Madrid, 14 abr (EFE).- El quinto Laboratorio Iberoamericano de Innovación Ciudadana se celebrará en Rosario (Argentina) en octubre de este año bajo el lema "Comunidades sostenibles e inclusivas", y tratará varios de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la ONU, según la convocatoria publicada hoy.

El laboratorio volverá a reunir a unas 120 personas de toda la región iberoamericana, España, Portugal y Andorra para desarrollar diez proyectos sociales sobre género, sostenibilidad de las ciudades, desigualdad o paz.

Esta edición precede a las de Veracruz (México, 2014), Río de Janeiro (Brasil, 2015), Cartagena de Indias (Colombia, 2016) y Nariño (Colombia, comienzos de 2018).

El quinto laboratorio, que durará casi dos semanas, está organizado por la Secretaría General Iberoamericana (Segib) junto al Gobierno de la provincia argentina de Santa Fe. El plazo de presentación de proyectos, que se abre hoy, finaliza el próximo 6 de mayo.

El responsable del área de innovación ciudadana de la Segib, Pablo Pascale, contó a Efe que la decisión de relacionar este laboratorio con los ODS se debe a que "aún no se ha hecho suficiente énfasis en el aporte que la ciudadanía puede tener" en ellos.

A su juicio, la participación ciudadana será "fundamental" para que en 2030, año límite para su cumplimiento, se hayan podido alcanzar las 17 metas.

Pascale apuntó a que en Argentina existe una "enorme preocupación e interés" de los "gobiernos y otras instituciones" en contribuir a los ODS "de forma innovadora".

"Santa Fe se ha ido transformando en los últimos años en un polo de referencia en la innovación ciudadana, no solo en la propia región, sino también para otras regiones", aseguró.

Por su lado, Diego Gismondi, subsecretario de Innovación Pública del Gobierno de Santa Fe, definió este quinto laboratorio como "un desafío y una gran apuesta".

"Esperamos que este laboratorio sea el mayor de todos, que tenga un volumen de proyectos e iniciativas implementables como nunca antes se ha tenido", dijo a Efe.

Gismondi celebró el tema elegido para el encuentro, "Comunidades sostenibles e inclusivas".

A su juicio, esto es aplicable a Rosario, donde "si bien hay muchos derechos garantizados, aún hay cuestiones que resolver, como en cualquier gran ciudad".

Sobre uno de los aspectos más complejos de este tipo de eventos, la durabilidad y aplicación de los proyectos una vez haya terminado el laboratorio, Gismondi reconoció que existe un "desafío" para encontrar "socios externos" que los "apadrinen" y garanticen la implementación en el territorio.

El objetivo es que los proyectos "no dependan del poder ejecutivo" y que estos otros actores "permitan la independencia de las gestiones de los gobiernos, que no siempre duran el tiempo suficiente para que un proyecto salga adelante".

A pesar de ese "desafío", apunta a que tanto en Argentina como en Santa Fe se han promovido laboratorios de gobiernos, de universidades y de ciudadanos, por lo que es "un buen momento de madurez" que el Laboratorio de Innovación Ciudadana desembarque en Argentina. EFE