Las provincias leonesas, por J. J. Callado Cobo
  1. Área privada EC Exclusivo
  2. Cartas al director
ENVÍE SU CARTA EN EL FORMULARIO INFERIOR

Las provincias leonesas, por J. J. Callado Cobo

Los datos evidencian el fuerte deterioro de las provincias leonesas, algo que no puede ser ajeno a las políticas de la Junta de Castilla y León

Foto: EC.
EC.

Estimado director:

Las provincias de León, Zamora y Salamanca, históricamente englobadas en el Reino de León, constituyentes durante muchos decenios de la región de León, e incluidas tras la Constitución en la comunidad autónoma de Castilla y León junto con seis provincias de la antigua Castilla la Vieja, vienen mostrando un dramático declive que algunos se esfuerzan por invisibilizar. La situación de la región leonesa invalida el mantra de que "la historia del régimen autonómico es una historia de éxito".

El colectivo Proyecto León ha publicado un informe económico que resume la situación utilizando fuentes estadísticas oficiales. Los fríos datos evidencian el fuerte deterioro de las provincias leonesas, que no puede ser ajeno a las políticas de la Junta de Castilla y León. A lo largo del tiempo, estas han tendido de forma consistente a favorecer algunas provincias castellanas en detrimento de las leonesas, siendo probablemente el centralismo de esta autonomía el mayor entre las comunidades pluriprovinciales en España. El precepto de equilibrio territorial establecido por nuestra Constitución y por el propio Estatuto de Autonomía es violado de manera flagrante. La decisión de imponer esta autonomía, cuya composición carece de precedente histórico, fue tomada por ciertas élites políticas por razones ajenas a los intereses de sus ciudadanos y nunca fue legitimada democráticamente por el voto de los leoneses. Pero la reconsideración del 'statu quo' resulta un tema antipático para los grandes partidos, a pesar de la clara disfuncionalidad del mapa autonómico para la región leonesa.

La constitución de una autonomía de León separada de la de Castilla permitiría a las estructuras políticas responder mejor a las diferentes historias, culturas e intereses económicos de leoneses y castellanos, redundando en beneficio del conjunto del país. Como suscriptor de El Confidencial y miembro de la 'diáspora' leonesa, me permito solicitarle que su medio se interese por esta cuestión y le dé el eco que merece.

Atentamente,

Juan José Callado Cobo

Castilla y León