los pasajeros pagarán un suplemento del 10%

Blablacar da el primer paso para empezar a cobrar en España

Blablacar ha dado los primeros pasos para empezar a cobrar a los usuarios que recurren a su plataforma. Los pasajeros pagarán un suplemento del 10%

Foto: Blablacar da el primer paso para empezar a cobrar en España

El consumo colaborativo está viviendo unas semanas algo convulsas en nuestro país. Poco después del enfrentamiento frontal entre el colectivo de taxistas y la aplicación Uber, parece que algunas otras plataformas colaborativas están empezando a moverse. O, al menos, a agilizar los movimientos que ya tenían en mente.

Es el caso de Blablacar, una de las plataformas más empleadas por los usuarios que quieren compartir coche y gastos en un viaje. Y es que esta web de origen francés, que en principio no se ve afectada por la legislación que sí afecta a Uber, ha dado los primeros pasos para empezar a cobrar a los usuarios que recurren a su plataforma.

En concreto el cobro no se aplicará a los conductores sino a los pasajeros que comparten viaje y gastos con el conductor. A la hora de reservar un viaje, los pasajeros encontrarán un complemento a la tarifa especificada por el conductor. Este complemento será de un 10% del precio inicialmente fijado y del 21% del IVA sobre ese aumento. Es decir, si la ocupación de una plaza de coche costase, por ejemplo, 10 euros, el pasajero tendrá que sumar el pago del 10% de comisión (1 euro) más el 21% de esa comisión (0,21 euros), llegando a pagar un total de 11,21 euros.

A lo largo de la madrugada de este miércoles, la plataforma ha comenzado a implantar las mismas fórmulas de reserva habilitadas en BlaBlaCar FranciaSegún ha explicado BlaBlaCar a Teknautas la página comenzó hace tiempo a mandar emails de aviso a sus usuarios y a cobrar a algunos de ellos. "Estamos en una fase piloto pero se terminará instaurando a lo largo de este año", han añadido. Blablacar ha reconocido también que a lo largo de esta semana ha incrementado el número de usuarios que se verán afectados por este cobro, imitando de esta forma la misma fórmula de reservas habilitadas en BlaBlaCar Francia, el único país en el que hasta ahora se viene cobrando.

Así, mientras en las webs del resto de países un usuario puede pagar un pago en mano al conductor con el que haya entrado en contacto de manera privada, las versiones francesa y española de la web se muestran distintas a las demás. En estos dos casos, los usuarios ya no disponen de la posibilidad de entrar en contacto directo con el conductor, ya que no se les da ni su correo electrónico ni su teléfono. Ahora, para reservar un viaje se debe hacer un pago online por adelantado, que ya incluye las comisiones. Una vez cumplimentado el pago, a los pasajeros ya se les suministra las opciones de contactar con el conductor.

El pago en España ya estaba previsto para este 2014

Pese a las posibles molestias que estas novedades podrían provocar en la comunidad española de BlaBlaCar, lo cierto es que hace apenas tres meses la plataforma empezó a cobrar una comisión a los usuarios franceses. De hecho, desde la web se aseguró que España sería el siguiente en adoptar esta modalidad de pago, que llegaría a lo largo de este 2014.

Una vez se implante definitivamente esta modalidad, a BlaBlaCar le quedará uno de los pasos más difíciles: convencer al ministerio de Ana Pastor de que su servicio no ejerce ningún tipo de competencia desleal ni ilegal frente al sector del taxi.

Desde la plataforma previsiblemente jugarán con una doble baza: por un lado, que a sus conductores se les prohíbe recaudar más dinero de lo que cuesta el viaje; por otro, que la propia BlaBlaCar no ofrece ningún servicio de transporte como tal, sino que actúa como un mero intermediario tecnológico entre pasajeros y conductores.

Tecnología
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios