a dos ruedas

De Cheste a Jerez, pasando por Montmeló: turismo apto para moteros

Si eres aficionado al motociclismo, no dejes pasar la ocasión de hacer coincidir tus vacaciones con las principales citas moteras de España. Aquí tienes un resumen de las más importantes

Foto: Miles de aficionados, en el circuito Ricardo Tormo de Cheste en 2015. (EFE)
Miles de aficionados, en el circuito Ricardo Tormo de Cheste en 2015. (EFE)
1 de

Turismo a todo gas

Los aficionados al mundo del motor tienen fama de llevar su pasión hasta límites insospechados, en especial los apasionados del motociclismo. Una gran parte, de hecho, hace coincidir sus vacaciones y escapadas con las principales carreras de MotoGP de España. Para ellos, hablar de Montmeló, Cheste o Jerez es como mencionar Bali o el Himalaya al viajero más exótico. 

Si quieres introducirte en la cultura motera, te proponemos los eventos y destinos más apetecibles -e imprescindibles- para los amantes de las dos ruedas. Además, señalamos algunos de los lugares que no debes perderte en esas visitas. ¿Aceleramos hacia ellos?

 

 

 

2 de

Jerez (22 al 24 de abril)

Preparativos para el GP de Jerez. (EFE)
Preparativos para el GP de Jerez. (EFE)

Cada año, durante el mes de abril o mayo, el Circuito de Jerez se llena del rugido de las motos del Campeonato del Mundo de MotoGP. Los ojos de los aficionados de todo el mundo se vuelven hacia el trazado andaluz durante la celebración del Gran Premio de España MotoGP. Unos 250.000 aficionados se acercan cada año a Jerez de la Frontera para vivir de cerca su pasión. Si a esto añadimos el clima privilegiado, la belleza de sus tierras y la simpatía de sus gentes, tenemos como resultado la concentración motera más grande de España: alrededor de 70.000 motos.

Si quieres vivir a tope el ambiente del circuito, vete a la zona de acampada. Allí te espera un mar de 'burras' y la camaradería de otros moteros. No te pierdas tampoco el sinfín de rincones de Jerez. También puedes ampliar la visita a Sanlúcar de Barrameda, El Puerto de Santa María o Cádiz, a poco más de 30 kilómetros. ¿No te apetece una ruta costera?

 

3 de

Montmeló (3 al 5 de junio)

Momento de una salida en Montmeló. (EFE)
Momento de una salida en Montmeló. (EFE)

El Circuit de Barcelona-Catalunya, ubicado en Montmeló -a unos 30 kilómetros de Barcelona-, acoge otra de las pruebas más importantes del calendario de competición: el Gran Premio de Catalunya MotoGP. Cerca de 200.000 personas ponen rumbo cada año hacia esta cita motera imprescindible. Es obvio que Barcelona, a poco más de media hora del circuito, tiene infinidad de ‘visitables’, pero quizá pocos sepan que Montmeló atesora un patrimonio de gran interés.

Haz una escapadita entre la clasificación y la carrera para echar un vistazo al ‘castellum’ romano de Can Tacó, de más de 2.000 años de antigüedad, o a las pinturas románicas de la iglesia de Santa Maria.
 

 

 

4 de

Alcañiz (23 al 25 de septiembre)

Márquez, en una foto de archivo, en Alcañiz. (EFE)
Márquez, en una foto de archivo, en Alcañiz. (EFE)

El Gran Premio de Aragón MotoGP se celebra en el circuito Motorland Aragón, situado en la localidad turolense de Alcañiz. La prueba reúne también a un nutrido grupo de aficionados -cerca de 115.000 el pasado año-. Además, es uno de los mejor organizados, de hecho ha sido reconocido con el premio al mejor circuito del Mundial de MotoGP 2015, siendo la tercera vez en seis años que logra este galardón.

Si dispones de tiempo, puedes recorrer los 90 kilómetros que separan el circuito de Zaragoza y perderte por sus calles. Si andas más justo, no te preocupes, porque Alcañiz no tiene nada que envidiar a la capital maña en cuanto a patrimonio artístico o cultural, empezando por su casco antiguo, un perfecto ejemplo de arquitectura medieval.

Si eres más de gastronomía, no dejes de probar algunos de los productos locales más exquisitos, como las tortas de alma o los roscones de zurra, y por supuesto el jamón de Teruel o el melocotón Calanda, dos de los productos denominación de origen de la región.

 

5 de

Cheste (11 y 13 de noviembre)

Miles de aficionados a las motos, en Cheste. (EFE)
Miles de aficionados a las motos, en Cheste. (EFE)

La localidad de Cheste, situada a unos 30 kilómetros de Valencia, acoge el Gran Premio de la Comunitat Valenciana, prueba que pone punto final al Campeonato del Mundo de Motociclismo 2016. Es, por tanto, otra cita ‘imperdible’ para los amantes del motor, sobre todo si está en juego algún puesto del podio. Se celebra en el Circuito Ricardo Tormo de la Comunitat Valenciana, que toma su nombre en honor al primer campeón del mundo valenciano. El año pasado, más de 200.000 personas vivieron uno de los finales más emocionantes que se recuerdan en este trazado, que es uno de los mejores para seguir la carrera desde cualquier punto.

El circuito, como en la mayoría de los existentes en España, ofrece la posibilidad de experimentar distintas actividades relacionadas con el motor. Evidentemente, los días de competición no es posible emular a Lorenzo, Pedrosa o Márquez, así que te proponemos daros una vuelta por Valencia, a solo 28 kilómetros, o explorar Cheste, donde podrás conocer su pasado íbero y árabe a través de los yacimientos de la zona o su barrio de la Morería.

Incluso es posible que en 2017 ya puedas alojarte en el hotel temático que se planifica construir en el circuito de Cheste, una instalación pionera en España que permitirá vivir -literalmente- dentro del ambiente del motociclismo.

Viajes

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios