ejercicio fiscal abril 2019-marzo 2020

Vodafone factura un 3% más (44.974M) y reduce un 88,5% sus pérdidas (-920M)

El grupo de telecomunicaciones presenta hoy los resultados anuales. La filial española factura 4.296 millones, un 8% menos, pero registra un incremento de ebitda en la segunda mitad de año

Foto: Vodafone
Vodafone

La compañía de telefonía móvil Vodafone informó este martes de que redujo en un 88,5 % sus pérdidas atribuidas hasta 920 millones de euros en su año fiscal que terminó a finales del pasado marzo. Su facturación aumentó el 3 %. A las 10h, las acciones subían un 4,96%, hasta 118,56 libras por acción.

En un comunicado remitido a la Bolsa de Londres, Vodafone señaló que en el mismo periodo del año anterior había registrado unas pérdidas atribuidas de 8.020 millones de euros. No obstante, el beneficio operativo en su año fiscal -hasta finales del pasado marzo- fue de 4.099 millones de euros, frente a las pérdidas operativas de 951 millones de euros en el mismo periodo del año anterior.

Los ingresos de la empresa fueron de 44.974 millones de euros en su año fiscal, un incremento del 3 % frente al mismo periodo del año anterior, cuando alcanzó los 43.666 millones de euros.


La facturación en Europa fue de 33.793 millones de dólares en su último año fiscal, un incremento del 5,1 % respecto al año fiscal anterior, indicó la compañía en su nota, y agregó que la facturación en España fue de 4.296 millones de euros.

Vodafone indicó que hubo una fuerte competencia en Italia y España, si bien esto se vio compensado por un importante crecimiento en el Reino Unido y otros países europeos. La compañía admitió que la pandemia de la COVID-19 tuvo un relativo impacto en los resultados de su año fiscal en Europa.

Transformación estructural en España

Los ingresos de Vodafone España en su último ejercicio fiscal, que concluyó el pasado 31 de marzo, alcanzaron 4.296 millones de euros, un 8% menos en términos reportados que el ejercicio fiscal anterior, según ha informado la operadora, que destaca la evolución positiva que ha registrado tanto el comportamiento de la facturación como el del resultado bruto de explotación (Ebitda) a lo largo del año.

En concreto, la compañía de telecomunicaciones remarca que los ingresos totales han registrado una mejora "sostenida" de 6,3 puntos porcentuales a lo largo de todo el ejercicio, ya que han pasado de registrar una caída del 10,3% del primer trimestre a un marcar un descenso del 4% en el cuarto.

En esta línea, los ingresos por servicio de Vodafone España alcanzaron en el conjunto del ejercicio fiscal los 3.904 millones de euros, lo que supone un 6,7% menos en términos orgánicos que el año anterior y un 7,1% menos en reportados.

Sin embargo, también han registrado una evolución positiva a lo largo del año, ya que en el cuarto trimestre la facturación descendió un 2,7%, hasta los 972 millones de euros, en un contexto de mejora sostenida de la actividad comercial. Este porcentaje es inferior a los descensos del 9,3% del primero, del 8% del segundo y del 6,5% del tercero.

Asimismo, el resultado bruto de explotación (Ebitda) creció un 8,2% en el segundo semestre del ejercicio, en contraste con la caída del 11,3% que registró en el primero semestre de su año fiscal. En el conjunto del ejercicio, el Ebitda descendió un 1,7%, hasta los 1.009 millones de euros, pero el margen aumentó 1,5 puntos porcentuales.

La compañía indica que este impulso del Ebitda se debe al éxito de la nueva política comercial, a la reducción en gastos operativos, al reenfoque de la estrategia de contenidos de televisión, a la implantación de la nueva estructura de la compañía y a los avances en el proceso de digitalización, con un modelo organizativo y una cultura más ágil y mejor preparada para competir en el actual contexto de mercado de forma más eficiente.

Vodafone destaca que estos resultados avalan las decisiones estratégicas adoptadas por la operadora a lo largo de 2019, así como la profunda transformación estructural y comercial que ha llevado a cabo para preparar a la compañía para competir con éxito en todos los segmentos del mercado.

Entre esas medidas destaca el lanzamiento de los primeros planes de precios con voz y datos ilimitados, la decisión de no renovar los derechos del fútbol por su falta de rentabilidad, la apuesta por el cine y las series, el lanzamiento pionero en España de la red 5G comercial en 15 ciudades o el impulso de la marca Lowi para competir con éxito en el segmento de bajo coste, entre otras.

