lo suficientemente maduras como para decidir libremente abortar sin ningún consentimiento? Además de todos estos interrogantes, el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) añadió ayer a la nueva ley del aborto otro punto de controversia: las jóvenes de 16 años son lo suficientemente “maduras” como para decidir libremente la interrupción del embarazo y los padres deberán ser informados de la solicitud para abortar. Eso sí: la opinión de los progenitores "no tendrá validez alguna".

 

La propia Bibiana Aído llamó la atención sobre la contradicción que, a su juicio, significa que a una menor de esa edad se le suponga madurez suficiente para casarse o tener relaciones sexuales, pero no para abortar. "No se trata de hacer una ley más permisiva, sino más segura", se justificaba. Sin embargo, entre las novedades que presuntamente hacen más "segura" la ley no aparece la que se garantice mediante exámenes psicológicos que la menor tiene la madurez suficiente como para que ella sola tome una decisión sobre el aborto.

 

Una de las exigencias de la anterior ley del aborto era informar a la mujer que quiere abortar de los riesgos que entraña la intervención, las secuelas que se le quedarán y las alternativas que hay. Algo sobre lo que la nueva ley "más segura" tampoco parece pronunciarse. En este sentido, Alicia Latorre, presidenta de Provida, tilda de "fraude" todo lo relacionado con esta ley, porque el foco de atención ha perdido su rumbo: "Lo importante no es que si un padre debe o no debe responsabilizarse de que su hija aborte. Lo más grave es que nadie vele por la vida de una persona. Una vida a la que todos tenemos derecho según el artículo 15 de la Constitución". Una Constitución que, según sus declaraciones, se interpreta únicamente para "contentar fines políticos". "Hablamos de vidas humanas que no van a nacer". Por eso cualquier decisión que no defienda la vida le suena a absurda. 

 

Aunque aplaude la llegada de la nueva ley del aborto, Santiago Barambio, presidente de Asociación de Interrupción del Embarazo (ACAI), se muestra reacio en este punto porque, según dice, informando a los padres únicamente estaríamos alimentando el número de abortos clandestinos. Y otra vez se contradice con las "intenciones" de Aído de crear una ley más segura. "Si una joven de entre 16 y 18 años no quiere informar a sus padres de algo así es por algo, porque la acosarían para hacerle cambiar de opinión". 

 

Hasta ahora, la ministra de Igualdad había dicho que las jóvenes podrán abortar sin el consentimiento paterno, pero no había aclarado si los padres deberían ser informados y si su opinión valdría para algo. Y aquí es donde se ha pronunciado el CGPJ. Isabel Serrano, presidente de la Federación de Planificación Familiar de España, recuerda que un servicio sanitario debe proteger a sus pacientes y tilda de "incongruente" este punto porque "crearía problemas familiares muy tensos". Si únicamente se recomendara a las jóvenes que es mejor informar a sus padres sobre la decisión que va a tomar "para recibir el apoyo que se necesita cuando se lleva adelante una decisión tan dura", lo acepta. Como imposición, "si obligan a la joven a comunicar a sus padres su decisión sí o sí, estoy en desacuerdo".

 

La cirugía estética juvenil necesita el consentimiento de los padres

 

En operaciones de cirugía estética entre jóvenes, donde la Ministra Aído ha hecho hincapié en que las chicas de 16 años pueden operarse sin ningún tipo de consentimiento "y no genera polémica", la función de los padres "es bien distinta", recuerda Pilar Gutiérrez, presidenta de Unidos por la Vida: los jóvenes de entre 16 y 18 años podrán tomar la decisión de someterse a la intervención siempre y cuando el informe psicológico y la valoración médica sean positivos. No obstante, "los padres deberán ser informados y su opinión será tenida en cuenta". Si las niñas "que no son maduras" pueden libremente decidir acceder a un aborto: "¿Quién las va a ayudar cuando caigan en una depresión, en el alcoholismo, la anorexia o el suicidio? ¿Acaso el CGPJ se hará cargo de los costes de las consecuencias de llevar adelante un aborto sin consentimiento paterno? ¿Pagarán ellos las indemnizaciones a las famiilas mientras todos los contribuyentes pagamos los abortos de las niñas?", se indigna Gutiérrez.

Alma, Corazón, Vida
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
12 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios

ÚLTIMOS VÍDEOS

The West Wing- First Female Chief Justice
TWW: Santos second offer of Secretary of State to Vinick
El Ala Oeste de la Casa Blanca. Dejad que Bartlet sea Bartlet (1x19)

ºC

ºC