EN APENAS DOS AÑOS SE HAN CREADO 291 ‘ENTIDADES FINANCIERAS’ ALTERNATIVAS

Trueque y 'bancos de tiempo', los nuevos antídotos contra la crisis en España

Cuando no hay trabajo, el tiempo es oro. O mejor dicho, dinero. Esa es la premisa que sostiene la filosofía de una creciente rama de jóvenes

Foto: Trueque y 'bancos de tiempo', los nuevos antídotos contra la crisis en España
Trueque y 'bancos de tiempo', los nuevos antídotos contra la crisis en España
Autor
Tags
    Tiempo de lectura4 min

    Cuando no hay trabajo, el tiempo es oro. O mejor dicho, dinero. Esa es la premisa que sostiene la filosofía de una creciente rama de jóvenes españoles. En medio de una crisis económica que estalló hace ya cinco años, y que ha llevado a España a registrar la mayor tasa de desempleo de todos los países industrializados, son muchos los jóvenes de nuestro país que están apoyando iniciativas para combatir las duras medidas de austeridad impuestas por el Gobierno de Mariano Rajoy.

    Cada vez es más común dar con jóvenes, de entre 20 y 35 años, que no tienen trabajo, ni coche, ni hipoteca, ni un banco en el que confíen. Según publica 'The Wall Street Journal', en consecuencia, han nacido propuestas como la creación de un "banco de tiempo" en la ciudad de Valladolid, que no es una institución de crédito tradicional, sino otro tipo de entidad en la que se intercambian servicios "de ayuda" en una determinada comunidad por horas. Así de simple. Se intercambian servicios de limpieza, transporte, cocina, reparación de viviendas, servicios de canguro para bebés o de asistencia a personas mayores. Lo que cada uno necesite.

    Esta nueva filosofía, además de bancos del tiempo, incluye otros fenómenos que se desvinculan de los principios de nuestra economía formal y que se han visto acrecentados en los últimos años para lograr “poder vivir". Mercados de trueque o la creación de monedas locales como el Eco en Alt Congost (Barcelona) o el Puma, del Pulmarejo, en Sevilla. Los huertos compartidos están prácticamente presentes en todo el país. La desconfianza en el euro y en las autoridades reguladoras son los principales motivos para el surgimiento de estas alternativas.

    De acuerdo con 'The Wall Street Journal', en España el número de bancos alternativos -algunos dirigidos por asociaciones de vecinos o incluso por gobiernos locales-  ha aumentado en 291 en apenas dos años, según una encuesta realizada por la plataforma 'Vivir sin empleo'. Muchos economistas se muestran preocupados ante la posibilidad de proliferación de estos "sistemas informales", y temen que las nuevas iniciativas, fuera de toda vista reguladora y recaudadora de impuestos, echen por tierra la recuperación de la economía española.

    “Un paso atrás que perjudica a cualquier país”

    "Es un paso hacia atrás que perjudica a cualquier país desarrollado, independientemente de que la moneda sea el euro o no", afirma José García Montalvo, profesor de Economía de la Universidad Pompeu Fabra de Barcelona.

    Una opinión muy distinta tiene José Luis Álvarez Arce, director del departamento de Economía de la Universidad de Navarra, quien parece seguro de que estas medidas pueden significar la estabilización de la sociedad. "En este país hay muchas personas que no tienen un empleo, estas posibilidades de intercambio y ayuda mutua les permiten soportar una situación que de otro modo sería insostenible para ellos".

    La crisis económica ha supuesto un durísimo golpe para las personas de entre 20 y 30 años, una generación de jóvenes nacidos en un periodo de democracia y prosperidad. Ellos fueron los primeros en disfrutar de un Estado del bienestar que ahora se ha desvanecido. La astronómica tasa de desempleo para las personas entre los 16 y 24 años supera el 53%. Los trabajadores que se encuentren en el rango de 25 a 34 años se enfrentan a un porcentaje de paro del 27%. La búsqueda de empleo y la imposibilidad de encontrarlo ha culminado en frustración y desesperanza y estas iniciativas son la única solución para algunos.

    Cataluña, pionera en el experimento

    Los catalanes representan una de las sociedades más activas en la creación de estos sistemas. Huertos de hortalizas y frutas y un restaurante forman parte de un proyecto alternativo. La idea no es solo cosechar para el consumo propio, sino poder venderlo a otras personas. Se aceptan tanto los Ecos como euros.

    En los últimos siete meses, Cataluña ha registrado 60 mercados de trueque nuevos, tres veces más de los que se crearon en 2007, de acuerdo con Intercanvis.net, una web dedicada al seguimiento de la economía del trueque.

    Economía
    Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
    8 comentarios
    Por FechaMejor Valorados
    Mostrar más comentarios