NUEVO ÓRDAGO DE ROCÍO MONASTERIO

Vox rompe con el PP en la comunidad si no tiene concejalías en la capital

La formación ha hecho este anuncio mientras PP y Ciudadanos se reunían en la Asamblea para empezar a conformar el nuevo Gobierno regional. Sin el apoyo de Vox, no habrá Ejecutivo

Foto: Rocío Monasterio, presidenta de Vox en Madrid.
Rocío Monasterio, presidenta de Vox en Madrid.

Vox ha dado un golpe encima de la mesa. La presidenta de la formación en Madrid, Rocío Monasterio, ha anunciado este lunes que rompe sus negociaciones con Isabel Díaz Ayuso si el nuevo alcalde de la capital, José Luis Martínez-Almeida, no da concejalías a Vox, un pacto que según Monasterio está firmado. Vox ha hecho este anuncio cuando en la Asamblea de Madrid estaban reunidos PP y Ciudadanos para llegar también a un pacto en el Gobierno regional. Unas negociaciones que de momento dejan fuera a Monasterio.

A nadie se le escapa que el nuevo órdago de Monasterio persigue dos objetivos: no solo que Vox tenga mayor cuota de poder en el ayuntamiento de la capital, que se acaba de constituir, sino presionar a PP y Cs para que la incluyan en la mesa a tres que Vox lleva tiempo reclamando en el pacto que debe fraguarse en la Comunidad de Madrid. Ciudadanos, de momento, mantiene el veto a Vox. La vicealcaldesa de Madrid, Begoña Villacís (Ciudadanos), ha asegurado que "si se ceden" áreas de gobierno ello requeriría un "acuerdo expreso" de PP y Cs, tal y como se recoge en el acuerdo de ambas formaciones suscrito el pasado viernes, según el cual "toda modificación de lo estipulado en este documento requiere del acuerdo expreso y escrito entre los partidos firmantes".

La pelota está ahora en el nuevo regidor de la capital, que en principio barajaba la opción de ceder a Vox varias presidencias de distrito, es decir, fuera del Gobierno local pero dentro de las estructuras de la Administración. Pero el secretario general de Vox y portavoz en el ayuntamiento, Javier Ortega Smith, ha asegurado este mismo lunes que es el "momento del cumplimiento de los pactos" y que el nuevo alcalde sabe "perfectamente" lo que ha firmado con su partido, que es "formar parte" del Gobierno municipal, y eso "no es estar en un distrito, es estar en concejalías de gobierno".

Vox rompe con el PP en la comunidad si no tiene concejalías en la capital

Monasterio ha decidido por tanto elevar el tono en la Comunidad de Madrid, y vincula el pacto en el Ejecutivo regional (en el que los votos de Vox son necesarios para investir presidenta a Isabel Díaz Ayuso) a que su formación tenga más poder en el ayuntamiento capitalino. "Hasta que se nos aclare qué es lo que está pasando en el ayuntamiento, creemos que no tiene sentido seguir avanzando en la comunidad. Hay un contrato entre el PP y Vox que contempla una coalición de gobierno y que incluye concejalías de gobierno para Vox. Eso es lo que se ha firmado, y además una proporción en presupuesto", señaló Monasterio. Vox y PP tenían previsto reunirse este lunes, una reunión que de momento queda anulada.

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, y la vicealcaldesa, Begoña Villacís. (EFE)
El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, y la vicealcaldesa, Begoña Villacís. (EFE)

Vox no se quiere conformar con gestionar algunas juntas de distrito (se hablaba de Salamanca, Chamberí y Usera), ya que asegura que lo que tiene firmado "explícitamente" con el PP en un acuerdo cerrado a las cuatro de la madrugada del sábado es que el partido de Santiago Abascal asumirá varias "concejalías de gobierno" en "proporción a su representación". Aunque desde Vox creen que los distritos tienen su "importancia", también quieren "estar" en el "entramado" municipal de las concejalías. El jefe del equipo negociador de Vox, Iván Espinosa de los Monteros, ha echado más leña al fuego en una entrevista en 'Espejo Público': "Lo que se ha publicado en el boletín oficial del Ayuntamiento de Madrid no se corresponde con lo firmado. Por tanto, una de dos: o estamos ante un incumplimiento, cosa que me parecería grave, o estamos ante un error, cosa que se debería subsanar inmediatamente".

Rocío Monasterio ha insistido en la misma línea en la Asamblea de Madrid. "Lo que estamos pidiendo es que cuando uno firma un acuerdo se cumplan las partes del acuerdo, porque si no, si estamos hablando de socios que no son fiables, no tendrá ningún sentido volverse a sentar". Y ha recalcado: "Es una cancelación 'sine die'. Tenemos que estar seguros de que cuando uno firma un acuerdo, es fiable". De momento, PP y Ciudadanos se seguirán reuniendo esta semana para avanzar en su pacto en la comunidad, que de momento se centra en acordar un programa.

Elecciones Municipales y Autonómicas
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
57 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios