Es noticia
Menú
La costa más histórica de Estados Unidos esconde muchos tesoros
  1. Viajes

La costa más histórica de Estados Unidos esconde muchos tesoros

A pesar de la 'brevedad' de su historia la costa este de los Estados Unidos tiene un sinfin de ciudades y de atracciones que son el sueño de cualquier viajero empernido

Foto:

¿Por qué Nueva York que es la ciudad que nunca duerme? ¿Qué se siente al dejarse mojar por las cataratas del Niágara? ¿Qué sensación se tiene al hacer un viaje por la costa este de Estados Unidos y pasear por el centro de Boston? Si quieres salir de dudas y vivir en primera persona una experiencia inolvidable al otro lado del charco, este país lo tiene todo para que tu viaje pueda calificarse ‘de cinco estrellas’.

Deja de pensar en cuál será la opción ideal de circuito por Estados Unidos: la agencia de viajes PANGEA te recomienda el más indicado para conocer los secretos de las ciudades más míticas del litoral este del país. La ruta está ideada para que el viajero no se pierda ni uno de los atractivos de la parte oriental estadounidense, que comienza y termina con un viaje a Nueva York, cuyo callejero te estará esperando en cuanto bajes del avión.

placeholder
EEUU cinco estrellas (Pangea)

Nada mejor que un desayuno con huevos revueltos y bacon para empezar el día cargado de energía. Durante tu estancia en la ‘selva de asfalto’ tendrás la posibilidad de conocer el Alto Manhattan, Central Park –el pulmón verde neoyorquino– y el edificio Dakota, histórica construcción a cuyas puertas fue asesinado el integrante de 'The Beatles', John Lennon.

Muy interesante resulta un paseo por Harlem, el barrio de Nueva York que poco a poco se va haciendo hueco entre las preferencias de los turistas por sus misas de góspel y sus espectáculos musicales. Pero si hay una zona que no puede faltar en las rutas por la Gran Manzana, esa es la Quinta Avenida. La calle más conocida de la ciudad ofrece a sus viandantes las tiendas de marcas tan populares e internacionales como Armani, Gucci o Victoria's Secret, además del consabido local de la joyería Tiffany's donde Audrey Hepburn desayunó con diamantes.

Después de dejarse llevar por el ritmo neoyorquino, nada mejor que hacerle un regalo a los visitando los museos más importantes de la ciudad. Entre ellos se encuentra el Metropolitano, el Guggenheim –con su peculiar estructura en forma de espiral– y la Colección Frick, que cuelga en sus paredes obras de artistas tan destacados como Rembrandt, Velázquez, El Greco o Tiziano. Al salir, puedes aprovechar el día para recorrer el barrio del Soho y sus afamados restaurantes, así como Chinatown, Little Italy, la Zona Cero donde se levantaban las Torres Gemelas, o la Bolsa de Wall Street, con su mítico toro de bronce.

 Nueva York. (Shutterstock)Muy próximo a la zona financiera se encuentra Battery Park, desde donde se puede coger un ferry gratuito para contemplar la Estatua de la Libertad. Además, este recorrido sobre las aguas en las que confluyen los ríos Este y Hudson te permite disfrutar de una panorámica espectacular de Nueva York: sobre el horizonte verás recortadas las siluetas de, entre otros, el Empire State, el Rockefeller Center o la torre del One World Trade Center –el rascacielos más alto de la ciudad, con 541 metros–.

Washington y las cataratas del Niágara

Y de la ciudad más popular de Estados Unidos, a su capital. Washington resurge en esta ruta por la costa este del país como una de las principales urbes políticas norteamericanas. No en vano, en su callejero se encuentra la Casa Blanca y sus dos Cámaras parlamentarias –acogidas en el Capitolio– a las que se llega tras un cómodo paseo por la avenida de Pensilvania.

