Bangkok, 9 mar (EFE).- Las autoridades de Malasia evacuaron hoy a a más de un centenar de turistas que se encontraban en el parque del Monte Kinabalu, al norte de la isla de Borneo, después de que la región fuera sacudida por un terremoto de magnitud 5,2.

La sacudida tuvo lugar el jueves por la noche a unos 8 kilómetros de localidad de Ranau, en la base de este popular monte de 4.095 metros de altura, la cumbre más alta de Borneo, y uno de los principales atractivos turísticos del estado de Sabah.

El ministro de Turismo de Sabah, Panglima Masidi Manjun, indicó en su cuenta de Twitter que los 130 escaladores que realizaban la ascensión llegaron poco antes del amanecer a la puerta Timpohon, donde se inicia el sendero de 9 kilómetros hasta la cima.

También evacuaron de la zona 42 guías, seis miembros de los equipos de rescate y una decena de empleados del parque tras un descenso sin incidencias pese a algunos corrimientos de tierra en algunos sectores del sendero, indicó el ministro en otro mensaje.

A raíz del seísmo Masidi ordenó la suspensión temporal de todas las actividades de escalada en el monte, que domina el parque natural de mismo nombre, considerado Centro de Diversidad Botánica del Asia Sudoriental por la Unesco.

La zona fue sacudida el 5 de junio de 2015 por un terremoto de magnitud 6 que provocó corrimientos de tierra y desprendimientos de rocas que causaron la muerte de 18 excursionistas y guías. EFE