Bienvenidos a la feria de arte y antigüedades más exclusiva del mundo

  • Pantalla completa
Una de las piezas de la feria
1 de 10
Comparte la fotografía

Una de las piezas de la feria

EFE
Ejecutivo contra ejecutivo
2 de 10
Comparte la fotografía

Ejecutivo contra ejecutivo

EFE
Espectadores observando de cerca una obra
3 de 10
Comparte la fotografía

Espectadores observando de cerca una obra

EFE
Preparativos de la TEFAF
4 de 10
Comparte la fotografía

Preparativos de la TEFAF

EFE
Interior de la feria
5 de 10
Comparte la fotografía

Interior de la feria

EFE
Colgando un cuadro en la TEFAF
6 de 10
Comparte la fotografía

Colgando un cuadro en la TEFAF

EFE
Visitantes de la feria
7 de 10
Comparte la fotografía

Visitantes de la feria

EFE
Una de las obras de la TEFAF
8 de 10
Comparte la fotografía

Una de las obras de la TEFAF

EFE
Operarios cuelgan una obra en la feria
9 de 10
Comparte la fotografía

Operarios cuelgan una obra en la feria

EFE

Un fragmento de la Biblia de Gutenberg, un Monet de 10,8 millones de euros o el único libro de Matisse calientan este años los motores de la TEFAF, cita imprescindible para amantes y coleccionistas de arte que se celebra estos días en la ciudad holandesa de Maastrich.

Cerca de 300 galerías internacionales provenientes de más de 20 países (entre ellos España) están presentes en la feria de artes y antigüedades más consolidada del mundo. Un paraíso artístico de valor incalculable, que recorre 7.000 años de historia a través de más de 30.000 piezas.

La cita, que se consolida un año más como centro neurálgico de compradores y vendedores de arte y antigüedades, desplegará del 11 al 20 de marzo una potente oferta que abarca desde el arte egipcio al grafitero Bansky, pasando por nombres como Picasso, Miró, Ribera, Frida Kahlo, Goya, Chagall y Dalí.

Seis siglos ha tardado en salir a la luz una valiosa obra hasta ahora desconocida, un libro decorado en el siglo XV por los hermanos Limbourg, los "mejores artistas de su tiempo", por encargo del Duque de Berry, según el galerista Adrie Van Griensven.

Esta aparición "milagrosa", en palabras de Van Griensven, se suma a las tres únicas obras conocidas hasta la fecha firmadas por los preciosistas hermanos y fue concebida como un regalo para Luis de Orleans, cuya prematura muerte hizo que quedara inconclusa y se olvidara en el archivo de una familia francesa.

Su descubridor la puso a la venta en internet, donde la adquirió el galerista alemán que hoy la oferta a 12 millones de euros.

Otra obra que ha sido rescatada del anonimato es el espectacular 'Hércules descansandop de José de Ribera, de cuya autoría se dudó durante años mientras se encontraba en manos de la multimillonaria Barbara P. Johnson -ligada al gigante americano Johnson & Johnson- y que ha sido valorada en 4,3 millones de euros tras confirmarse su autenticidad.

Quienes persiguen las piezas más codiciadas saben que en TEFAF los primeros días son la clave y que deben ser ágiles si quieren lograr hacerse con algún tesoro, como es el caso del Museo Mauritshuis, que ayer se aseguró la compra de una obra maestra de Roelant Savery por 6,5 millones de euros.

Un caso aún más llamativo es el de la que prometía ser una de las piezas más reñidas de esta edición, 'El Paciente Inconsciente (Olor)' de Rembrandt, un lienzo temprano del maestro del siglo del oro neerlandés que se estuvo extraviado durante años y ha sido recientemente redescubierto en una subasta en Londres.

 

Cultura
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios