Belgrado, 18 may (EFE).- Dobrica Cosic, expresidente de Serbia y uno de los principales ideólogos del nacionalismo serbio de la segunda parte del siglo XX, murió hoy a los 92 años de edad, informa la agencia de noticias serbia "Tanjug".

Cosic, considerado como uno de los escritores modernos más importantes del país balcánico, fue desde su juventud seguidor del Partido comunista Yugoslavo.

Durante la Segunda Guerra Mundial formaba parte del movimiento guerrillero antifascista y luego fue un destacado miembro de la Academia Serbia de Ciencias y Artes.

A partir del año 1968 rompió con el entonces presidente comunista yugoslavo Josip Broz "Tito" al oponerse a la cada vez mayor autonomía que éste otorgaba a Kosovo, una entonces provincia serbia que 40 años más tarde iba a declarar su independencia.

Sus ideas nacionalistas inspiraron a los líderes serbios durante las guerras balcánicas en los años noventa del siglo pasado.

Por eso, sus seguidores lo llamaban "padre de la Nación", mientras que en los países vecinos lo consideran como uno de los principales ideólogos de los conflictos étnicos.

Ya antes de la desintegración de Yugoslavia a comienzos de la década de 1990, Cosic apoyó al entonces presidente nacionalista autoritario serbio, Slobodan Milosevic.

Entre 1992 y 1993 fue presidente de la entonces República Federal de Yugoslavia, formada entonces solo por Serbia y Montenegro, tras la independencia de Eslovenia, Croacia, Macedonia y Bosnia.

Cosic, dos veces ganador del prestigioso premio literario NIN, es autor de novelas como "Lejos está el sol" (Daleko je sunce), "Raices" (Koreni) o "Deobe" (Divisiones). EFE