se suma ciudadanos

PP intenta frenar el acto de Puigdemont en Cibeles: "Carmena le pone la alfombra roja"

“No en Cibeles. No en nuestra casa. No en la casa de todos los madrileños”. Los populares lanzaron una clara consigna entre reproches a la alcaldesa por la conferencia que dará el president

Foto: Acto organizado por el PP de Madrid en el Ayuntamiento. (EC)
Acto organizado por el PP de Madrid en el Ayuntamiento. (EC)

El Partido Popular sacó su artillería pesada este viernes convocando un acto en el Palacio de Cibeles de Madrid en un último intento por mostrar su firme desacuerdo con la conferencia que Carles Puigdemont dará el próximo lunes en el Ayuntamiento de Madrid acompañado por Oriol Junqueras y Raül Romeva. Los populares municipales liderados por José Luis Martínez-Almeida estuvieron arropados por las diputadas catalanas del Congreso y Parlament, Alicia Sánchez-Camacho y Andrea Levy respectivamente, Jaime González Taboada -número tres en la Comunidad y ‘hombre fuerte’ de Cifuentes-, el dramaturgo catalán Albert Boadella y todo el equipo de concejales del consistorio. Al acto, ilustrado con una bandera española gigante y la consigna “No en Cibeles”, acudieron decenas de afiliados y se sumó el grupo municipal de Ciudadanos, representando por el concejal Sergio Brabezo -también catalán-. El Partido Socialista no contó con ninguno de sus dirigentes y pese a que el PP aseguró que fue invitado igualmente, fuentes del PSOE-M afirman que no hubo ninguna invitación para estar en el acto.

PP intenta frenar el acto de Puigdemont en Cibeles: "Carmena le pone la alfombra roja"

Precisamente esto último fue objeto de crítica por parte de Boadella, que no dudó en reconocer públicamente su “preocupación” ante la ausencia del PSOE y “el papel que juega la izquierda” en la crisis con el independentismo. Almeida, en calidad de portavoz del PP de Madrid tras la marcha de Esperanza Aguirre, fue el encargado de iniciar el acto recordando el “compromiso inquebrantable con la Constitución” de su formación y dejando muy claro el mensaje a Puigdemont y, sobre todo, a la alcaldesa de Madrid: “No en Cibeles. No en nuestra casa. No en la casa de todos los madrileños”.

Los asistentes al acto en el Ayuntamiento de Madrid. (EFE)
Los asistentes al acto en el Ayuntamiento de Madrid. (EFE)

Manuela Carmena, a la que el PP imputó duramente la responsabilidad de que el president de la Generalitat haya organizado la charla ‘Un referéndum para Catalunya’ en la sede del consistorio de la capital, se llevó buena parte de las críticas. El portavoz popular insistió en que “no se puede dar cobertura institucional a una ilegalidad” ni “puede haber diálogo con los que dicen que pase lo que pase habrá un referéndum ilegal este otoño”. La vicesecretaria de Estudios y Programas del PP salió en defensa “de la mayoría que no quiere confrontación” y aseguró “lamentar profundamente” que la alcaldesa “quiera ser cómplice del desafío independentista”. Levy reprochó a la regidora que este lunes “le pondrá la alfombra roja” a los secesionistas y afirmó que los separatistas han encontrado en este Ayuntamiento “la horma de su zapato”.

La vicesecretaria general de Estudios y Programas del PP, Andrea Levy. (EFE)
La vicesecretaria general de Estudios y Programas del PP, Andrea Levy. (EFE)

La diputada autonómica catalana aseguró que Puigdemont “viene a este Ayuntamiento porque se lo permiten basándose en el mismo discurso populista de Podemos”, y criticó al president no haber querido organizar la conferencia en una sala del Senado, “porque lo que quiere es un monólogo consigo mismo. Ni quiere dialogar ni quiere escuchar”. Los populares concluyeron entre aplausos de dirigentes y afiliados afirmando que no dejarán “que jueguen con nuestra nación, con España” e insistiendo en que “se opondrán” a lo que suponga “quebrantar aquello construido entre muchos que es la España constitucional y democrática que hoy tenemos”.

El actor Albert Boadella posa durante un acto. (EFE)
El actor Albert Boadella posa durante un acto. (EFE)

El acto de Puigdemont tendrá lugar en el auditorio de la caja de la música del Palacio de Cibeles, un espacio que la Generalitat ha alquilado precisamente para poder dar su conferencia. El precio del alquiler por medio día ronda los 3.000 euros y Carmena ha defendido en más de una ocasión la celebración por varios motivos. El primero de ellos por la fuente de ingresos que estos alquileres suponen para las arcas de la ciudad y, segundo, porque un espacio del Ayuntamiento sirva para poner encima de la mesa una cuestión que requiere de respuestas políticas e institucionales.

La alcaldesa de Madrid asegura que, en todo caso, la celebración de la conferencia en la sede municipal no supone que ella y su Gobierno estén a favor del referéndum independentista ni de los objetivos que persiguen los gobernantes en Cataluña. Carmena no acudirá al acto en el Ayuntamiento aunque afirmó que recibirá a Puigdemont en su despacho, al tratarse de un presidente autonómico como marca el protocolo, que "lo cumplirá con gusto".

Madrid

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
36 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios