Ceuta, 14 nov (EFE).- Dos ciudadanos marroquíes han sido condenados a siete meses y medio de prisión por haber introducido ilegalmente en el territorio nacional, a través de Ceuta, a seis inmigrantes subsaharianos.

Los dos marroquíes han aceptado la pena por un delito contra los derechos de los ciudadanos extranjeros, después de haber sido detenidos por la Guardia Civil el pasado domingo cuando pilotaban una embarcación de pesca.

Los marroquíes fueron detenidos en una operación llevada a cabo por la Guardia Civil durante los últimos meses tras haber detectado la entrada de pequeños grupos de inmigrantes subsaharianos que eran desembarcados en la zona de las escolleras del muelle de la puntilla mientras simulaban ser pescadores.

En un operativo realizado sobre las 05:55 horas de la madrugada del pasado domingo, los agentes del Servicio Marítimo advirtieron la presencia de una patera que acababa de salir de la costa marroquí de Bellyonech (Marruecos) y que navegaba hacia el puerto ceutí.

La embarcación se aproximó hasta el muelle de poniente donde procedió a desembarcar a varias personas sobre las rocas, actuando de forma inmediata el operativo activado que procedió a la interceptación de una patera marroquí ocupada por dos personas y provista de un motor de 15 caballos.

Dada la situación en la que se encontraban los seis inmigrantes dejados en las escolleras con grave riesgo para su integridad física, por lo pronunciado de las rocas y los huecos existentes entre las mismas, tuvieron que ser rescatados y trasladados hasta las dependencias oficiales del Servicio Marítimo.

En la operación se detuvo a los ahora condenados, identificados como M.C., de 27 años, y F.C., de 20 años. EFE