un escaño menos que en los comicios de 1981

El PSOE gallego obtiene el peor resultado de su historia

Los socialistas pierden cuatro escaños y 50.000 votos respecto a 2012. El partido de Xoaquín Leiceaga sufre el 'sorpasso' de En Marea, aunque solo en el número de electores

Foto: El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, junto al candidato socialista Xoaquín Leiceaga, en un mitin de la campaña. (EFE)
El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, junto al candidato socialista Xoaquín Leiceaga, en un mitin de la campaña. (EFE)

Las encuestas a pie de urna avanzaban la debacle y el recuento acabó por confirmarlo. El PSdeG firmó esta noche el peor resultado de su historia, quedándose en 14 parlamentarios. Los socialistas nunca habían bajado de los 15 representantes en los 10 comicios electorales celebrados en Galicia desde 1981. 

El candidato, Xoaquín Leiceaga, sufrió además el 'sorpasso' en número de votos de En Marea, que alcanzó 14 escaños en sus primeras elecciones. El fantasma de verse superado por la formación de Luis Villares fue una de las claves más repetidas de la campaña. El PSdeG recuerda así una situación que solo se dio en 1997, cuando el Bloque Nacionalista Galego, liderado por Xosé Manuel Beiras (ahora portavoz de Anova, uno de los partidos que conforman En Marea), rebasaba los 15 escaños obtenidos por Abel Caballero. Los nacionalistas llegaban a su techo histórico, 18 escaños y 395.435 votos. En esta ocasión, el 'sorpasso' no se produjo en el número de diputados.

El PSOE continúa retrocediendo en número de votos desde 2005, cuando Emilio Pérez Touriño lograba 25 escaños y 555.603 papeletas para alcanzar la presidencia. En solo 11 años, el PSdeG perdió más de 300.000 votos. Los socialistas se quedan por debajo de la barrera de los 300.000 votos, como ya hicieron en los comicios de 2012 y 1981, cuando se dio la abstención más alta de la democracia (53,70%) en un escenario político inédito.

El Bloque Nacionalista Galego solo pierde un escaño respecto a los comicios de 2012. A pesar de la irrupción de En Marea y los malos resultados que auguraban las encuestas (en las que se llegó a pronosticar un máximo de un representante en el Parlamento gallego), el BNG se quedó en seis diputados.

Sin embargo, el frente liderado por Ana Pontón no logra evitar la sangría de votos que sufre su partido. Desde los históricos resultados de 1997, el BNG pierde electores en cada cita con las urnas. La formación obtiene 40.000 votos menos que en 2012. 

Galicia
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios