PUNTO DE INFLEXIÓN EN EL TRASVASE TAJO-SEGURA

La 'mafia del agua', el último torpedo de Castilla-La Mancha para derrotar a Murcia

Justo cuando el Tribunal Supremo obliga a establecer un caudal ecológico para el Tajo que reducirá el volumen del trasvase, la Junta esgrime el 'argumento definitivo' para eliminarlo

Foto: A la izquierda, una oveja muerta en la cabecera del Tajo. A la derecha, un hombre junto a un sondeo en Murcia.
A la izquierda, una oveja muerta en la cabecera del Tajo. A la derecha, un hombre junto a un sondeo en Murcia.

La guerra entre Castilla-La Mancha y la alianza que forman Murcia y la Comunidad Valenciana ha entrado en una fase nunca vista en cuarenta años de conflicto. Por primera vez, el Tribunal Supremo se ha pronunciado y ha dado la razón a los castellano-manchegos en su lucha por eliminar el trasvase Tajo-Segura. El Alto Tribunal anula varios artículos del Plan Hidrológico del Tajo por no fijar caudales ecológicos, y exige que en adelante se cumplan esos mínimos en toda la cuenca. Es decir, solo cuando ese caudal esté garantizado se podrá abrir el grifo del agua hacia la cuenca del Segura. Hasta ahora, solo había que cumplir con un "caudal legal" muy reducido que se tomaba en tres puntos concretos, Aranjuez, Toledo y Talavera de la Reina.

¿Y ahora qué?, se preguntan los municipios y plataformas ecologistas de Castilla-La Mancha, quienes llevan años alertando de la catástrofe medioambiental que sufre la cabecera del Tajo y parte de su cauce, y también las 300.000 personas que viven de la llamada 'huerta de Europa' y del sector turístico en Murcia y Alicante y necesitan agua abundante para sus negocios. Casualmente, desde hace unas semanas, un documental cofinanciado por la Junta de Castilla-La Mancha se está exhibiendo en pueblos y festivales ofreciendo una visión rompedora que, de ser cierta, solucionaría de un plumazo el eterno conflicto y dejaría con las vergüenzas al aire al gobierno de la Región de Murcia. Su protagonista es Francisco Turrión, hidrogeólogo de la Confederación Hidrográfica del Segura, quien afirma que la cuenca del Segura tiene agua suficiente en sus capas subterráneas para abastecer todas las necesidades sin tener que tomar ni una gota más del Tajo. ¿Por qué nadie la explota? Por presuntos intereses empresariales.

"El déficit hídrico es un artificio contable para justificar el trasvase. La cuenca del Segura tiene un superávit de 200 hectómetros cúbicos (hm3) anuales, pero se ha omitido el flujo subterráneo de agua que va al mar para decir que es deficitaria y seguir usando agua del trasvase. Un estudio de la Universidad Autónoma de Barcelona ha determinado, mediante isótopos de radio, que el flujo subterráneo puede ser hasta 15 veces el fluvial. Es decir, habría 15 ríos Segura y 15 ríos Júcar que se van al mar. Eso ya lo dijo el anteproyecto del trasvase en el año 1967 y el Instituto Geológico y Minero de España después, que no se estaba considerando en el balance ese flujo subterráneo de agua", narra Turrión en dicho documental, titulado "El agua secuestrada". Ya antes, Turrión elaboró un detallado informe para Greenpeace titulado "La trama del agua en la cuenca del Segura, diez años después".

Habría en los acuíferos no explotados 15 ríos Segura y 15 ríos Júcar que se van al mar

El hidrogeólogo sostiene su tesis ante este diario y asegura que la sentencia del Tribunal Supremo refuerza la necesidad de explorar esos acuíferos. El reloj corre en contra de la economía de Murcia y Alicante si no asumen desde ya que el escenario será pronto muy distinto al de las últimas cuatro décadas. "Esa sentencia era cuestión de tiempo. En el año 2000 la directiva marco del agua de la Unión Europea puso de manifiesto la importancia de los caudales ecológicos para mantener los ríos vivos por encima de otras necesidades como puede ser un trasvase. Desde ahora ya no se podrá trasvasar agua si no hay reservas almacenadas en Entrepeñas y Buendía [embalses en la cabecera del Tajo] que mantengan el río vivo. Los políticos de Murcia tiene que darse cuenta cuanto antes de que el trasvase se va acabar y que necesitan alternativas para ser autosuficientes".

Imagen de la cabecera del Tajo. (Brenda Valverde)
Imagen de la cabecera del Tajo. (Brenda Valverde)

Turrión pone como ejemplo de la veracidad de su tesis los 80 pozos y sondeos en la cuenca del Segura que realizó desde el año 2005 en exploraciones para la confederación, y que afloraron un caudal de agua enorme, hasta "100 litros por segundo de agua cristalina" en Hellín y Murcia. Durante días, paseantes e inmigrantes usaron esos torrentes de agua subterránea para refrescarse y asearse. Hasta que de repente fueron cerrados. Entretanto, la cabecera del Tajo agoniza, al menos en apariencia. La reciente muerte de una oveja atrapada en el lodo de la cabecera del Tajo cuando trataba de acercarse a un charco de agua a beber generó una oleada de repulsa por el trasvase y otorgó una victoria de imagen a Castilla-La Mancha.

"Aquí ya no queda gente, ni en verano. No es que los embalses de Entrepeñas y Buendía no atraigan a turistas, es que los espantan. ", se queja Julián Rebolledo, alcalde de Mantiel y muy implicado en la lucha por cerrar el grifo del trasvase. "Tenemos condiciones para ser un lugar donde se crea trabajo, pero por culpa de estos cuarenta años de expolio el puesto de trabajo más constante es el de enterrador". Mantiel, enclavado en un lugar medioambientalmente privilegiado, tiene 42 habitantes censados.

"Cuando se da la información hídrica en la península se tiene en cuenta el nivel de los pantanos, pero no de los acuíferos y esos son también recursos válidos. Los pozos no se enseñan porque el día que los murcianos vean que tienen agua les va a dar igual el Tajo, van a exigir la suya", sentencia Turrión. Otro ejemplo: en la ciudad de Murcia hay unos 200 edificios que de forma constante tienen que estar achicando agua del subsuelo y mandándola al alcantarillado para que los coches no se inunden. "Si en Murcia se fuera la luz durante 24 o 48 horas", insiste Turrión, "muchos coches de los sótanos acabarían con agua hasta los cristales".

¿Por qué el gobierno de Murcia no quiere que se sepa algo tan positivo para la comunidad? "Hay varios intereses. Está el lobby del hormigón, que pretende convencernos de que hay que hacer más presas, más trasvases, más canales y más desaladoras porque no hay agua suficiente. Luego hay un segundo interés, el de las empresas agroexportadoras, los agua tenientes, ellos quieren que el reparto del agua siga así y que el Gobierno no oferte más agua a los pequeños y medianos regantes para que no se creen nuevos negocios de exportación hortofrutícola; y tercero es el negocio del agua privatizada, agua urbana, donde empresas semipúblicas geationan el agua de abastecimiento y les interesa hacernos creer que no hay agua suficiente para así cuando nos suban el recibo todos los años un 8% o 10% no protestemos".

Canalización del trasvase de agua del río Tajo al Segura. (EFE)
Canalización del trasvase de agua del río Tajo al Segura. (EFE)


Los regantes dicen que es un disparate

José Antonio Andújar, vicepresidente del Sindicato Central de Regantes del Acueducto Tajo Segura (SCRATS), considera la tesis de Turrión poco verosímiles y lo engloba en la campaña de propaganda política de la Junta de Castilla-La Mancha. “Turrión no es parcial. Hay 20 hidrogeólogos que han desacreditado lo que dice. Ese agua tiene un índice de salinidad muy alto, no es potable ni se puede usar para regar sin desalinizarla. ¿Cómo haces eso? Los pozos que él sondeó se tuvieron que cerrar porque no eran aptos. Ojalá tuviera razón y hubiera agua en abundancia, pero yo me baso en los informes oficiales. ¿Cómo es posible que nadie más en España vea esto si es tan evidente, ¿están todos los hidrogeólogos comprados?", se pregunta.

"Los pozos que él sondeó se tuvieron que cerrar porque no eran aptos. Ojalá tuviera razón", responden los regantes del Segura

Turrión admite que una veintena de hidrogeólogos firmaron una carta desacreditando su tesis, pero lo atribuye a presiones de la Confederación Hidrográfica del Segura y esgrime que ni el gobierno de Murcia ni la confederación han publicado ningún informe desmontando técnicamente sus afirmaciones. "He propuesto organizar unas jornadas técnicas y exponerme a todas sus dudas, pero el gobierno de Murcia solo se dedica a negar que el trasvase se vaya a a terminar. No es la estrategia más hábil", dice el hidrogeólogo.

Una de las extensas explotaciones de regadío en la Región de Murcia. (EFE)
Una de las extensas explotaciones de regadío en la Región de Murcia. (EFE)

En realidad, SCRATS tampoco cree que Castilla-La Mancha haya ganado la guerra. "El Tribunal Supremo indica que hay que respetar el caudal ecológico, pero ahora hay que determinar cuál es ese caudal. Estaremos muy atentos a la confección de ese caudal, vigilando que sea personal técnico y no político quien lo establezca. Hoy mismo [por ayer] pasan 26 hm3 por Toledo y 37 hm3 por Talavera de la Reina, que es el triple de lo que establece el Plan Hidrológico de la Cuenca del Tajo. Todas esas fotos de la oveja muerta y las cabeceras casi desecadas son fraudulentas".

"Los 22 pantanos del Segura cuentan con 270 hm3, y sin embargo en las cabeceras del Tajo tienen 400 hm3 para una población de 12.600 personas. Que no quieran confundir a la gente diciendo que es sequía lo que en realidad es contaminación de las aguas. Con todo lo que han pagado los regantes estos años podrían tener hasta grifos de oro, pero no tienen ni una sola depuradora de agua. Deberían culpar a la Junta de Castilla-La Mancha por su gestión. Con una sola depuradora se acabarían los problemas de abatecimiento de todos sus municipios", prosigue Andújar.

"Que no quieran confundir a la gente diciendo que es sequía lo que en realidad es contaminación de las aguas", advierten los regantes

"Si quieren embalses llenos, turismo y barcos recreativos es una cosa, pero el caudal ecológico y lo que marca la ley es otra y está garantizado", abunda en este sentido Alfonso Gálvez, secretario general del sindicato agrario Asaja en Murcia. "No nos negamos a que se reabastezca la cabecera del Tajo con trasvases de otros ríos con excedentes como el Ebro o el Duero. Necesitamos ccon urgencia un Pacto Nacional del Agua para terminar con estos problemas, pero no se puede permitir que por intereses políticos se quiera cerrar el trasvase y provocar la ruina económica a una comunidad autónoma", indica. Gálvez advierte que en el momento en que se corte el flujo del trasvase comenzará a destruirse empleo en el Levante.

Asamblea informativa sobre la crisis del agua en la cuenca del Segura en 2018. (EFE)
Asamblea informativa sobre la crisis del agua en la cuenca del Segura en 2018. (EFE)

El próximo gobierno central tendrá que tomar la patata caliente de esta guerra eterna entre Castilla-La Mancha y el Levante por el agua, y tendrá la misión de cuantificar ese caudal ecológico que exige la sentencia. María Soledad Gallego, la abogada que ha impulsado la causa en el Tribunal Supremo, advierte de que "la sentencia no es recurrible y es de obligado cumplimiento gobierne quien gobierne". "No podemos seguir permitiendo que uno de los ríos más importantes de Europa continué en un estado tan lamentable. La regulación es clara desde hace décadas y si tan importante es el agua para la economía de Murcia, hay que buscar altetnativas cuanto antes en lugar de seguir manipulando los caudales ecológicos por motivos políticos y degradando el Tajo". señala.

Después de 40 años, Castilla-La Mancha ha asestado un duro golpe a Murcia gracias a la sentencia del Tribunal Supremo y a la delantera que ha tomado en la guerra de la propaganda. Pero en Murcia y Alicante no se rinden y prometen dar guerra hasta el último aliento.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
32 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios