Mazda aprovecha al máximo la tecnología

  • Pantalla completa
Mazda aprovecha al máximo la tecnología
Muy bajo y ancho
1 de 11
Comparte la fotografía

Muy bajo y ancho

Sus buenas proporciones, con una carrocería ancha y baja, hacen que la percepción de estabilidad sea muy buena para el conductror.
Materiales robustos y buena terminación
2 de 11
Comparte la fotografía

Materiales robustos y buena terminación

En el interior del Mazda 3 encontramos buenos materiales y una calidad de terminación muy esmerada. 
Calidad interior
3 de 11
Comparte la fotografía

Calidad interior

Desde que entramos en el habitáculo, se aprecia una buena sensación de calidad percibida. Los asientos bicolor son un toque muy elegante, pero acabarán sucios.   
Lineas características
4 de 11
Comparte la fotografía

Lineas características

Ese capó delantero largo y bajo, junto a esa parte final del techo en caida le proporcionan una línea exterior característica de Mazda.  

Cuadro de instrumentos diferente
5 de 11
Comparte la fotografía

Cuadro de instrumentos diferente

Al ver este cuadro es perfectamente indentificable que se trata de un Mazda 3. En el reloj central tenemos el cuentavueltas y en pequeño una ventana con la velocidad. 
También una versión familiar
6 de 11
Comparte la fotografía

También una versión familiar

Esta versión de cinco puertas se ve completada con una variante Sport Sedán que ofrece un maletero más amplio, gracias a un voladizo trasero ampliado. 
Head Up Display
7 de 11
Comparte la fotografía

Head Up Display

Gracias al head up display con más datos y en color, el conductor tiene más información y de manera más segura. 
Sensación de aplomo
8 de 11
Comparte la fotografía

Sensación de aplomo

Al volante de este Mazda 3 el conductor se siente muy a gusto, con un coche que permite un perfecto guiado gracias al G-Vectoring. 
Maletero en la media
9 de 11
Comparte la fotografía

Maletero en la media

El maletero del Mazda 3 se posiciona en la media del segmento, con un voluman de 364 litros, que se puede ampliar plegando los asientos traseros.  
Frontal muy diferente
10 de 11
Comparte la fotografía

Frontal muy diferente

Si al ver el cuadro se reconoce perfectamente que es un Mazda 3, al ver el frontal del coche se sabe que es un Mazda sin ninguna duda. Su frontal es característico. 

Mientras que otros fabricantes están apostando por el empleo de nuevas tecnologías para conseguir cumplir las normativas anticontaminación vigentes, como los motores pequeños con turbo, en el caso de Mazda lo que hace es aprovechar al máximo la tecnología actual. Este motor de 120 caballos es un propulsor de dos litros, atmosférico, que proporciona unos consumos homologados muy buenos.

Al volante, sorprende porque las primeras veces que lo usamos, sobre todo si circulamos con marchas largas, parece que le falta fuerza al motor, pero una vez que nos acostumbramos, el coche no tiene esa patada que ofrecen los motores turbo, pero funciona muy bien, se mueve con agilidad. Y sus consumos, una vez acostumbrados a esa conducción diferente, son muy buenos.
Motor
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios