Redacción deportes, 10 feb (EFE).- El equipo de Rumanía protagonizó la sorpresa en la presente edición de la Copa Federación al eliminar, en la primera ronda, a la República Checa, vigente campeona y dominadora de la competición en los últimos años.

El cuadro checo no había caído en el primer tramo del torneo en los últimos once años.

Rumanía, liderada por Simona Halep, tercera jugadora del mundo y que ganó sus dos partidos individuales, estuvo acompañada por el buen nivel del dobles, que lograron el punto definitivo y el triunfo.

Monica Niculescu e Irina Camelia Begu se impusieron a Barbora Krejcikova y Katerina Siniakova por 6-7, 6-4 y 6-4(2). EFE