Madrid, 21 mar (EFECOM).- El Tribunal Supremo ha reconocido el derecho de 875 miembros no altos cargos de la estructura de dirección de Renfe a disfrutar de hasta diez días más de vacaciones en virtud de lo establecido en el Estatuto Básico del Empleado Público (EBEP).

En su sentencia, la Sala de lo Social del alto tribunal avala que estos trabajadores, pertenecientes a Renfe Operadora, Renfe Viajeros, Renfe Mercancías, Renfe Fabricación y Mantenimiento y Renfe Alquiler de Material Ferroviario, gocen de seis días en concepto de libre disposición, a los que se sumarían hasta otros cuatro en función de su antigüedad.

El conflicto parte de una demanda de CCOO estimada parcialmente en la instancia anterior por la Audiencia Nacional, la cual dictaminó que Renfe Operadora debía aplicar a su personal de estructura de dirección -no altos mandos- el régimen de jornada, vacaciones y permisos contemplado en el EBEP, obligación extensible al resto de codemandadas.

En concreto, el artículo 48 regula los permisos de los funcionarios públicos en casos de fallecimiento, accidente o enfermedad grave de un familiar, de maternidad y guarda legal, asuntos propios o matrimonio.

Mientras que los contemplados en el artículo 49 están relacionados con motivos de conciliación, por razón de violencia de género y para las víctimas de terrorismo y sus familiares directos.

Renfe recurrió en casación el fallo al valorar, entre otras cuestiones, que "no existe un interés general necesitado de protección que afecte a un colectivo generalizado de trabajadores, sino un colectivo determinado de trabajadores cuyo nombre se desconoce", de los cuales "nadie ha planteado demanda alguna".

Argumentos que ahora desestiman los magistrados, que ratifican el criterio dictado en 2017 por la Audiencia Nacional. EFECOM