"Todos estos factores han contribuido a la tendencia positiva de los resultados del cierre del ejercicio fiscal, impulsando la mejora del rendimiento comercial y la gestión de la base de clientes", ha incidido la operadora de telecomunicaciones.

Base de clientes

En concreto, la base de clientes móviles de contrato de Vodafone España aumentó en 51.000, hasta los 11,35 millones, mientras que la cartera total de clientes móviles asciende a 13,48 millones. En este sentido, añade que en su primer año de vida, las tarifas con datos ilimitados han alcanzado los 2,4 millones de líneas.

Por otro lado, Vodafone España informa de que los clientes de fibra se incrementaron en 28.000, hasta alcanzar los tres millones, que representa el 93,2% de los clientes de banda ancha fija de banda ancha fija de la operadora.

En cuanto a su servicio de televisión, la compañía concluyó su ejercicio fiscal con 1,3 millones de clientes, 93.000 más que a cierre del ejercicio anterior y 41.000 más que los que tenía el 31 de diciembre de 2019.

Asimismo, destaca que su estrategia para competir en el segmento creciente de bajo coste, a través de la marca Lowi, ha sido "un éxito", con excelentes resultados desde el punto de vista de crecimiento en clientes (+50% interanual).

Por otro lado, también informa de que el segmento de empresas crece liderado por los nuevos negocios de Internet de las Cosas (IoT), IPVPN y Cloud & Hosting que crecen en el año respectivamente +22%, +16% y +59%.

En esta línea, también crecen los segmentos de grandes empresas y administraciones públicas y pequeñas y medianas empresas (pymes), cuyos ingresos por servicio se incrementaron en un 7% y un 6% respectivamente con respecto al mismo periodo del año anterior.

Estrategia global

El consejero delegado de Vodafone, Nick Read, señaló que la empresa registró una buena facturación mientras continúa invirtiendo en "sus prioridades estratégicas de la red de infraestructura fija y móvil Gigabit y servicios digitales", a fin de facilitar "una mayor velocidad a los clientes" y responder al aumento de la demanda.

"Los servicios que facilita Vodafone son más importantes que nunca y estamos comprometidos a desempeñar una labor vital en la recuperación de la sociedad ante la 'nueva normalidad", agregó.

El consejero delegado de Vodafone, Nick Read
El consejero delegado de Vodafone, Nick Read

Read resaltó la "rápida" y "coordinada" forma en que Vodafone respondió a la crisis de la covid-19 y manifestó su agradecimiento a todo su equipo, ya que con su "dedicación, experiencia y profesionalismo, mantuvimos a las familias, amigos y comunidades conectadas, hemos permitido que los estudiantes siguieran con la educación, hemos ayudado a empresas a operar y apoyamos de forma pro-activa a los Gobiernos a cumplir servicios críticos".

​Reducción de deuda

La deuda neta se situó en 42.168 millones de euros al 31 de marzo pasado, un aumento del 55,9 % respecto al año anterior, indicó Vodafone, y ha explicado que este incremento de la deuda refleja el una salida de efectivo y una deuda de 18.500 millones de euros relacionadas con la adquisición de los activos de Liberty Global.

En su comunicado, Vodafone indica que en julio de 2019 comunicó que había completado la adquisición de los activos de Liberty Global en Alemania y en el este y centro de Europa y la venta de Vodafone Nueva Zelanda, por lo que en los resultados anuales se incluye a Vodafone Nueva Zelanda durante cuatro meses y los activos adquiridos de Liberty Global durante ocho meses.

La compañía subrayó que el alza del 3 % de sus ingresos ha reflejado la mejora en su rendimiento comercial y la contribución de los activos de Liberty Global, consolidados en agosto de 2019.

El total de dividendos por acción se situó en nueve céntimos, sin cambios respecto al periodo anterior.

La empresa también ha manifestado su compromiso a hacer todo lo posible por apoyar a la sociedad en este periodo de incertidumbre y de cambios, al tiempo que está comprometido a mantener un servicio de red de calidad y facilitar el teletrabajo.

El número de clientes con contrato móvil en Europa fue en el año fiscal de 64,4 millones, mientras que los clientes con banda ancha llegaron en el periodo a 25 millones.

Empresas
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios