El "error" habitual que los creadores quisieron sortear en 'El corazón del imperio' (Movistar)
  1. Televisión
  2. Programas TV
DECLARACIONES

El "error" habitual que los creadores quisieron sortear en 'El corazón del imperio' (Movistar)

El Confi TV se ha desplazado hasta la presentación de la nueva serie documental de la plataforma de pago, basada en la vida de las mujeres ilustres de la Antigua Roma

Foto: Aitana Sánchez-Gijón en 'El corazón del imperio'. (Movistar)
Aitana Sánchez-Gijón en 'El corazón del imperio'. (Movistar)

Fulvia, Livia, Julia Mesa… Grandes mujeres que destacaron en diversos ámbitos en la época del Imperio Romano y que, como suele suceder, la historia se ha encargado de borrar. La serie documental 'El corazón del imperio' no solo llega a Movistar+ este jueves, 25 de noviembre, para poner el foco en ellas, sino con una aspiración probablemente más ambiciosa: contar aquel momento al completo, con todas y todos sus protagonistas. A ellas y a unas cuantas más se encargarán de dar vida un variado elenco de actrices: de Aitana Sánchez-Gijón a Sandra Escacena, pasando por la debutante Joana Pastrana, exboxeadora tricampeona de Europa de peso mínimo.

En la rueda de prensa a la que ha asistido El Confi TV así lo ha confirmado el escritor Santiago Posteguillo ('Yo, Julia', 'El séptimo círculo del infierno'), que ahora se pone frente a la cámara y ejerce de presentador de estos seis episodios producidos por Globalset: "Es una serie transgresora, empezando por ese planteamiento. El asesinato de Julio César se ha narrado mucho, pero no cómo recibe el cuerpo su mujer o cómo lo vive su gran amante, Cleopatra".

Israel del Santo: "Santiago [Posteguillo] y yo quisimos dar un paso al lado"

Con Israel del Santo a los mandos, Posteguillo ha resaltado, bromeando, el trabajo mano a mano que ha existido en todo momento con el director de productos como 'Lola' o 'El Palmar de Troya', ambos disponibles en la plataforma de pago de Telefónica: "Costó que Israel se sentara a escribir y por eso encargamos una pandemia". "Lo que quiere mostrar 'El corazón del imperio' es que se pueden filmar series que atrapen por su contenido. Que entretengan, pero con las que se pueda aprender", ha explicado, firme en su vocación de docente, pues también imparte clase de Literatura en la Universidad Jaume I de Castellón.

Se trata de un proyecto, en palabras de Israel, "que no podía caer en el mismo error" en el que han incurrido las fuentes desde que el mundo es mundo, dar solo la visión del hombre y que las mujeres apareciesen para ser "novias de" o "dar a luz al gran héroe": "El reto que nos hemos planteado es contar lo que nosotros llamamos 'la otra mitad de la historia'. Roma es un período muy documental, pero solo se ha contado por hombres. Santiago y yo, por eso, decidimos dar un paso al lado y buscar a doctoras en Historia o en Derecho Romano. Que fuesen ellas las que interpretasen las fuentes".

placeholder El equipo de 'El corazón del imperio'. (Movistar/Emilio Naranjo)
El equipo de 'El corazón del imperio'. (Movistar/Emilio Naranjo)

El siguiente cometido era seleccionar a esas mujeres que influyeron, de un modo un otro, en la vida pública romana y que el tiempo ocultó bajo la sombra de un padre o un marido. En la segunda entrega del documental, los abonados conocerán de cerca a Fulvia, una dama interpretada por Sandra Escacena ('Verónica', 'Terror y feria', 'Madres') que, más allá de ser la esposa de Marco Antonio, se convirtió en la primera en dirigir un ejército. "Ha sido complicado hacerlo, sus ambiciones iban mucho más allá de las de los hombres. También un aprendizaje, incluso como mujer", ha apuntado la joven actriz de 20 años, deseando que su personaje "sirva a otras chicas para darse cuenta de que siempre han existido figuras femeninas fuertes".

En 'El corazón del imperio' tienen su espacio, además, las gladiadoras. Para ello, Posteguillo y Del Santo se han valido de una mujer que, si bien es novel en el mundo de la interpretación, sabe lo que es jugarse el tipo peleando, salvando las distancias con la encarnizada lucha romana. Joana Pastrana 'colgó los guantes' de boxeo el pasado verano y se pasó a la pantalla: "No sabía qué quería hacer después de boxear, pero me he dado cuenta de que quiero hacer más cosas en mi vida. Estoy descubriendo mi futuro [...] Lo que he tenido que hacer en la serie es parecido a lo que fue mi día a día. Yo me dejaba la vida de otra manera, las luchadoras se quedaban en la arena muchas veces".

Pastrana: "Lo que he tenido que hacer en la serie es parecido a lo que fue mi rutina"

Y, como joya de la corona, Aitana Sánchez-Gijón. La actriz de dilatada carrera, con experiencia en personajes femeninos históricos como Isabel I de Castilla o Medea, se ha puesto en la piel de Julia Mesa, primera senadora de Roma y estratega política en la sombra. "Me fascina la manera de rodar de Israel, te graba sin darte cuenta. Me ha parecido un reto muy interesante porque tengo querencia hacia estas mujeres que sacan los pies del tiesto", ha comentado Aitana, haciendo hincapié en lo extraño, al menos inicialmente, de que la producción esté a medio camino entre la ficción y la realidad.

"Esta fórmula mixta te coloca en un lugar extraño de partida. Conocía al director y eso me ha dado confianza para trabajar en ese híbrido. A partir de ahí, lo he afrontado como una ficción cualquiera. Una historia, un personaje vestido de romano y con decorados 'ad hoc'", ha aceptado. No obstante, el gran "escollo" al que tuvo que enfrentarse Sánchez-Gijón fue el latín, lengua en la que los actores y actrices recitan sus versos en las escenas que se han decidido recrear: "Ha sido agobiante, porque no lograba que me entrase en la 'sesera', y eso que lo estudié en la universidad". De hecho, ha confesado que "casi se echa atrás" cuando le comentaron esta 'nimiedad' del proyecto: "He de decir que, una vez ha pasado eso, me he sentido realmente una Patricia romana. El latín es un elemento que te ayuda a interpretar y a colocarte en la época y en el personaje".

placeholder Aitana Sánchez-Gijón y Sandra Escacena. (Movistar/Emilio Naranjo)
Aitana Sánchez-Gijón y Sandra Escacena. (Movistar/Emilio Naranjo)

Como no podía ser de otra forma, Patricia González y Cristina de la Rosa, doctora en Historia y doctora en Filología Clásica respectivamente, han aportado sus conocimientos en la docuserie de Movistar y por ello han estado presentes en el encuentro con los medios de comunicación. "'El corazón del imperio' parte de la premisa 'loquísima' de que las mujeres existieron e hicieron cosas. Han estado siempre, pero de 'jarrones'. Para ser las santas esposas, las malas malísimas o las prostitutas", ha opinado González.

"La historia es discurso y repensarnos, todos tenemos derecho a tener una historia. Parece que fue solo cosa de hombres, pero bajas al barro y ves que hubo mafiosas, por ejemplo. La historia de las mujeres es la historia de todos", ha insistido la historiadora, y De La Rosa habla en la misma línea: "Es importante divulgar este pasado. Somos romanos. Ahora mismo estamos hablando latín".

Movistar+
El redactor recomienda