NAOMI WOLF ASEGURA QUE "NECESITAMOS RELACIONES SEXUALES SATISFACTORIAS"

“Las mujeres jóvenes admiran a las cuarentañeras e incluso las envidian”

“Hoy en día, la noción de que los ideales de belleza son una construcción social, manipulada por los anunciantes y comercializada con ánimo de lucro, es

Foto: “Las mujeres jóvenes admiran a las cuarentañeras e incluso las envidian”
“Las mujeres jóvenes admiran a las cuarentañeras e incluso las envidian”
Autor
Tags
    Tiempo de lectura5'

    “Hoy en día, la noción de que los ideales de belleza son una construcción social, manipulada por los anunciantes y comercializada con ánimo de lucro, es una convención, no un argumento minoritario”. Así de optimista se muestra la feminista Naomi Wolf (San Francisco, 1962) respecto al calado de sus ideas en un artículo que ha escrito para el rotativo británico The Sunday Times del pasado domingo. Wolf, que hoy cuenta 49 primaveras, se dio a conocer en todo el mundo en 1991 con su libro El mito de la belleza (Salamandra). En él defendía que, conforme la mujer había ganado prominencia social y espacio en la esfera pública, los estándares de belleza física se habían hecho más exigentes, conduciendo a un peligroso aumento de los desórdenes alimenticios y las operaciones de cirugía estética.

    Veinte años después, Wolf, que se convirtió tras la publicación de El mito de la belleza en una de las principales voces de lo que se conoce como “la tercera ola” del movimiento feminista, asegura haber superado su miedo a envejecer. En su opinión, pese a que las amenazas a la mujer que identificaba en su exitoso ensayo no sólo no han remitido, sino que en muchos casos han crecido, cada vez más mujeres están decididas a revertir la tendencia: “Hoy la retórica de la imagen se centra en estar lo más sano posible, independientemente de lo que se pese”.

    Muchas mujeres están llegando a los 40 sintiéndose tan bien como en la universidad y siendo más atractivas que entoncesLa escritora explica en el artículo que, pese a haber luchado siempre en contra del mito de la belleza, le quedaba la duda de cómo iba a enfrentarse a su propio envejecimiento. Finalmente, cuenta, no ha experimentado ni un ápice de dolor en la perdida de juventud. Y cree que tampoco lo han experimentado todas las mujeres a las que admira. En su opinión, las mujeres de mediana edad ya no ven a las más jóvenes como rivales, sino como discípulas y, “gracias a los avances en la salud y la sensibilización sobre el bienestar”, muchas mujeres están llegando a los 40 sintiéndose tan bien como en la universidad, y siendo más atractivas que entonces.  Esto, según explica Wolf en el ST, tiene efectos también sobre las jóvenes. “No veo a las mujeres jóvenes mirando a las mujeres talentosas de cuarenta años con lástima o desprecio: veo cómo las admiran e, incluso, les tienen envidia”.

    Una revelación vaginal

    Wolf, acaba de publicar un nuevo libro, Vagina: A New Biography, en el que mezcla experiencias personales con sus nuevos pensamientos acerca del órgano genital femenino. Pese a estar mejor que nunca, sentirse deseada, tener éxito y contar con un nuevo amor, Wolf tuvo que pasar por una experiencia que le hizo replantearse ciertas cosas. Tal como explica en su nuevo libro, de un día para otro, la calidad de sus orgasmos decayó. De estar “llenos de luz y color” pasaron a ser algo “apagado y sin vida”. Wolf decidió ir al médico. El origen de la ausencia de placer, tal como ella sospechaba era un problema físico, no psíquico. El médico le diagnostico una tipo leve de espina bífida. Su espina dorsal no estaba correctamente alineada y estaba aplastando una rama del nervio pélvico.

    La vagina y el cerebro son esencialmente una sola red, un solo sistemaTodo esto, tal como cuenta Wolf en el libro, fue una revelación: “¿Esto es lo que diferencia a los orgasmos vaginales de los de clítoris? ¿La conexión neuronal? ¿No la cultura, ni la crianza, ni el patriarcado, ni el feminismo, ni Freud? Nunca había leído que la mejor manera de alcanzar un orgasmo, como mujer, tenía tanto que ver con las conexiones neuronales”. Ahora la escritora lo tiene claro: “La vagina y el cerebro son esencialmente una sola red, un solo sistema”. Y esto no es baladí, pues la reconocida feminista está desafiando a toda la anterior corriente feminista, de los primeros 70.

    La mujer necesita tener relaciones sexuales satisfactorias

    En el libro Wolf mezcla determinados hallazgos científicos con teorías que rozan lo místico. En su opinión, la conexión cerebro-vagina tiene un componente emocional e, incluso, espiritual. De vuelta al feminismo, tal como explica la escritora, existe una epidemia de insatisfacción sexual femenina, que tiene que ver, precisamente, con un desconocimiento profundo sobre su órgano genital y la importancia del mismo. Su tesis final, que ha sido atacada por la mayoría de los columnistas de la prensa anglosajona (mujeres, en su mayoría), por su aspecto reaccionario: las mujeres solo pueden aprovechar su creatividad cuanto están inmersas en una relación sexual satisfactoria.

    El libro de Wolf pertenece claramente al mismo reino de la imaginación erótica que 'Cinco sombras de Grey'El nuevo libro de Wolf ha provocado todo tipo de reacciones en la red y cuesta encontrar alguna positiva. Kaitie Roiphie, conocida columnista del New York Times, Vogue y Slate, donde ha publicado su crítica de Vagina, ha sido quizás la más dura. En su opinión, Wolf se parodia a sí misma en su nuevo libro, y deja más claro que nunca lo que en realidad ha sido siempre, “una criatura de la fantasía pública, un reflejo de nuestro deseo por ser víctimas atractivas, abiertas al reduccionismo, en busca de respuestas fáciles con una narrativa sencilla”.

    Al fin y al cabo, como apunta Ariel Ley en The New Yorker, las ideas de Wolf están de moda. Según el columnista, el paralelismo entre Vagina y Cincuenta sombras de Grey ­–la novela erótica que está arrasando entre las mujeres de la edad de Wolf– es evidente: “El libro de Wolf pertenece claramente al mismo reino de la imaginación erótica. La escritora ha encontrado una amante a la que debemos complacer, servir y dar honores. Hay una nueva dominatrix en la ciudad. Y su nombre es Vagina”.  

    Alma, Corazón, Vida
    Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
    15 comentarios
    Por FechaMejor Valorados
    Mostrar más comentarios