También podrás comprobar la vinculación política de Washington durante la visita al cementerio de Arlington, camposanto donde descansan los restos mortales de los hermanos Kennedy: tanto del expresidente John F. Kennedy como de sus hermanos los senadores Robert y Edward. Junto a la tumba del dirigente asesinado también se encuentra la de su mujer, Jacqueline Kennedy. Otros presidentes de Estados Unidos quedan homenajeados en memoriales como el de Lincoln o el de Jefferson, una muestra más de la fuerte conexión histórica de la capital con su pasado.

placeholder  Washington. (Shutterstock)
Washington. (Shutterstock)

Pero en Washington no solo existen referencias a sus presidentes, sino que también es la sede de grandes museos de referencia internacional. Hacer hueco durante el día para acercarse hasta los museos del Instituto Smithsonian te permitirá descubrir una 'isla' de conocimiento en mitad de la ciudad. Desde piezas naturales de altísimo valor hasta aparatos tecnológicos tan sofisticados como cohetes espaciales, son algunos de los elementos que se exhiben en los 19 museos que componen el conjunto.

Dejando Washington a tu espalda, recorrerás los estados de Pensilvania y Nueva York atravesando los montes Apalaches. Tu destino será uno de los paisajes naturales más espectaculares de Estados Unidos: las cataratas del Niágara. Su caída, de 51 metros, se puede contemplar de cerca gracias a un paseo en el barco, 'The Maid of the Mist', que lleva a los pasajeros hasta la misma base del salto de agua. Recuerda vestir ropa cómoda –e incluso alguna muda–, pues a pesar de que al subir a bordo te proporcionarán un chubasquero es más que probable que termines empapado.

La histórica Boston y Newport

Boston, cuya visita también está contemplada en este circuito por Estados Unidos, puede presumir de ser una de las ciudades más antiguas del país. Además, en la actualidad se ha convertido en un importante punto cultural pues, tanto en los límites de su territorio, como en las zonas aledañas, se han ubicado múltiples universidades y centros de investigación que la aúpan a la cúspide del mundo científico.

placeholder  Boston. (Shutterstock)
Boston. (Shutterstock)

Su centro, fuertemente ligado a la historia estadounidense, es el vivo ejemplo de la importancia de Boston durante la revolución americana. El 5 de marzo de 1770 tuvo lugar lo que se conoce como la 'Masacre de Boston', el asesinato de un grupo de nobles que protestaban por la subida de impuestos pedidos por Inglaterra para pagar sus gastos bélicos. Este crimen ha sido considerado como la mecha que prendió la Guerra de la Independencia, y actualmente, el recuerdo sobrevive gracias a la Old State House frente a cuyas paredes de ladrillo rojizo se produjo la masacre.

Este es solo uno de los edificios emblemáticos de la ciudad, que ha preparado una ruta para que sus visitantes no se pierdan ni uno de estos históricos lugares. La línea roja pintada sobre el suelo marca el recorrido de la 'Freedom Trail', un paseo de unos 4 kilómetros que permite contemplar 16 enclaves de singular importancia –como la estatua de Benjamin Franklin o varias iglesias–. La señal también se deja ver por el famoso puerto de Boston, junto a cuya orilla tuvo lugar el denominado 'Motín del Té': en 1773, los estadounidenses arrojaron al mar un cargamento entero de este producto en protesta contra la subida por parte de Gran Bretaña del precio de las importaciones para beneficiar a la Compañía Británica de las Indias Orientales. Solo dos años después estalló la Guerra de la Independencia.

Newport será la última ciudad que conozcas antes de terminar tu recorrido estadounidense en Nueva York. Conocida como la capital de los barcos de vela, Newport es famosa por sus mansiones, sus angostas calles plagadas de casas antiguas y sus paisajes marinos. La costa del estado de Rhode Island es destino de verano para los estadounidenses, que acuden a sus dominios para disfrutar del sol y del mar del que ahora tú eres protagonista.

¿Por qué Nueva York que es la ciudad que nunca duerme? ¿Qué se siente al dejarse mojar por las cataratas del Niágara? ¿Qué sensación se tiene al hacer un viaje por la costa este de Estados Unidos y pasear por el centro de Boston? Si quieres salir de dudas y vivir en primera persona una experiencia inolvidable al otro lado del charco, este país lo tiene todo para que tu viaje pueda calificarse ‘de cinco estrellas’.

Nueva York Viajes Pangea Viajes Washington