Sánchez, Iglesias y el caballero inexistente

Dentro del PSOE no hay voces que reclamen un gobierno de coalición con Iglesias, porque temen que, de tenerlo dentro, sabotearía su Gobierno. De momento prefieren la repetición electoral

Por Marta García Aller9
Sánchez, Iglesias y el caballero inexistente
Lo peor que nos puede pasar no es repetir elecciones

Lo peor que nos puede pasar no es repetir elecciones

Lo peor no es hacernos votar, sino tener que hacerlo optando entre los mismos candidatos. Los mismos líderes políticos incapaces de hacer el trabajo más básico de todos: empezar a gobernar

Zapatero, al rescate de Ciudadanos

Zapatero, al rescate de Ciudadanos

Cuando más se estaban desdibujando los porqués de su 'no es no' a la investidura de Sánchez, cuando por primera llegan las críticas en alto y desde dentro, llegó Zapatero

Las palabras que molestan al alcalde

Las palabras que molestan al alcalde

'Vivas nos queremos. ¡Ni una menos!'. Esas son las dos frases que molestaban tanto a los ediles del PP como para retirarlas de los edificios madrileños a las 48 horas de llegar a Cibeles

De Chernóbil al Valle de los Caídos

De Chernóbil al Valle de los Caídos

Tal vez HBO podía animarse en la tarea de la resignificación del Valle para avanzar, al menos en la ficción, en la urgente tarea de honrar a las decenas de miles de víctimas anónimas

El riesgo de prohibir los coches silenciosos

El riesgo de prohibir los coches silenciosos

A la última tecnología a la que hemos necesitado inventarle un sonido para andar más tranquilos es a los coches eléctricos. Los nuevos automóviles van a tener que hacer ruido por ley

Sánchez e Iglesias en el diván

Sánchez e Iglesias en el diván

Deberían habilitar en el Congreso un diván donde tumbar a los líderes políticos tras las reuniones. Hacerles las preguntas directamente al inconsciente, indagando en sus miedos y deseos

Todos quieren a Pablo Casado (de momento)

Todos quieren a Pablo Casado (de momento)

Sin hacer mucho ruido, porque los moderados son gente formal, el sector más centrista de los populares azuza a fuego lento el descontento contra Pablo Casado