Ginebra, 8 mar (EFE).- El Festival de Cine de Derechos Humanos (FIFDH), que se inaugura mañana en Ginebra, conmemorará este año el 70 aniversario de la Declaración Universal de estas garantías fundamentales con una gira que acercará sus películas y reflexiones a más de 45 países de todo el mundo a lo largo de 2018.

Esta gira, que organiza el FIFDH junto con el Ministerio de Asuntos Exteriores suizo y el Alto Comisariado para los Derechos Humanos de las Naciones Unidas recorrerá numerosas embajadas suizas hasta el próximo 10 de diciembre.

Sin embargo, el núcleo duro del festival se celebrará hasta el próximo 18 de marzo en Ginebra y sus alrededores, como es tradicional, y contará con proyecciones de películas, debates y encuentros con personalidades, entre otros eventos.

"Nuestro festival nunca ofrecerá respuestas fáciles pero aspira a hacerse las preguntas correctas", dijo la directora del FIFDH, Isabelle Gattiker.

"A lo largo de diez días, tendremos la oportunidad de hacer una nueva apreciación sobre las fronteras políticas y geográficas, con películas impresionantes y debates impredecibles, mientras rompemos límites artísticos a través de lecturas, espectáculos, fotografías, tiras cómicas y arte vivo", precisó.

Por su parte, el alto comisionado de las Naciones Unidas para los derechos humanos, Zeid Ra'ad al Hussein, que participará como ponente en uno de los debates, dijo que espera que el festival contribuya "a una campaña de movilización mundial de defensa y celebración para elevar los valores consagrados en la Declaración Universal" de los Derechos Humanos.

La decimosexta edición del certamen rendirá homenaje a la abogada egipcia Azza Saliman, quién también recibirá el premio Martine Ansetett por su compromiso con los derechos humanos.

Saliman es una de las figuras más importantes de la lucha por los derechos de las mujeres en Egipto, motivo por el que ha sido acosada tanto por parte de la policía, como del sistema judicial y de los medios de comunicación pro gubernamentales.

Recientemente fue arrestada y ahora se enfrenta a varios cargos, entre los que se la acusa de dañar la imagen de Egipto.

El festival también contará con el ilustrador Guy Delisle, elegido artista de honor por su constante experimentación con nuevas narrativas, que protagonizará uno de los encuentros con el público y del que se podrá visitar la exposición "Meyrin, du réel au dessin".

La soprano Barbara Hendricks, madrina del evento, subrayó que "hoy más que nunca, es necesario un compromiso con los derechos humanos para la supervivencia de la civilización" y aseguró que el festival siempre la ha inspirado para "seguir luchando por la promoción y la defensa" de tales derechos.

Entre otros temas, las películas que se proyectarán abordan la situación de derechos humanos en México, Venezuela, Birmania (Myanmar) o Libia, el papel de las mujeres en distintos contextos y la crisis migratoria global.

El festival también reflexionará sobre la situación de derechos humanos en España a través de un debate sobre el derecho de autodeterminación y la proyección de la película "L'Espagne au bord de la crise de nerfs" (España al borde del ataque de nervios) de Sylvain Louvet, Gary Grabil y Julie Peyard. EFE