Toronto (Canadá), 8 mar (EFE).- El Gobierno canadiense aplaudió hoy la decisión de Estados Unidos de excluir a Canadá de los aranceles por la importación de acero y aluminio pero advirtió de que "hay más trabajo por hacer".

La ministra de Asunto Exteriores de Canadá, Chrystia Freeland, señaló hoy durante una rueda de prensa que la decisión de Washington de excluir a Canadá y México de los aranceles "es un paso adelante".

Pero el presidente estadounidense, Donald Trump, también señaló hoy que la exclusión de los dos países se mantendrá sólo mientras duren las renegociaciones del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

Por ello, Freeland añadió que Canadá seguirá trabajando "hasta que la posibilidad de estos aranceles sea eliminada total y permanentemente".

La ministra canadiense explicó que Ottawa seguirá presionando a Washington para evitar que imponga medidas que perjudiquen a los trabajadores y empresas canadienses.

Freeland también se mostró optimista acerca de que las negociaciones para la renovación del TLCAN puedan terminar con un nuevo acuerdo que será beneficioso para Estados Unidos, Canadá y México. EFE