Madrid, 11 sep (EFE).- La tasa de abandono educativo temprano ha bajado en España, desde que el PP llegó al Gobierno, del 26,5 por ciento al 22,7 por ciento, según ha anunciado hoy la secretaria de Estado de Educación, Montserrat Gomendio.

En la segunda rueda de prensa que da esta semana Gomendio, ha recalcado la importancia que da la Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa (Lomce) a la Formación Profesional, para "dinamizarla y modernizarla" y combatir así esa tasa de abandono educativo temprano de los estudiantes españoles, que está por encima de la media de la OCDE.

"La FP tiene un altísimo valor como una vía aplicada al empleo", ha subrayado Gomendio, que ha criticado que antes se viera como una alternativa "desprestigiada" y todo el mundo continuaba hacia la Universidad.

Según estimaciones de Educación, este año se espera que aumente un 24 por ciento el número de alumnos de FP (La Lomce introduce la FP Básica, además de la media y superior), pasando de 610.860 en el curso 2011-12 a cerca de 800.000 en este curso.

Ha calificado de "positivas" el resultado de las políticas puestas en marcha por el departamento que dirige José Ignacio Wert, y ha destacado que todas las comunidades autónomas están colaborando muy "activamente" en la FP Básica.

También ha subido el número de matriculados en la FP dual (incluye prácticas en empresas), pasando de 4.292 alumnos en 2013 a 9.555 en 2014.

Gomendio ha relacionado ese aumento en las matriculaciones para la Formación Profesional en la bajada del porcentaje de alumnos que no consiguen terminar la educación obligatoria.

La secretaria de Estado de Educación también ha señalado que su Ministerio preside la "Estrategia de Competencias", aprobada en Consejo de Ministros en julio pasado, en la que participan los ministerios de Empleo, Hacienda, Economía, Industria y Presidencia; se cuenta con un equipo técnico de la OCDE, un representante de la Comisión Europea (hoy mantendrán todos ellos una reunión).

Después de ampliará la participación a las comunidades y a la comunidad educativa. EFE