Lorenzo Caprile, "desquiciado" en el estreno de 'Maestros de la costura 2'
  1. Televisión
  2. Programas TV
CRÓNICA DEL PRIMER PROGRAMA

Lorenzo Caprile, "desquiciado" en el estreno de 'Maestros de la costura 2'

Los doce participantes de esta nueva temporada pusieron a prueba la paciencia del juez y diseñador ya desde la primera prueba

placeholder Foto: Lorenzo Caprile en ‘Maestros de la costura’. (TVE)
Lorenzo Caprile en ‘Maestros de la costura’. (TVE)

La segunda temporada de ‘Maestros de la costura’ arrancó este miércoles, 16 de enero, con doce nuevos concursantes que, amparados por la diseñadora de moda Sybilla y bajo la mirada avizor de los jueces Lorenzo Caprile, María Escoté y Palomo Spain, abordaron con mejor o peor acierto los primeros retos de esta edición.

[¿Quién es quién en 'Maestros de la costura 2'? Estos son sus perfiles]

En la primera prueba, los concursantes debían replicar uno de los vestidos confeccionados por Sybilla, la madrina en el estreno, y montarlo sobre una pieza de tul que, en opinión de Caprile, les facilitaría "bastante la tarea". Además, tenían que bordar su firma en la tela para "dar una identidad" a su trabajo, con lo que no bastaría con plasmar solo las iniciales en esta.

Toni eligió el peor tejido para este primer desafío, pero Alejandro llegó a "cargarse" la prenda. Por si fuera poco, Lucas se agobió lo suficiente como para ponerse a llorar, pero Palomo Spain y Sybilla acudieron a su rescate con algunos consejos. En el lado contrario se encontraba Isabel, a quien se la vio bastante relajada y "adelantada", en palabras de los jueces, con su labor.

La tranquilidad de Isabel fue recompensada con la mejor clasificación en esta primera prueba. Como le dijo Caprile, su vestido estaba "muy bien trabajado, muy bien resuelto y muy bien interpretado el patronaje". La peor puntuación, por otra parte, terminó llevándosela Amparo, a quien nuevamente Caprile, haciendo gala de su dureza habitual, le advirtió que lo que había hecho era " un insulto, y tenías el mejor tejido de todos. Lo has masacrado. O cambias un poco la actitud o en este taller vas a durar muy poco".

Problemática prueba por equipos

El segundo reto, por equipos, al que tuvieron que enfrentarse los concursantes tuvo lugar en Matadero Madrid, en la sede del Ballet Nacional de España, donde debían confeccionar dos trajes, uno de hombre y otro de mujer, diseñados por Teresa Helbig para el espectáculo 'Alenta'. Como primera clasificada, Isabel fue nombrada jefa de taller, y eligió a Pedro como segundo jefe del equipo contrario por su juventud, pues según la concursante, "es un rival que me va a hacer brillar".

[Raquel Sánchez Silva: una costurera sin patrón]

Pese a todo, ambos grupos tuvieron sus más y sus menos durante la prueba. En el de Pedro, "Amparo la está liando parda", percibió Escoté, mientras que Alejandro se equivocó a la hora de realizar el canesú y lo cosió al revés. El liderado por Isabel también tuvo problemas con Anastasia, quien entre otros errores cortó varias veces el mismo patrón y dejó a Lara y a Rosa sin tela suficiente para su quehacer.

Finalmente, el reto concluyó con un desacuerdo entre Caprile, quien acusó a Pedro de dedicarse más a posar en cámara que a coser, y el propio concursante, que se ofendió con el comentario. No faltaron las lágrimas de Anastasia y Alejandro, sobrepasados por la presión.

Una vez entregado el resultado, Caprile afirmó que pensaba "que iba a tardar un poquito en enfadarme en esta edición, pero habéis conseguido sacarme de quicio en la segunda prueba". El veredicto de los jueces benefició al grupo de Pedro, ganador del desafío. Como recompensa, sus miembros se salvaron de participar en la prueba eliminatoria.

El desafío definitivo

De vuelta en el taller, los integrantes del equipo de Isabel abordaron la última prueba y definitiva: la eliminatoria. En esta, debían confeccionar una creación de libre elección lo más original posible, empleando para ello una serie de elementos concretos como toallas y fregonas. Además, María Escoté se sumó al reto elaborando su propio modelo.

Concluida la prueba, Lara fue la mejor valorada y la que, a juicio de Caprile, "mejor ha entendido la prueba de hoy", con su vestido azul a dos piezas y una emotiva historia detrás que describía su dura experiencia como transexual.

[Alba, primera expulsada de 'Maestros de la costura' por no "enterarse de nada"]

Por su parte, la primera damnificada de este programa fue Alba. La participante no acertó con su moderno collar "al estilo japonés" que eligió elaborar. Así, dejó el mandil y el alfiletero y sobre su mesa y abandonó el plató visiblemente emocionada. "Esto es una tomadura de pelo. No te has enterado de nada", le reprochó Caprile. "¿Con todo lo que tenías ahí nos presentas esto? Esto no es costura", sentenció el modisto.

Señor con maletín

Detrás de toda gran historia hay otra que merece ser contada

Conoce en profundidad las 20 exclusivas que han convertido a El Confidencial en el periódico más influyente.
Saber más
Programas TV Lorenzo Caprile Maestros de la costura TVE
El redactor recomienda