YA SUPERÓ LA ENFERMEDAD EN 2003

Anastacia se somete a una mastectomía tras sufrir otro cáncer de pecho

La cantante se visto obligada a someterse a una mastectomía después de que haya vuelto a ser diagnosticada de nuevo con cáncer de pecho

Foto: La cantante, de 45 años, tuvo que cancelar su gira el pasado mes de febrero. (Efe)
La cantante, de 45 años, tuvo que cancelar su gira el pasado mes de febrero. (Efe)

Hace unos meses, Angelina Jolie confesaba haberse sometido a una mastectomía con el objetivo de prevenir la aparición de cáncer de mama. Se trataba de una medida de profilaxis ante un historial familiar de riesgo.

Ahora ha sido el turno de la cantante Anastacia,  después de que haya vuelto a ser diagnosticada con cáncer de pecho, una dolencia que ya sufrió en el año 2003. La operación tuvo lugar el pasado mes de febrero y obligó a la intérprete a cancelar su gira europea, pero ha sido ahora cuando la cantante de la célebre «I’m Outta Love» ha explicado el proceso que ha tenido que volver a atravesar.

Historia trágica con final feliz

“Me diagnosticaron cáncer de pecho por segunda vez este año y actualmente me encuentro en las últimas fases de la recuperación tras ser sometida a una doble mastectomía”, señaló la intérprete, de 45 años de edad. “Ha sido un viaje muy largo pero me siento bien y estoy dispuesta a comenzar el próximo capítulo”.

La pronta detección de la enfermedad ha sido claveAnastacia ha comunicado lo ocurrido nada más comenzar octubre, el Mes de Sensibilización del Cáncer de Mama, que recuerda que cada año se producen 1,38 millones de nuevos casos y 458.000 muertes por este motivo. La cantante agradecía a dicha propuesta “dar la oportunidad a todas las que han de afrontar esta adversidad una oportunidad para hacerse más fuertes y ayudarse mutuamente”.

La cantante ha querido servir como ejemplo para concienciar a las mujeres de la importancia de realizar revisiones habituales y animar a otras víctimas de este cáncer a la hora de superarlo. Como ha recordado en sus declaraciones, la pronta detección de la enfermedad ha sido lo que le ha permitido salir adelante en ambas ocasiones. “Continuaré batallando y prestando mi voz en la manera en que me sea posible”, añadía la estadounidense.

Una larga lucha contra el cáncer

Anastacia ha sido uno de los rostros más visibles en la batalla contra el cáncer femenino. La primera diagnosis se produjo en 2003 cuando acudió a una revisión rutinaria antes de someterse a una operación de reducción de pecho. En ese momento fue sometida a una mastectomía parcial y a seis semanas de radioterapia.

Pocos años después, declaraba que creía que había sido el estrés lo que había originado la enfermedad: “La relación no especialmente buena en la que me encontraba y mi carrera fueron demasiado para mí. No estoy hecha para este negocio. Nunca he sabido cómo ser la estrella que la compañía de discos quería que fuese”.

Lo que para algunos es una maldición, para mí es un regalo porque me ha ayudado a descubrir quién soy realmenteEn ese momento, indicó que se identificaba con otras víctimas de la industria como Amy Winehouse o Britney Spears, de las que lo único que le diferenciaba era que se había enfrentado al estrellato con una mayor edad, lo que le había permitido salir adelante. “Después del sorprendente éxito del primer disco, me lancé al segundo y trabajé tanto que todo se volvió complicado. Tenía una hernia en las cuerdas vocales y lo que creía que eran ataques de pánico. El cáncer llegó poco después”.

Además, Anastacia sufre desde los 13 años la crónica enfermedad de Crohn, que consiste en que el sistema inmunitario ataca al intestino produciendo inflamación. La cantante tuvo que pasar una temporada en silla de ruedas después de que le fuese extirpada una sección del estómago. Por último, la cantante sufre taquicardias constantes, una dolencia a la que ha puesto remedio a través de diversas pastillas. Como señalaba en una reciente entrevista, “mi enfermedad me ha cambiado de muchas maneras, ya que afecta tanto a mi trabajo como a mis relaciones. Lo que para algunos es una maldición, para mí es un regalo porque me ha ayudado a descubrir quién soy realmente”.

La mastectomía como solución

Con motivo de la operación de Angelina Jolie, muchas fueron las voces que recordaron que se trataba de una medida "sensata" pero que no debía ser generalizada. Caso diferente es el que ha afectado a la cantante estadounidense, puesto que no se trata de prevención o profilaxis, sino de parte del tratamiento.

La mayor parte de mastectomías suelen conllevar una buena recuperación, aunque en algunos casos sea necesario complementarla con hormonoterapia, radioterapia o quimioterapia. La cirujía de Anastacia ha sido realizada a través del músculo dorsal ancho, localizado en la zona posterior del brazo.

Con posterioridad se puede llevar a cabo un proceso de reconstrucción del seno, con el objetivo de restaurar la apariencia de este previa a la operación. En ocasiones, los pechos se reconstruyen en la propia operación y en las intervenciones más radicales se realiza después de un período prudencial de tiempo. También puede optarse por una prótestis externa.

Alma, Corazón, Vida
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios