Lucía Bosé se sincera en 'Mi casa es la tuya': "Casi me viola, con 12 años, un alemán"
  1. Televisión
  2. Programas TV
SU ÚLTIMA ENTREVISTA EN TELEVISIÓN

Lucía Bosé se sincera en 'Mi casa es la tuya': "Casi me viola, con 12 años, un alemán"

La matriarca de la familia Bosé ha concedido su última entrevista en la televisión a Bertín Osborne y se ha sincerado sobre algunas partes de su vida

placeholder Foto: Lucía Bosé con Bertín Osborne.
Lucía Bosé con Bertín Osborne.

Bertín Osborne ha vuelto a sorprender con una de sus entrevistas más íntimas y personales junto a Lucía Bosé. La matriarca de la familia Bosé prometió que 'Sálvame Deluxe' sería su última entrevista en televisión y finalmente se anunció que haría una última más junto a Bertín. Con 86 años y una gracilidad pasmosa, Lucía ha llegado a casa de Bertín con una maceta de pensamientos del mismo color que su pelo azul eléctrico, detalle que el andaluz no ha podido dejar pasar.

[LEER AQUÍ Lucía Bosé habla sobre (y con) Bimba en 'Sábado Deluxe': “Ella siempre está aquí”]

Toda historia tiene un comienzo y Lucía ha empezado hablando sobre su infancia con unos detalles que han dejado impresionado al propio Bertín ya que la italiana aún se acuerda del día que llegó a este mundo: "Recuerdo cómo nací: cómo me lavaron, me envolvieron en lino como si fuera un chorizo, los brazos de mi madre, que me molestaba mucho el gorrito... Nací en casa con una comadrona ya que casi no había médicos". La que fuera modelo nació en un lugar llamado Cabreo, en Milán y ha revelado el porqué le pusieron el nombre de Lucía: "En un principio me querían llamar Luchina, pero como tardé 10 días en abrir los ojos, mi abuela quiso que me llamaran Lucía porque es la protectora de los ojos".

Uno de los momentos más complicados de su vida fue durante la II Guerra Mundial. Su familia tuvo que salir corriendo tras un bombardeo y ella fue abandonada con 10 años por su familia en una de esas huidas: "Mi familia estaba desesperada y salió corriendo. Ahí comprendí la soledad. Me di cuenta de ello y salí corriendo y me enganché al carro al que se había subido mi familia sin que ellos lo supieran. Pasaron 10 kilómetros y oí la voz de mi madre decir que se habían olvidado de Lucía y yo dije que estaba ahí y ella terminó por contestar que menos mal que había hecho algo bueno en la vida".

La italiana vivía como una refugiada y veía soltar bombas a los aviones. Precisamente en uno de esos episodios bélicos, había un alemán que miraba mucho a la pequeña. Una noche terminó entrando en donde se encontraban los refugiados y quiso llevarse a Lucía Bosé: "Nos hicieron la vida imposible. Me libré de la violación alemana por muy poquito. Hasta que no llegaron los alemanes lo pasamos como putas".

Miss Italia la lanzó al estrellato

Su salto a la fama llegó de la mano de Miss Italia en 1947. Tras ganar el concurso, la vida de Lucía Bosé dio un giro de 180 grados ya que pasó de trabajar en Milán como dependiente de una pastelería a vivir en Roma. En 1955 vino a España por primera vez para protagonizar la película 'Muerte de un ciclista'. En su periplo español conoció a su marido Luis Miguel Dominguín. Con una atracción física muy palpable, Lucía ha reconocido que no quería casarse por la Iglesia, pero que fue obligada por Doña Carmen Polo.

"Nos casamos en Las Vegas. No queríamos casarnos por la Iglesia porque nos parecía absurdo. Por la Iglesia hay que hacerlo de verdad y ninguno de los dos creía en la Iglesia. Si nos casábamos en España, teníamos que invitar a Franco y y ni él quería casarse de corto ni yo quería casarme de blanco porque en mi comunión lo odié. Soy contraria al matrimonio. Mi madre se enteró de que me había casado por la prensa. Más tarde, Carmen Polo nos obligó a casarnos por la Iglesia. Luis Miguel pidió al obispo de Cuenca que nos casara para que pudiéramos ir de caza con ellos, porque no quería que yo fuera sin haberme casado", desveló. Siete años más tarde, la actriz se convirtió en una de las primeras separadas de su marido en España.

Los hijos de Lucía, Bimba y Boris

La familia es algo muy importante para Lucía. Su primer hijo, Miguel Bosé, nació en Panamá porque su marido se encontraba toreando allí. Como curiosidad, la italiana ha desvelado que el primer telegrama que recibió tras dar a luz fue el de Ava Gardner. Su segunda hija, Paola, nació antes de tiempo por culpa de su marido: "Se cogieron una borrachera él y un amigo torero que les llevó a cortarse el pelo y la coleta. Los dos toreaban al día siguiente en una corrida en la que iba a asistir Carmen Polo y para evitar que tuviera que justificar lo de su pelo me levantó a las 7 de la mañana y me llevó al hospital para pedirme que pariera ya. Me hizo tener a la niña para no torear él".

En la cocina, Bertín le ha preguntado a Lucía por su color de pelo y esta la ha desvelado que lo lleva así desde hace 20 años por culpa de Bimba Bosé: "Me tiñó el pelo de muchos colores. Al final pasé por el azul y me quedé con él". El programa ha querido rendir un minihomenaje a Bimba tras su reciente fallecimiento y han brindado por ella. Más tarde, Boris Izaguirre quiso sorprender a la matriarca vestido con un traje rosa: "Vivió conmigo un año, el año más divertido de mi vida", desvela Lucía afirmando que es como si fuera su segundo hijo. Tras contar varias anécdotas de su vida, los tres han tenido tiempo para hablar de la situación de Venezuela, de religión y de la Iglesia. Finalmente, tras marcharse Boris, Bertin y Lucía han plantado los pensamientos para dar por finalizado un día que ninguno de los tres podrá olvidar.

Mi casa es la tuya Lucía Bosé Telecinco Programas TV
El redactor recomienda