bruselas, paralizada y llena de militares

La policía belga busca a dos hombres con una bomba como la empleada en París

La capital belga continúa paralizada. Las autoridades recomiendan evitar aglomeraciones y cancelar los grandes acontecimientos

Foto: Militares belgas custodian un restaurante del centro de Bruselas. (EFE)
Militares belgas custodian un restaurante del centro de Bruselas. (EFE)

La Policía belga inició este sábado la búsqueda de dos hombres, uno de los cuales podría estar armado con una bomba del mismo tipo que la empleada en los atentados de París, según han informado fuentes de la investigación al diario belga 'Le Soir'. Mientras tanto, la ciudad continúa paralizada y a la espera de que hacia el mediodía del domingo el Órgano de Coordinación para el Análisis de Amenazas (Ocam) emita una nueva evaluación. A continuación, se celebrará una reunión del Consejo de Seguridad Nacional, compuesto por parte del gabinete de Gobierno y las autoridades de seguridad. 

El ministro belga de Interior, Charles Michael, dijo el sábado en una entrevista que la amenaza no se limita al terrorista Salah Abdeslam por su supuesta participación en los atentados de París, sino que "es más amplia". "Hay varios sospechosos, por eso hemos puesto en marcha tal concentración de medios", argumentó. El primer ministro, Charles Michel, quiso tranquilizar a la población asegurando que "el momento es grave pero no hay que ceder al pánico", tras confirmar que existen "informaciones sobre un riesgo de atentados similares a los de París" y la posibilidad de un ataque de "individuos con armas y explosivos".

Bruselas ha amanecido esta sábado con el metro cerrado y con su población atemorizada ante la perspectiva de un atentado terrorista. El gobierno belga decretó durante la madrugada el máximo el nivel de alerta en la ciudad, el que equivale a "amenaza inminente". Los principales museos cerraron también sus puertas, así como varios centros comerciales, gimnasios, restaurantes y pistas deportivas. 

El primer ministro belga admitió que el momento es grave pero pidió que la población no ceda al pánico

El acceso a la emblemática Grand Place empezó a regularse el sábado con controles en todos los accesos, en los que también participa el Ejército, que ha desplegado varios efectivos fuertemente armados, así como vehículos blindados por el centro de la ciudad y junto a la sede del Parlamento y la Comisión Europea. Los mercados del casco histórico están prácticamente desiertos. 

La televisión RTVF hablaba de una "ciudad muerta" y las autoridades han anunciado que el metro permanecerá cerrado al menos hasta las tres de la tarde del domingo, mientras que le estado de excepción podría ampliarse incluso hasta el lunes.

Además, se ha prohibido cualquier manifestación pública, se han cerrado edificios administrativos y se han suspendido conciertos y espectáculos. Todos accesos del Europarlamento permanecen cerrados excepto uno, fuertemente protegido por militares y policías en bicicleta. En el barrio de Molenbeek, de mayoría musulmana, se han desplegado también unidades militares frente a los supermercados.

La Grand Place, militarizada. (EFE)
La Grand Place, militarizada. (EFE)

Medios de comunicación franceses y belgas precisan que el Órgano de Coordinación para el Análisis de Amenazas (Ocam) elevó a 4 el nivel en la capital belga, el máximo en la escala de alertas. El Ocam había confirmado que la alerta terrorista tenía la alerta en el nivel tres, lo que significaba que había una amenaza "posible y verosímil".

El ministro del Interior belga, Jan Jambon. (EFE)
El ministro del Interior belga, Jan Jambon. (EFE)

La medida tiene lugar menos de un día después de que un grupo de yihadistas irrumpiera en un hotel de lujo de Mali y causara la muerte de 27 personas tras un secuestro de siete horas al que puso fin las fuerzas de seguridad del estado. En la operación para liberar a los 170 empleados y clientes del hotel también resultaron muertos dos de los terroristas del grupo Al Mourabitoun que llevaron a cabo el ataque en colaboración con Al Qaeda en el Magreb Islámico.

Las autoridades belgas decidieron ayer mantener en prisión a tres de las personas detenidas en Bruselas en la última semana en relación con los atentados de París del día 13, mientras continúa la búsqueda de Salah Abdeslam, uno de los presuntos terroristas que participaron en los ataques. 

El metro, cerrado

En consecuencia, ningún metro circulará en Bruselas. La Sociedad de Transportes Intercomunales de Bruselas (STIB), que anunció el sábado la anulación de la circulación de las líneas de metro, aunque no las de los autobuses, explicó que la situación será evaluada cada día. El Centro de Crisis belga había aconsejado al Gobierno de la región de Bruselas la interrupción de la circulación del metro en el conjunto de la red entre el sábado 21 y el domingo 22 de noviembre.

Según ese Centro, era importante difundir cuanto antes la información del aumento de la alerta de seguridad "para que todo el mundo esté informado desde esta mañana". A las autoridades administrativas de los 19 distritos comunales de la región de Bruselas, el Centro de Crisis les aconseja también la anulación de los grandes acontecimientos previstos en sus territorios. 

El metro de Bruselas, cerrado y desierto. (Reuters)
El metro de Bruselas, cerrado y desierto. (Reuters)


También se les pide que lleven a cabo "una comunicación dirigida a la población" para que se eviten los lugares donde suele haber gran presencia de personas, como conciertos, las estaciones, los aeropuertos, los transportes en común y las concentraciones de comercios. Asimismo recomiendan la cancelación de los partidos de fútbol de primera y segunda división durante este fin de semana, aunque todavía no se ha comunicado ninguna decisión al respecto. Además se recomienda aumentar el dispositivo policial y militar que patrulla las calles de Bruselas.

Esta medida excepcional, que sólo ha sido adoptada hasta la fecha en dos ocasiones, se debe a que "el análisis demuestra una amenaza grave e inminente que necesita la adopción de medidas de seguridad específicas, y recomendaciones particulares a la población", indica el Centro de Crisis en su página web.
También se pide a la población que facilite los controles de seguridad. "No difundan rumores. Sigan las informaciones oficiales de las autoridades y los servicios de la policía", indicó el Ocam.

Para el resto del país sigue en vigor el nivel de alerta 3, elevado, que se aplica en los casos de amenaza "posible y probable" y que se adoptó tras los atentados de París.

Mundo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
17 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios