los mejores sitios donde olvidarte de todo

De Vietnam a las cataratas del Iguazú: tres destinos exóticos para tu próximo viaje

No, irte un fin de semana a Londres o a Ámsterdam no es original ni exótico. Si buscas destinos realmente memorables, fíjate en estos tres que te recomendamos

Autor
Tiempo de lectura4 min

Hacer un viaje original a un destino exótico se ha vuelto cada vez más complicado. No porque sea difícil desplazarse, sino precisamente por lo contrario: ante la proliferación del turismo, casi todos los destinos son conocidos por los viajeros, así que ser el original de tu grupo de amigos acaba siendo una tarea difícil.

Sin embargo, siguen quedando destinos suficientes para disfrutar de un merecido descanso con el atractivo que ofrecen los parajes naturales más exóticos del mundo. Si quieres conocerlos, te vamos a recomendar tres de ellos.

Cataratas del Iguazú (Argentina)

Argentina siempre ha sido uno de los destinos hermanados con España: una visita a Buenos Aires, un acercamiento a las costumbres locales, un partido de fútbol con las aficiones más espectaculares del mundo, un buen asado... Sin embargo, esta vez te vamos a hablar de uno de los mayores tesoros del país: las cataratas del Iguazú, que marcan los límites entre la provincia argentina de Misiones y el estado brasileño de Paraná.

Hotel Meliá Iguazú.
Hotel Meliá Iguazú.

Incluidas en la lista de las siete maravillas naturales de todo el mundo y declaradas Patrimonio Universal de la Unesco, las cataratas son un auténtico espectáculo para los sentidos. Puedes observarlas en cualquiera de los 275 saltos de los que dispone, algunos de ellos de hasta 80 metros de altura. Puedes conocerlas en lancha o a través de los senderos en los que te cruzarás con los animales de la selva semitropical.

Si visitas las cataratas, puedes alojarte en el único hotel localizado en el corazón del Parque Nacional de Iguazú: el Meliá Iguazú, que cuenta con vistas panorámicas de la Garganta del Diablo y con un centro de interpretación para la divulgación y puesta en valor del entorno natural de Iguazú. Además, permite a los visitantes acceder caminando hasta las cataratas.

El hotel dispone de 169 habitaciones y una amplia oferta complementaria formada por varias opciones gastronómicas, piscinas, 'spa', gimnasio, zonas infantiles y salas de reuniones y celebraciones.

Selva tropical de Vietnam

Si eres aún más aventurero, te ofrecemos una de las mejores opciones que tendrás de disfrutar de la naturaleza en su estado más puro: la selva tropical de Vietnam y, más concretamente, el Parque Nacional de Ba Vi, a solo 55 kilómetros de Hanoi.

Insertado en un bosque tropical primitivo a una altura de 600 metros, se trata de un paraje con un clima idóneo para escaparse del ajetreo de la ciudad, además de una de las mejores opciones para los amantes de la meditación y la relajación en general.

Si te decantas por este destino, puedes alojarte en el hotel Meliá Ba Vi Mountain Retreat, que cuenta con 100 habitaciones y aspira a convertirse en un exponente privilegiado del importante foco que Vietnam mantiene en el segmento de turismo de naturaleza, de extraordinario potencial en el país.

Asimismo, el Ba Vi Mountain Retreat ofrece una amplia gama de servicios, junto a un 'spa' y piscina exterior, así como un abanico gastronómico que va desde las comidas tradicionales hasta las tropicales y típicas de la zona, con ingredientes locales, frescos, orgánicos y de cosecha propia.

Parque Nacional de Serengueti

Si lo tuyo es adentrarte en la naturaleza para compartir también la experiencia con los animales de la zona, tu sitio es el Parque Nacional Serengueti, en Tanzania, donde podrás disfrutar de uno de los espectáculos naturales más famosos del planeta: la gran migración, en la que cerca de un cuarto de millón de ñúes se desplazan hasta Mara en busca de un nuevo hábitat a lo largo de más de 2.000 millas.

Al margen de si visitas o no el Serengueti en época de migración, el parque nacional cuenta con un abanico casi infinito de especies: desde el león hasta el elefante africano pasando por el leopardo, el rinoceronte, el búfalo, el hipopótamo o la cigüeña blanca, entre muchas otras.

Si visitas esta zona, puedes alojarte en el hotel más sostenible de todo el Serengueti. Se trata del Meliá Serengeti Lodge, diseñado teniendo en cuenta la protección y preservación del entorno que lo rodea. Además, el hotel genera por sí mismo la mitad de toda su demanda energética y trata sus residuos para que sean utilizados por los agricultores locales. Para ello, su diseño busca también reducir el consumo de energía, favoreciendo, por ejemplo, la refrigeración natural de las habitaciones.

Una de las habitaciones del Meliá Serengeti Lodge.
Una de las habitaciones del Meliá Serengeti Lodge.

El Serengeti Lodge se encuentra al lado oeste del Lago Victoria y, con sus terrazas naturales orientadas a las laderas de Nyamuma, ofrece unas espectaculares vistas del valle Mbalageti River y garantiza un auténtico viaje de descubrimiento al corazón del continente africano.

Viajes