un dispositivo de medio centenar de personas

Reanudan la búsqueda de la joven arrastrada por el mar en A Coruña

La labores para localizar a la joven desaparecida prosiguen este domingo. Este sábado las condiciones climáticas fueron mejores que las del viernes, pero la búsqueda no fue positiva

Foto: Los servicios de emergencias buscan a la joven desaparecida en la playa del Orzán. (EFE)
Los servicios de emergencias buscan a la joven desaparecida en la playa del Orzán. (EFE)

Las labores de búsqueda de la joven orensana de 22 años a la que arrastró un golpe de mar la madrugada del Viernes Santo en La Coruña se han retomado este domingo, todavía sin resultado. Los buzos se han adentrado en el mar en la ensenada coruñesa del Orzán, pero tampoco han hallado rastro de la joven.

Además, el helicóptero Helimer de Salvamento Marítimo y las embarcaciones han regresado a la zona para tratar de localizar a la chica. La escasa visibilidad y el mar estado del mar obligaron el viernes y el sábado a las aeronaves y a las embarcaciones a retirarse antes de lo previsto.

El director de Seguridad Ciudadana del Ayuntamiento de La Coruña, Carlos García Touriñán, informó el sábado a Europa Press de que participan en la búsqueda 50 efectivos. Desde tierra, el rastreo lo realizan efectivos de Protección Civil, mientras que en el agua hay bomberos y dos embarcaciones.

Fuentes municipales indican a Efe que los trabajos se extienden también a las zonas rocosas a las que el viernes no pudieron acceder las embarcaciones ni los buzos debido a que el estado del mar lo impedía. Hacia el mediodía del sábado se produjo la bajamar, momento en el que el dispositivo centró sus mayores esperanzas para dar con el cuerpo de la joven, pero sin resultado. La búsqueda se suspendió entonces hasta esta mañana de domingo.

El padre y la hermana de la joven, "destrozados" y "en 'shock'", acudieron este viernes a La Coruña junto a otros familiares para seguir de cerca las labores de búsqueda y recibieron atención psicológica. El Consistorio coruñés está "en permanente contacto telefónico" con ellos.

La joven de 22 años se había desplazado a La Coruña de visita durante la noche del jueves y en la madrugada del viernes, poco antes de las 6 horas, iba con un grupo de amigos, junto a los que se acercó a la zona conocida como la Coraza, ubicada entre las playas coruñesas de Riazor y del Orzán, donde hay fuertes corrientes. Según apuntó el viernes la concejala de seguridad ciudadana, Rocío Fraga, la joven se acercó de manera "imprudente" para ver las olas. Estaba declarada una alerta de nivel naranja por fenómenos costeros en todo el litoral gallego.

Precisamente en este lugar del paseo que bordea a ambos arenales urbanos de A Coruña se erige el monumento que la ciudad dedicó al estudiante Peter Velicky y a los agentes de la Policía Nacional Javier López, Rodrigo Maseda y José Antonio Villamor, que murieron en esta misma zona en enero de 2012 al tratar de rescatar al joven eslovaco.

Galicia

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios