Madrid, 4 feb (EFE).- Manolo Solo se ha alzado con el Goya al mejor actor de reparto por su papel en "Tarde para la ira", ópera prima de Raúl Arévalo, en la 31 edición de los premios de la Academia de Cine.

Sus rivales en esta categoría eran Karra Elejalde por "100 metros", Javier Gutiérrez por "El olivo" y Javier Pereira por "Que Dios nos perdone".

"Vamos allá! Joder... algo, habrá que decir algo", con estas palabras Solo ha arrancado un discurso en el que ha confesado sentirse "emocionado, incluso conmocionado".

"Y sobre todo -ha continuado- quiero agradecer a Raúl Arévalo por darme libertad, confianza y por dirigirme y tirarme por el barranco, porque creías que iba a volar y, efectivamente tengo alas para volar".

Solo estuvo nominado al Goya por primera vez el año pasado por su interpretación del juez Pablo Ruz en "B, la película", sobre el caso Bárcenas.

Licenciado en Ciencias de la Educación, el actor debutó en 2002 con "Cuando todo esté en orden" y ha trabajado en títulos como "La flaqueza del bolchevique", "Siete vírgenes", "El laberinto del fauno", "Celda 211" o "Biutiful". EFE