Barcelona, 18 abr (EFE).- La alcaldesa de L'Hospitalet de Llobregat, Núria Marín, ha decretado tres días de luto oficial en memoria de las tres personas que han fallecido este jueves, una madre y sus dos hijos de corta edad, en un incendio en un inmueble del municipio.

A través de su cuenta oficial de Twitter, la alcaldesa ha manifestado que la "ciudad está de luto", a causa de las tres víctimas del incendio, que se ha desatado sobre las 06.30 horas en el piso cuarto segunda del número 140 de la calle Riera Blanca de L'Hospitalet, cerca de Barcelona.

"Se decretan tres días de luto oficial en memoria de las tres personas que han perdido la vida en el incendio de la Riera Blanca", ha escrito Marín, quien ha asegurado que "los servicios sociales continuarán dando atención a todos los vecinos y vecinas" que lo necesiten.

A consecuencia del fuego han fallecido en un primer momento la madre y uno de sus hijos, de tres años, mientras que el segundo niño, un bebé de pocos meses, ha muerto poco después en el Hospital de Sant Joan de Déu, donde había sido trasladado en estado de "máxima criticidad".

Las tres víctimas han muerto por inhalación de humo, según ha explicado el teniente de alcalde de L'Hospitalet, Francesc Belver.

Los Bomberos de la Generalitat han informado de que el inmueble ha quedado "totalmente quemado", aunque no ha habido daños estructurales en el edificio ni en el resto de pisos porque el fuego no se ha propagado ya que las "puertas estaban cerradas".

En el momento del incendio había cinco personas en el piso, tres mujeres y dos menores, y solo dos de ellas se han podido salvar, una de ellas huyendo por el patio interior.

Según ha avanzado la alcaldesa, todo apunta a que el origen del siniestro podría deberse a una sobrecarga eléctrica.

Hasta el lugar de los hechos se han desplazado nueve dotaciones de los Bomberos, nueve unidades del SEM, entre ellas la pediátrica, así como ocho patrullas de los Mossos d'Esquadra y policía local. EFE